UNIVERSIDAD CENTRAL DEL ECUADOR · Conducta adaptativa en personas con autismo mayores de 18 años...

Click here to load reader

  • date post

    30-Mar-2020
  • Category

    Documents

  • view

    5
  • download

    0

Embed Size (px)

Transcript of UNIVERSIDAD CENTRAL DEL ECUADOR · Conducta adaptativa en personas con autismo mayores de 18 años...

  • UNIVERSIDAD CENTRAL DEL ECUADOR

    FACULTAD DE CIENCIAS PSICOLÓGICAS

    CARRERA DE PSICOLOGÍA INFANTIL Y

    PSICORREHABILITACIÓN

    Conducta adaptativa en personas con autismo mayores de 18 años en un

    centro terapéutico en Quito.

    Trabajo de titulación modalidad proyecto de investigación previo a la

    obtención del título de Psicóloga Infantil y Psicorrehabilitadora

    Autora: Galarraga Pavón Andrea Rosario

    Tutora: Dra. Ivanovna Katerina Cadena Rodríguez, MSc.

    Quito, 2019

  • ii

    A. PRELIMINARES

    DERECHOS DE AUTOR

    Yo, Andrea Rosario Galarraga Pavón en calidad de autora y titular de los derechos morales

    y patrimoniales del trabajo de titulación CONDUCTA ADAPTATIVA EN PERSONAS

    CON AUTISMO MAYORES DE 18 AÑOS EN UN CENTRO TERAPÉUTICO EN

    QUITO, modalidad Proyecto de Investigación, de conformidad con el Art. 114 del CÓDIGO

    ORGÁNICO DE LA ECONOMÍA SOCIAL DE LOS CONOCIMIENTOS,

    CREATIVIDAD E INNOVACIÓN, concedo a favor de la Universidad Central del Ecuador

    una licencia gratuita, intransferible y no exclusiva para el uso no comercial de la obra, con

    fines estrictamente académicos. Conservo a mi favor todos los derechos de autor sobre la

    obra, establecidos en la normativa citada.

    Así mismo, autorizo a la Universidad Central del Ecuador para que realice la digitalización

    y publicación de este trabajo de titulación en el repositorio virtual, de conformidad a lo

    dispuesto en el Art. 144 de la Ley Orgánica de Educación Superior.

    El autor declara que la obra objeto de la presente autorización es original en su forma de

    expresión y no infringe el derecho de autor de terceros, asumiendo la responsabilidad por

    cualquier reclamación que pudiera presentarse por esta causa y liberando a la Universidad

    de toda responsabilidad.

    Firma: ________________________________

    Nombres y Apellidos: Andrea Rosario Galarraga Pavón

    C.C: 1750326520

    Dirección electrónica: [email protected]

  • iii

    APROBACIÓN DEL TUTOR

    En mi calidad de Tutor del Trabajo de Titulación, presentado por ANDREA ROSARIO

    GALARRAGA PAVÓN, para optar por el Grado de Psicóloga Infantil y

    Psicorrehabilitadora; cuyo título es: CONDUCTA ADAPTATIVA EN PERSONAS CON

    AUTISMO MAYORES DE 18 AÑOS EN UN CENTRO TERAPÉUTICO EN QUITO,

    considero que dicho trabajo reúne los requisitos y méritos suficientes para ser sometido a la

    presentación pública y evaluación por parte del tribunal examinador que se designe.

    En la ciudad de Quito, a los 24 días del mes de septiembre de 2019.

    __________________________________________

    Dra. Ivanovna Katerina Cadena Rodríguez, MSc.

    DOCENTE-TUTORA

    C.C. 0602690786

  • iv

    DEDICATORIA

    A Dios, por poner esperanza en mi corazón para culminar un sueño.

    A mi abuelita Rosario, por su amor eterno y guía constante desde el cielo.

    A mis padres y hermanos, que siempre confiaron en mis conocimientos y me apoyaron

    especialmente cuando en este camino encontré dificultades. Esto es para ustedes y por

    ustedes.

    A toda mi familia, en especial a mis primos Gabriela, Rubén, Julio y Samantha.

    El presente trabajo de investigación se desarrolló día tras día con ánimo, esfuerzo,

    dedicación y perseverancia, el mismo está dedicado a todas las personas que de una u otra

    forma estuvieron presentes en este camino, aquellas personas con las que compartí el inicio

    de mi sueño, los que llegaron a mitad del proceso y aquellas que se quedaron en el camino.

  • v

    AGRADECIMIENTO

    Mis más sinceros agradecimientos a la Universidad Central del Ecuador y a la Facultad de

    Ciencias Psicológicas, por haberme acogido y formado rigurosamente para servir a la

    sociedad ecuatoriana.

