Genero Clase3

download Genero Clase3

of 10

  • date post

    06-Jul-2018
  • Category

    Documents

  • view

    221
  • download

    0

Embed Size (px)

Transcript of Genero Clase3

  • 8/17/2019 Genero Clase3

    1/10

     

    Página | 1

    Especialización en Educación y Derechos Humanos

    Módulo: Educación y género

    Clase 3: Docencia y militancia

    ¡Les damos la bienvenida a la clase N° 3 de este módulo!

    Hemos llegado a la mitad del módulo de género y ya tenemos algunas herramientas para

    pensar esta categoría en nuestras prácticas. Luego de haber recorrido en la clase anterior un panorama más histórico sobre la lucha de las mujeres, esta clase se propone pensar la

    politicidad de nuestros cuerpos en la instancia de enseñanza-aprendizaje. Comenzamos por

    algunas trayectorias políticas docentes que se encarnan en “las maestras militantes”;

    pensaremos luego qué aportan para pensar el cruce de educación y política las corrientes de

    la educación popular y las pedagogías críticas y luego finalizaremos con las luchas del

    movimiento de mujeres y del colectivo LGTTTBI en relación a la educación y a la formación

    docente. En este recorrido nos detendremos, además, en algunos cambios legislativos

    recientes en donde subrayaremos la dimensión pedagógica de las leyes y su impacto en el ámbito escolar.

    1. Liderazgos y proyectos educativos

    Con la consigna “Lo personal es político”, las feministas dieron la disputa por demostrar que

    el espacio público y privado de los varones, trabajo, ocio y retiro, no era el mismo espacio

    público y privado de las mujeres, de trabajo remunerado y trabajo doméstico invisibilizado y

    no retribuido. Pero además de esta división sexual del trabajo que separa tradicionalmente a

    varones en la esfera pública y mujeres en la esfera doméstica, existen espacios en los que el

    predominio de uno u otro sexo imprime ciertas características e influye a su vez en su elección

    o descarte como proyecto de vida.

    La docencia y la enfermería, se pueden contar entre esos espacios en los que la existencia de

    una mayoría de mujeres produce lo que denominamos feminización del trabajo. Estas dos

    carreras se encuadran en el sector servicios y se asocian al cuidado del otro, ambas también

  • 8/17/2019 Genero Clase3

    2/10

     

    Página | 2

    Especialización en Educación y Derechos Humanos

    se vincularon durante mucho tiempo a una “vocación”, que necesitó ser puesta en valor con

    el término “trabajadoras/es de la educación” (o de la salud) para dimensionar que su importancia, además de social, se debía valorar en términos económicos.

    Es decir, los patrones generales que hemos descrito imprimen un cierto conjunto de

    condicionantes a nivel subjetivo cuyos resultados podemos verlos tanto en la elección de

    carreras terciarias y universitarias como en las trayectorias laborales adultas de varones y

    mujeres. Las mujeres tienden a inclinarse, en el diseño de sus proyectos de vida, por carreras

    y trabajos orientados a brindar servicios y cuidados de otras personas, mientras que los

    varones continúan vinculados a carreras técnicas o actividades ligadas a diversas áreas

    productivas. Podemos decir que, entre las causas de estas elecciones vitales, se cuentan las

    formas de estructuración de las subjetividades –procesos que comienzan a operar desde la

    primera infancia y que se profundizan a lo largo de la vida–  y los patrones internalizados

    fuertemente permeados por el prisma androcéntrico o de dominación masculina que hemos

    delineado.

    Un espacio en el que esta situación evidencia

    desigualdades de poder son los sindicatos, donde las

    trabajadoras docentes -en superioridad numérica- aún deben conquistar niveles de paridad en la

    representación dirigencial. Lo mismo con las

    posiciones jerárquicas, ya que la feminización del

    sistema educativo es más pronunciada en los niveles

    de inicial y primaria y disminuye progresivamente en

    los niveles medio y superior donde el profesorado

    tiene mayor estatus. Sucede algo similar con los

    puestos de dirección y supervisión, tal como lo ha constatado Graciela Morgade quien sostiene que una

    de las deudas, en los estudios de Educación y Género

    es pensar el modo en que las mujeres ejercen el

    poder, en lo que ella define como “poner el cuerpo”.

    Según la autora, una mujer que conduce siempre

    tiene un cuerpo más leído en términos sexuales. El

    ejercicio de poder o autoridad, cuando se trata de una mujer, tiende a producir -

    especialmente en sus detractores- asociaciones en torno a su cuerpo o sexualidad.

    En el siguiente audio escuchamos un fragmento de la intervención de Graciela Morgade que con motivo de la publicación de Mujeres que dirigen poniendo el cuerpo. Poder, autoridad y género en la educación primaria (Noveduc, 2010) habla de las figuraciones de varones y mujeres en los cargos de dirección escolar en el programa educativo

    "Sintonía Educar". 