    Mi gratitud inmensa al área de Salud de la Universidad Andina Simón Bolívar, por

    permitirme dar mis primeros pasos en el mundo de la investigación.

    Alma mater, corazón andino.

    Mi reconocimiento a la M.Sc. Ivanovna Cadena, excelente docente, profesional y amiga.

    Por dedicar su tiempo y sabiduría para la culminación de la presente investigación.

    Mi gratitud a la Fundación Camino Especial, por haberme permitido realizar mi trabajo de

    investigación en sus instalaciones. A cada una de las personas que fueron parte de la

    investigación.

    ¡Celebramos la Neurodiversidad!

  • vi

    ÍNDICE DE CONTENIDOS

    A. PRELIMINARES

    Derechos de autor .................................................................................................................. ii

    Lista de tablas ....................................................................................................................... ix

    Lista de anexos ...................................................................................................................... x

    Resumen xi

    Abstract xii

    B. INFORME FINAL DEL TRABAJO DE TITULACIÓN

    INTRODUCCIÓN ................................................................................................................. 1

    PLANTEAMIENTO DEL PROBLEMA .............................................................................. 3

    Preguntas de investigación. ............................................................................................... 5

    Objetivos de la investigación ............................................................................................. 5

    Objetivo general. ........................................................................................................... 5

    Objetivos específicos. .................................................................................................... 5

    JUSTIFICACIÓN .................................................................................................................. 6

    Limitaciones de la investigación ....................................................................................... 7

    MARCO TEÓRICO ............................................................................................................ 8

    CAPÍTULO 1

    CONDUCTA ADAPTATIVA ........................................................................................ 10

    1. Definiciones o conceptos de la Conducta Adaptativa. ...................................... 10

    1.1.1. Comunicación ................................................................................................ 13

    1.1.2. Autocuidado .................................................................................................. 13

    1.1.3. Habilidades de vida en el hogar ..................................................................... 13

    1.1.4. Habilidades sociales ...................................................................................... 14

    1.1.5. Utilización de la comunidad .......................................................................... 14

    1.1.6. Autodirección ................................................................................................ 15

    1.1.7. Salud y seguridad .......................................................................................... 15

    1.1.8. Académicas funcionales ................................................................................ 16

    1.1.9. Ocio y tiempo libre ........................................................................................ 16

    1.1.10. Trabajo ....................................................................................................... 17

    2. Teorías o modelos teóricos que explican de la Conducta Adaptativa. ..................... 17

    2.1. . Modelo biologicista. ........................................................................................ 17

  • vii

    2.2. Condicionamiento operante............................................................................... 17

    2.3. Teoría transaccional del desarrollo. .................................................................. 18

    2.4. Modelo multidimensional del funcionamiento humano.................................... 18

    3. Conducta adaptativa en discapacidad ....................................................................... 19

    4. Evaluación de la conducta adaptativa ....................................................................... 20

    5. Perspectiva Actual de la Conducta Adaptativa......................................................... 21

    6. Investigaciones nacionales de la Conducta Adaptativa. ........................................... 22

    7. Investigaciones internacionales de la Conducta Adaptativa. ................................... 24

    CAPÍTULO 2:

    TRASTORNO DEL ESPECTRO AUTISTA (TEA) .......................................................... 25

    1. Definiciones o conceptos del Trastorno del Espectro Autista. ................................. 25

    2. Teorías o modelos teóricos que explican el Trastorno del Espectro Autista. ........... 30

    1.1. Teoría de la disfunción ejecutiva. ..................................................................... 30

    1.2. Teoría de la coherencia central débil................................................................. 30

    1.3. Teoría de la ceguera mental. ................................................................................. 31

    1.4. Teoría de la empatía-sistematización. ............................................................... 31

    1.5. Teoría del cerebro masculino extremo. ............................................................. 32

    1.6. La teoría magnocelular. ..................................................................................... 32

    1.7. Teoría de las neuronas espejo............................................................................ 32

    2. Autismo y funcionalidad .......................................................................................... 32

    3. Perspectiva Actual del Trastorno del Espectro Autista. ........................................... 34

    4. Investigaciones nacionales del Trastorno del Espectro Autista................................ 36

    5. Investigaciones internacionales del Trastorno del Espectro Autista. ....................... 38

    MARCO METODOLÓGICO .......................................................................................... 40

    Definición conceptual de variables.................................................................................. 40

    Operacionalización de variables. ..................................................................................... 40

    Enfoque y tipo de la investigación .................................................................................. 41

    Enfoque de la investigación. ........................................................................................ 41

    Tipo de la investigación. .............................................................................................. 41

    Diseño de investigación ................................................................................................... 42

    Población y muestra ........................................................................................................ 42

    Descripción de la Población. ....................................................................................... 42

    Tipo y método de muestreo. ............................................................................................ 42

    Cálculo del tamaño de la muestra. .............................................................................. 43

    Criterios de inclusión y exclusión. .............................................................................. 43

  • viii

    Procedimiento .................................................................................................................. 44

    Procedimiento de recolección de datos. ...................................................................... 44

    Adaptación del Sistema para la Evaluación de la Conducta Adaptativa ABAS-II ............. 47

    Marco referencial ................................................................................................................. 49

    RESULTADOS DE LA INVESTIGACIÓN ...................................................................... 50

    DISCUSIÓN ........................................................................................................................ 64

    CONCLUSIONES ............................................................................................................. 67

    RECOMENDACIONES ................................................................................................... 69

    REFERENCIAS ................................................................................................................ 70

  • ix

    LISTA DE TABLAS

    Tabla 1 Índice de la Conducta Adaptativa General en personas con autismo mayores de

    18 años ................................................................................................................ 50

    Tabla 2 Índice del Dominio Conceptual de la Conducta Adaptativa en personas con

    autismo mayores de 18 años ............................................................................... 51

    Tabla 3 Dominio Conceptual: área Comunicación, de la Conducta Adaptativa en

    personas con autismo mayores de 18 años.......................................................... 52

    Tabla 4 Dominio Conceptual: área Habilidades académicas funcionales, de la Conducta

    Adaptativa en personas con autismo mayores de 18 años .................................. 53

    Tabla 5 Dominio Conceptual: área Autodirección, de la Conducta Adaptativa en

    personas con autismo mayores de 18 años.......................................................... 54

    Tabla 6 Índice del Dominio Social de la Conducta Adaptativa en personas con autismo

    mayores de 18 años ............................................................................................. 55

    Tabla 7 Dominio Social: área Ocio, de la Conducta Adaptativa en personas con autismo

    mayores de 18 años ............................................................................................. 56

    Tabla 8 Dominio Social: área Social, de la Conducta Adaptativa en personas con autismo

    mayores de 18 años ............................................................................................. 57

    Tabla 9 Índice del Dominio Práctico de la Conducta Adaptativa en personas con autismo

    mayores de 18 años ............................................................................................. 58

    Tabla 10 Dominio Práctico: área Utilización de los Recursos Comunitarios, de la

    Conducta Adaptativa en personas con autismo mayores de 18 años .................. 59

    Tabla 11 Dominio Práctico: área Vida en el Hogar, de la Conducta Adaptativa en personas

    con autismo mayores de 18 años......................................................................... 60

    Tabla 12 Dominio Práctico: área Salud y Seguridad, de la Conducta Adaptativa en

    personas con autismo mayores de 18 años.......................................................... 61

    Tabla 13 Dominio Práctico: área Autocuidado, de la Conducta Adaptativa en personas con

    autismo mayores de 18 años ............................................................................... 62

    Tabla 14 Dominio Práctico: área Empleo, de la Conducta Adaptativa en personas con

    autismo mayores de 18 años ............................................................................... 63

  • x

    LISTA DE ANEXOS

    Anexo 1. Plan de investigación aprobado ........................................................................... 73

    Anexo 2. Tablas de porcentaje de acuerdo en la validación lingüística de test ABAS-II

    ........................................................................................................................... 105

    Anexo 3. Matriz de consistencia ....................................................................................... 123

    Anexo 4. Documento de autorización de la institución donde se realizará la

    investigación. .................................................................................................... 125

    Anexo 5. Formato del formulario de consentimiento informado ...................................... 126

    Anexo 6. Declaración de confidencialidad ........................................................................ 134

    Anexo 7. Declaración de conflicto de intereses ................................................................ 136

    Anexo 8. Declaración de idoneidad ................................................................................... 138

  • xi

    RESUMEN

    Título: Conducta adaptativa en personas con autismo mayores de 18 años que asisten a

    una fundación en Quito.

    Autor: Galarraga Pavón Andrea Rosario

    Tutor: Dra. Ivanovna Katerina Cadena Rodríguez, MSc.