    Según el planteo de Morgade, ¿cómo incide la diferencia sexual en el liderazgo de un proyecto pedagógico? ¿Están de acuerdo con la autora cuando sostiene que en la misma posición un director o supervisor se encuentra más autorizado para ejercer el poder?

    http://sintoniaeducar.blogspot.com.ar/2013/07/ejercer-la-conduccion-en-la-escuela.html http://sintoniaeducar.blogspot.com.ar/2013/07/ejercer-la-conduccion-en-la-escuela.html http://sintoniaeducar.blogspot.com.ar/2013/07/ejercer-la-conduccion-en-la-escuela.html http://sintoniaeducar.blogspot.com.ar/2013/07/ejercer-la-conduccion-en-la-escuela.html http://sintoniaeducar.blogspot.com.ar/2013/07/ejercer-la-conduccion-en-la-escuela.html http://sintoniaeducar.blogspot.com.ar/2013/07/ejercer-la-conduccion-en-la-escuela.html http://sintoniaeducar.blogspot.com.ar/2013/07/ejercer-la-conduccion-en-la-escuela.html

  • 8/17/2019 Genero Clase3

    3/10

     

    Página | 3

    Especialización en Educación y Derechos Humanos

    2. Las maestras militantes

    Las mujeres son mayoría en los gremios de

    servicios, pero esto no se traduce en cargos de

    representación de afiliadas/os o en la conducción.

    Aunque hoy, en menor medida, las mujeres ya no

    eligen entre trabajar fuera del hogar o formar una

    familia sino que intentan conciliar ambas

    cuestiones, sumar una tercera actividad como la

    militancia gremial sigue siendo más problemático

    para las mujeres que para los varones. Esto

    también se percibe en la elección de los puestos

    que “prefieren” ocupar con horarios que permiten

    conciliar trabajo remunerado y trabajo doméstico,

    aunque eso implique trayectorias con menos

    posibilidades de ascenso. Aún hoy, los sindicatos –

    al igual que los partidos políticos- y a pesar de que existe una ley de cupo femenino,

    mantienen una estructura jerárquica con una amplia base de trabajadoras y trabajadores que

    sostienen a grupos de varones con poder de decisión. Aunque trabajadoras y trabajadores

    tienen, supuestamente, igual acceso a estos espacios (dependiendo de sus opciones políticas

    ideológicas y de sus estrategias de vida), para las mujeres estas posibilidades se encuentran

    condicionadas por sus responsabilidades domésticas.

    Como hemos visto en la clase 2, el trabajo docente además de los factores que promovieron

    su feminización presenta condiciones menos hostiles que otros empleos en el sector servicios: las licencias por maternidad, días por enfermedad de familiares, vacaciones; específicamente

    el sector consiguió sancionar su estatuto con algunos de estos derechos, entre los que

    destacan la posibilidad de un retiro con veinticinco años de antigüedad y el 82 por ciento

    móvil del salario de las/os docentes en actividad.

    Estas conquistas se deben a la lucha incansable y a la organización: a la participación masiva

    en medidas de fuerza como marchas y asambleas. Sin embargo, en el espacio sindical, las

    mujeres participan con fuerza en las bases y en los niveles intermedios como comisiones

    Invitamos a escuchar el siguiente audio radial donde se entabla un diálogo entre las conductoras del ciclo  “Toda educación es sexual”   y Estefanía Aguirre, Secretaria de género e Igualdad de Oportunidades de CTERA sobre varios de los temas que hemos recorrido hasta aquí.

    ¿Cuáles son las herramientas que ofrece el sindicato para la labor docente? ¿Qué desafíos plantean los sindicatos para la participación de las trabajadoras docentes?

    http://radiotodaeducacionessexual.blogspot.com.ar/search/label/Emisi%C3%B3n%2013%3A%20Trabajo%20docente%20y%20Sindicatos http://radiotodaeducacionessexual.blogspot.com.ar/search/label/Emisi%C3%B3n%2013%3A%20Trabajo%20docente%20y%20Sindicatos http://radiotodaeducacionessexual.blogspot.com.ar/search/label/Emisi%C3%B3n%2013%3A%20Trabajo%20docente%20y%20Sindicatos http://radiotodaeducacionessexual.blogspot.com.ar/search/label/Emisi%C3%B3n%2013%3A%20Trabajo%20docente%20y%20Sindicatos http://radiotodaeducacionessexual.blogspot.com.ar/search/label/Emisi%C3%B3n%2013%3A%20Trabajo%20docente%20y%20Sindicatos http://radiotodaeducacionessexual.blogspot.com.ar/search/label/Emisi%C3%B3n%2013%3A%20Trabajo%20docente%20y%20Sindicatos http://radiotodaeducacionessexual.blogspot.com.ar/search/label/Emisi%C3%B3n%2013%3A%20Trabajo%20docente%20y%20Sindicatos http://radiotodaeducacionessexual.blogspot.com.ar/search/label/Emisi%C3%B3n%2013%3A%20Trabajo%20docente%20y%