    El trabajo de investigación, tiene como objetivo describir la conducta adaptativa general en

    personas con autismo mayores de 18 años que asisten a un Centro Terapéutico Integral

    Fundación Camino Especial en el Distrito Metropolitano de Quito. Se fundamenta en el

    modelo ecológico de Bronfenbrenner, debido a que, este modelo enfatiza en las interacciones

    que una persona tiene con los diferentes sistemas ecológicos: microsistema, mesosistema,

    exosistema y macrosistema, los cuales afectan directa o indirectamente al desarrollo de la

    conducta. Relacionando el modelo con las personas en situación de discapacidad, se observa

    que la conducta está influenciada por varios factores presentes a lo largo de la vida,

    desarrollando una respuesta única para cada situación que se les presente. La investigación

    tiene un enfoque cuantitativo, de tipo no experimental, diseño transversal y descriptivo,

    aplicada en una población de 16 personas. Se realizó la validación lingüista del Sistema para

    la Evaluación de la Conducta Adaptativa (ABAS-II) mediante el método de juicio de

    expertos obteniendo un al porcentaje de acuerdo por pregunta, a continuación, con el test

    resultante se obtuvieron los datos, bajo el procedimiento ético correspondiente. Se evidencia

    que las características de la conducta adaptativa de los participantes de la investigación, en

    su mayoría presentan un rango de funcionamiento bajo en el índice general, en el domino

    conceptual en su mayoría presentan un rango de funcionamiento medio bajo, en el dominio

    social presentan un rango de funcionamiento muy bajo y en el dominio práctico en su

    mayoría presentan un rango de funcionamiento medio bajo.

    PALABRAS CLAVES: CONDUCTA ADAPTATIVA, AUTISMO, ADULTEZ, INTERVENCIÓN.

  • xii

    TITLE: Adaptive behavior in people over 18 years old with autism who attend a foundation

    in Quito.

    Author: Galarraga Pavón Andrea Rosario

    Tutor: Dra. Ivanovna Katerina Cadena Rodríguez, MSc.

    ABSTRACT

    The research work aims to describe the general adaptive behavior in people with autism over

    18 years old attending an Integral Therapeutic Center Camino Especial Foundation in the

    Metropolitan District of Quito. It is based on the ecological model of Bronfenbrenner,

    because this model emphasizes the interactions that a person has with the different ecological

    systems: microsystem, mesosystem, exosystem and macrosystem, which directly or

    indirectly affect the development of behavior. Relating the model with people with

    disabilities, it is observed that the behavior is influenced by several factors present

    throughout life, developing a unique response for each situation that occurs. The research

    has a quantitative approach, non-experimental, transversal and descriptive design, applied in

    a population of 16 people. The linguistic validation of the Adaptive Behaviour Assessment

    System(ABAS-II) was performed using the expert judgment method obtaining a percentage

    of agreement per question; then, with the resulting test, the data were obtained under the

    corresponding ethical procedure. It is evident that the characteristics of the adaptive behavior

    of the research participants, mostly have a low operating range in the general index, in the

    conceptual domain they mostly have a low average operating range, in the social domain

    they present a very low operating range and in the practical domain they mostly have a

    medium low operating range.

    KEYWORDS: ADAPTIVE BEHAVIOR, AUTISM, ADULTHOOD, INTERVENTION.

    I CERTIFY that the above and foregoing is a true and correct translation of the

    original document in Spanish

    M.Sc. Edison Alejandro Almachi M.

    ENGLISH PROFESSOR/TRANSLATOR

    ID 1713981817

  • 1

    B. INFORME FINAL DEL TRABAJO DE TITULACIÓN

    INTRODUCCIÓN

    Según la Asociación Americana de Discapacidades Intelectuales y del Desarrollo

    (AAIDD) (2011) afirma que: “la conducta adaptativa es el conjunto de habilidades

    conceptuales, sociales y prácticas que han sido aprendidas por las personas para funcionar en

    su vida diaria” (p.46).

    Estas habilidades le permiten a la persona desarrollar su autonomía e independencia acorde

    a la edad que tenga. Denotando que el logro de la autonomía personal es un derecho de las

    personas con algún tipo de discapacidad, esto se debe procurar alcanzar teniendo en cuenta las

    limitaciones propias de su condición; esto con el fin de lograr una adecuada calidad de vida.

    El presente trabajo de investigación se encuentra direccionado a una problemática de la

    psicorrehabilitación, en el cual se busca describir la conducta adaptativa general en personas

    con autismo mayores de 18 años. La investigación se realizó en el Centro Terapéutico Integral

    Fundación Camino Especial ubicada en el centro norte del Distrito Metropolitano de Quito, en

    las personas que asistieron a sus terapias durante el periodo 2019. En el estudio no se trabajó

    con muestra, se realizó la investigación con toda la población asistente a la fundación, que

    cumpliera con los criterios de inclusión. Por tal motivo, fueron 16 personas con diagnóstico

    formal de autismo mayores de 18 años que participaron en el estudio.

    Para el desarrollo del marco teórico se realizó una lectura y reflexión exhaustiva de los

    referentes bibliográficos y plataformas académicas, ubicando dos temas centrales: conducta

    adaptativa y autismo.

    El posicionamiento teórico del presente estudio se basa en el modelo ecológico de

    Bronfenbrenner, puesto que, el modelo describe como se presentan las interacciones de una

    persona con sus diferentes sistemas ecológicos los cuales determinaran el desarrollo de la

  • 2

    conducta. Bronfenbrenner propone cuatro tipos de influencias en el desarrollo del individuo:

    microsistema, mesosistema, exosistema y macrosistema. (Gómez, Viguer y Cantero, 2014)

    Exponiendo el modelo ecológico en las personas en situación de discapacidad, la relación

    que presenta en cada sistema y su influencia para el desarrollo de la conducta. Se realizó la

    validación lingüística del Sistema para la Evaluación de la Conducta Adaptativa. ABAS-II

    mediante el método juicio de expertos, en el que se obtuvo un alto porcentaje de acuerdo por

    pregunta correspondiente a cada categoría: claridad, compresión, precisión, pertinencia y

    relevancia.

    Los datos cuantitativos y cualitativos que se obtuvieron en la investigación fue mediante la

    aplicación del test con validación lingüística, con el propósito de describir el estado de la

    conducta adaptativa general en los participantes, conjuntamente con la descripción del

    dominio conceptual, social y práctico, y un resultado por las 10 áreas que conforman la

    conducta adaptativa.

  • 3

    PLANTEAMIENTO DEL PROBLEMA

    El pensamiento sobre el autismo se ha ido transformando con el paso del tiempo, gracias a

    las investigaciones que se han realizado. Según el Diagnostic and Statistical Manual of

    Mental Disorders-5 (DSM-5) incluye al autismo en los trastornos del neurodesarrollo, esto

    debido a que estos trastornos tienen su origen durante el periodo de gestación, produciendo

    deficiencia en el desarrollo lo que ocasiona limitaciones a nivel personal, social académico,

    etc (Vázquez, Moo, Meléndez, Magriñá y Méndez,2017).

    Las personas con Trastorno del Espectro Autista, presentan dificultades en la conducta

    adaptativa, la cual es considerada como un constructo multidimensional porque está

    compuesta por habilidades conceptuales, sociales y prácticas, estas habilidades se han

    desarrollado mediante el aprendizaje a lo largo del ciclo vital de una persona (AAIDD,2011).

    La mayoría de las definiciones inciden en los dominios de autoayuda, interpersonal, de

    comunicación, vocacional y de habilidades domésticas; se reconoce que el constructo

    depende de las expectativas de los grupos culturales y de las demandas de las

    situaciones particulares y significativas con las que interacciona la persona. (Gento,

    Riaño & Merino, 2011, p.83)

    Las limitaciones en la conducta adaptativa ocasionan que la persona tenga dificultades en

    reaccionar a los cambios vitales, diferentes situaciones que se presentan en su entorno y en las

    actividades que se desarrollan diariamente, evitando de esta forma que tenga una calidad de

    vida adecuada (AAIDD,2011).

    A nivel internacional según la OMS en el 2018, se calcula que 1 de cada 160 (0,625%)

    niños en el mundo tiene un Trastorno del Espectro Autista (TEA). Esto se conoce dentro de

    los estudios que se han realizado en países desarrollados, mientras que la prevalencia de un

    TEA en los países en vías de desarrollo aún se desconoce.

  • 4

    El National Health Stadistic Reports de Estados Unidos, informa que para el año 2011-

    2012 The National Survey of Children’s Health (NSCH) estima que un 2% de los

    niños entre 6 y 17 años tiene TEA. Siendo para los niños en edad escolar es tres veces

    más probable tener TEA que para las niñas (3,23% comparado con 0,70%).

    (Grassi,2018)

    La realidad sobre el autismo en el Ecuador no es tan diferente a la realidad internacional.

    En el informe del año 2016 del Ministerio de Salud Pública, se publican datos sobre el

    autismo según la clasificación del CIE 10, en el cual se indica que en el Ecuador existen 1258

    personas con TEA, entre las cuales 254 personas presentan autismo atípico,792 personas

    tienen diagnóstico de autismo en la niñez, 205 personas con asperger y 15 personas con

    síndrome de Rett (López y Larrea,2017).

    Existe aún la creencia que el autismo es un trastorno del desarrollo que solamente aparece en

    la infancia, pero en realidad el autismo es una condición de vida, que estará presente durante

    todo el ciclo vital de la persona que posea este diagnóstico. Es decir, el autismo comienza a

    observarse en la infancia (Frith, Rivière & Núñez,2004). Ahora bien, mediante una revisión

    de las plataformas académicas y de diferentes instituciones, no se encontraron datos

    estadísticos generales e internacionales sobre la conducta adaptativa. La conducta adaptativa

    sirve como un componente para el diagnóstico eficaz de la discapacidad intelectual, de igual

    manera es un factor importante para el desarrollo de los programas y planes de intervención

    ajustados a las necesidades individuales de personas con discapacidad (AAIDD,2011). Sin

    embargo, existen varias investigaciones sobre el tema, pero direccionados a la discapacidad

    intelectual tanto a nivel internacional, nacional y local. La conducta adaptativa en autismo se

    detalla en estudios de otros países, por tal razón se realizará la descripción de la misma en

    personas adultas con diagnóstico de autismo en un periodo de 5 meses entre abril del 2019

    hasta agosto del 2019 dentro de una fundación del Distrito Metropolitano de Quito (DMQ).

  • 5

    Preguntas de investigación.

    Pregunta general.

    ¿Cómo se manifiesta la conducta adaptativa en personas con autismo mayores de 18 años que

    asisten a un centro terapéutico en el Distrito Metropolitano de Quito (DMQ)?

    Preguntas específicas.

    ¿Cómo se expresan las habilidades conceptuales de la conducta adaptativa en personas

    con autismo mayores de 18 años del centro terapéutico en el DMQ?

    ¿Cuál es el nivel de desarrollo de las habilidades sociales en personas con autismo

    mayores de 18 años que asisten a un centro terapéutico en el DMQ?

    ¿Cómo se manifiestan las habilidades prácticas de la conducta adaptativa en personas

    con autismo mayores de 18 años del centro terapéutico en el DMQ?

    Objetivos de la investigación

    Objetivo general.

    Describir la conducta adaptativa general en personas con autismo mayores de 18 años que

    asisten a un centro terapéutico en el Distrito Metropolitano de Quito.

    Objetivos específicos.

    1. Determinar las habilidades conceptuales de la conducta adaptativa en personas con

    autismo mayores de 18 años de un centro terapéutico en el DMQ

    2. Identificar el nivel de desarrollo de las habilidades sociales de la conducta adaptativa

    en personas con autismo mayores de 18 años de un centro terapéutico en el DMQ

    3. Detallar las habilidades prácticas de la conducta adaptativas en personas con autismo

    mayores de 18 años de un centro terapéutico en el DMQ

  • 6

    JUSTIFICACIÓN

    La relevancia teórica radica en la descripción conceptual de la variable: conducta

    adaptativa, considerando que esta variable es fundamental en la evaluación y diagnóstico

    en personas en situación de discapacidad intelectual y sustancialmente utilizada para la

    elaboración de programas de intervención en personas con discapacidad. Sin embargo, el

    pretender describir la conducta adaptativa en la población de personas adultas con

    diagnóstico de Trastorno del Espectro Autista, permite un aporte a la comprensión de cómo

    se manifiesta la conducta adaptativa en esta población. Concibiendo un nuevo

    conocimiento de cómo es el desarrollo de la conducta adaptativa junto con sus dimensiones

    conceptuales, sociales y prácticas.

    Con respecto al aporte metodológico, la investigación describe la variable dentro de la

    población de personas adultas con diagnóstico de autismo, permitiendo plantear un nuevo

    modelo explicativo sobre el desarrollo de las dimensiones que conforman la conducta

    adaptativa.

    La justificación práctica esta direccionada a responder la necesidad de establecer

    procesos diferenciados en el momento del tratamiento psicológico y psicorrehabilitador.

    Mediante la identificación de la conducta adaptativa en personas adultas con autismo,

    permitiría: tomar decisiones eficaces en el momento de realizar un plan de intervención

    direccionado al alcance de la autonomía de la persona con autismo, sabiendo que el

    desarrollo de la autonomía está inscrito dentro de los derechos de las personas con

    discapacidad, al igual que el derecho de la inclusión laboral.

    En definitiva, la justificación social se basa en el aporte de los resultados hacia la

    necesidad de una atención integral y multidisciplinaria en los programas de intervención,

    los cuales deben responder a las necesidades individuales, puesto que el trastorno del

    espectro autista, al ser considerado como un espectro, las características varían de persona

  • 7

    a persona que presenta este diagnóstico. Los resultados de la investigación permitirán una

    visión no generalizada de la atención en Salud mental, una visión que busca el bienestar

    psicológico y el alcance de una buena calidad de vida del sujeto en situación de

    discapacidad. La relevancia social pretende una mejor respuesta a los procesos de

    evaluación, diagnóstico y tratamiento que se da en las diferentes instituciones de salud, ya

    sean públicas o privadas, respecto a la población con autismo y su derecho al alcance de la

    autonomía mediante el desarrollo de la conducta adaptativa. De esta manera, también se

    busca mejorar los procesos de inclusión de las personas con discapacidad en sus diferentes

    etapas del ciclo vital.

    La población beneficiaria de la investigación corresponde a las personas mayores de 18

    años por sus características conductuales, sociales, comunicativas poseen un diagnóstico de

    autismo y que, dentro del contexto asisten a un Centro Terapéutico en el Distrito

    Metropolitano de Quito.

    Limitaciones de la investigación

    1. Por la naturaleza de la investigación de tipo transversal y con una muestra

    pequeña, no se puede generalizar los resultados en otros contextos de personas en

    situación de discapacidad y personas neurotípicas.

    2. No se presentaron limitaciones durante el proceso de la investigación a nivel de

    contacto con el centro donde se recolectaron los datos, tampoco a nivel financiero

    como a nivel de recursos humanos.

  • 8

    MARCO TEÓRICO

    Posicionamiento Teórico de la conducta adaptativa

    La presente investigación se basa en el Modelo ecológico de Bronfenbrenner, desarrollado

    por el psicólogo ruso Urie Bronfenbrenner, el cual inicio la teoría de los sistemas ambientales

    que influyen en las personas y en su desarrollo como ser humano. (Gómez, Viguer y Cantero,

    2014)

    Esta perspectiva enfatiza en las interacciones y acomodaciones mutuas entre el ser

    humano que está en proceso de desarrollo y las propiedades de sus entornos inmediatos, y

    busca explicar cómo los acontecimientos en diferentes sistemas ecológicos afectan directa

    o indirectamente a la conducta. Bronfenbrenner propone cuatro tipos de influencias en el

    desarrollo del individuo:

    -Microsistema: corresponde al patrón de actividades e interacciones del individuo con su

    entorno inmediato (por ejemplo: casa, escuela, trabajo, etc.).

    -Mesosistema: comprende las interrelaciones de dos o más entornos (microsistemas) en los

    que el individuo participa (por ejemplo: la escuela y el grupo de pares, etc.).

    -Exosistema: se refiere a los propios entornos (uno o más) en los que el individuo no está

    incluido directamente, pero en los que se producen hechos que afectan a lo que ocurre en

    los entornos en los que la persona si está incluida (para el niño, podría ser el lugar de

    trabajo de los padres, el círculo de amigos de los padres, etc.).

    -Macrosistema: se refiere a los marcos conductuales o ideológicos que afectan o pueden

    afectar transversalmente a los sistemas de menor orden (microsistema, mesosistema, y

    exosistema) y que les confiere a estos una cierta uniformidad, en forma y contenido, y a la

    vez una cierta diferencia con respecto a otros entornos influidos por otros marcos

    culturales o ideológicos diferentes. (Gómez, Viguer y Cantero, 2014)

  • 9

    Mediante el análisis de los sistemas expuestos, es notable que una situación de

    discapacidad es un eje transversal en cada sistema. Es decir, en el microsistema se observa

    a la persona con autonomía y que a su vez es influenciada por los ambientes inmediatos.

    Dentro de este sistema también se incluye a la familia, la cual se convierte en un apoyo

    principal y del que depende el proceso de adaptación durante el desarrollo de una persona

    en situación de discapacidad, que favorecerá la capacidad de integrarse en diferentes roles

    de la comunidad (Céspedes,2005).

    En el mesosistema, la persona en situación de discapacidad es un ser activo en su

    comunidad, lo cual le permite desarrollar habilidades sociales que forman parte de la

    conducta adaptativa, la cual le permitirá integrarse a espacios sociales diferentes a su

    familia. Dentro de este sistema también se promueve la inclusión, dando lugar a la

    iniciación de escolarización y en personas adultas, una etapa laboral. Conjuntamente con el

    exosistema, en el cual están involucrados los espacios que rodean a su familia, los cuales

    sirven de apoyo y contención durante la adaptación de la discapacidad y el sustento del

    desarrollo del mismo (Céspedes,2005).

    Finalmente, el Macrosistema incluye todos los niveles, es decir expresa que existen

    varios factores que intervienen en el proceso de adaptación de una persona en situación de

    discapacidad, con un trastorno o incluso en una persona con alguna patología mental o

    física. Sin dejar de lado el hecho que, existen barreras actitudinales y de creencias que

    estas personas deben sobrellevar diariamente (Céspedes,2005).

    Es aquí donde se debe reconocer el concepto de persona, por encima de otros calificativos

    o etiquetas que se puedan añadir para referirse a las personas con discapacidad. Ello

    representa no sólo un cambio en la perspectiva social del sujeto, sino también en las

    demandas laborales, familiares y sociales. La legislación, la política, los grupos

    representativos, el plan nacional de desarrollo y la política pública ejercerán una influencia

    directa y trascendente en las personas con discapacidad, donde son ellas quienes deben

    apropiarse de los espacios participativos para formar una nueva cultura de la rehabilitación.

    (Céspedes,2005)

  • 10

    CAPÍTULO 1:

    CONDUCTA ADAPTATIVA

    1. Definiciones o conceptos de la Conducta Adaptativa.

    El ser humano pasa por un ciclo de vida, en el cual traspasa diferentes etapas y debe

    adaptarse a cada una de ellas, por tal razón posee la capacidad de desarrollar diferentes

    habilidades, las cuales le van a permitirán hacer frente a diferentes situaciones que presente

    en su diario vivir, estas habilidades conforman la conducta adaptativa (Tassé et al., 2012).

    La evolución del contenido de lo que hoy llamamos conducta adaptativa

    (habilidades de autonomía personal, destrezas sociales, habilidades para la vida

    independiente, etc.) sirvió en el pasado para diagnosticar lo que entonces se llamaba

    idiocia e imbecilidad. Dicho de otro modo, era la percepción de incompetencia en

    el desempeño de destrezas básicas para satisfacer las demandas naturales y sociales

    de los entornos cotidianos la que servía de indicador clínico de la existencia de lo

    que hoy llamaríamos retraso mental, la llegada de los test de inteligencia a

    comienzo del siglo xx trasformó por completo este panorama. (Montero, 2012,

    p.69)

    El concepto de conducta adaptativa comenzó a ser un aspecto relevante en el momento

    de diagnosticar y planificar intervenciones educativas y sociales. Con el diagnóstico de

    discapacidad intelectual basada en un CI, autores como Edgar Doll critica este tipo de

    diagnóstico. Doll considera que se debe evaluar habilidades específicas funcionales, de

    esta forma empleó el termino de competencia social, que es la capacidad funcional que

    posee el ser humano para ejercer su autonomía y responsabilidad social. En 1936 se crea el

    primer test que evalúa la competencia social llamado Escala Vineland de Madurez Social,

    que evalúa autoayuda en general, vestido y alimentación, autogobierno, comunicación,

    socialización, locomoción y ocupación (Rubio Franco, 1995).

  • 11

    Pero a pesar de estos aportes de Doll, no es hasta 1959 que la Asociación Americana de

    Retraso Mental, cuando Heber incluyó en el manual a la conducta adaptativa como uno de

    los criterios para el diagnóstico de discapacidad intelectual, debido a que no siempre el CI

    representa la funcionalidad social de la persona (Verdugo et al., 2011).

    La conducta adaptativa es comprendida como la eficacia con la que una persona

    responde a las demandas naturales y sociales de su ambiente; con dos ejes

    principales: el grado en que la persona es capaz de funcionar y valerse por sí mismo

    de forma independiente, y el grado en que cumple satisfactoriamente con las

    demandas de responsabilidad personal y social impuestas culturalmente.

    (Heber,1959)

    Grossman en 1983, define el déficit de la conducta adaptativa con limitaciones en la

    eficacia individual en los patrones de maduración, aprendizaje, autonomía y socialización

    esperados en ciertas edades dependiendo de su grupo cultural. Mediante esta

    conceptualización de conducta adaptativa se propuso evaluar según tres etapas evolutivas

    diferentes: a) en la infancia, serán evaluadas las habilidades sensoriomotoras,

    comunicación, autoayuda y socialización; b) niñez y adolescencia temprana, serán

    evaluadas las habilidades académicas básicas, aplicación de juicio y razonamiento y

    habilidades sociales; c) adolescencia tardía y adultez, se evaluarán ejecuciones y

    responsabilidades sociales y profesionales (Verdugo et al., 2011).

    DeStefano & Thompson (1990) mencionan que, la conducta adaptativa se debe

    considerar como un conjunto de destrezas, estableciendo varias áreas de funcionamiento,

    las cuales están relacionadas desde el autocuidado, las relaciones sociales, las habilidades

    cognitivas que serán necesarias para la vida diaria. Además, la conducta adaptativa se debe

    evaluar como un proceso evolutivo, considerando que las personas en diferentes edades

    irán adquiriendo más habilidades y olvidaran otras que ya no son necesarias acordes a su

  • 12

    edad, estas habilidades se irán perfeccionando con el paso del tiempo, por tal motivo, es

    indispensable que las personas vayan generando experiencias que les permitan conocer

    cómo reaccionar ante las diferentes situaciones de la vida diaria. Y, por último, se debe

    considerar la cultura.

    En 1992, la Asociación Americana Sobre Retraso Mental (AARM) incorpora tres

    elementos para el diagnóstico de discapacidad intelectual, tomando en cuenta las

    habilidades, los ambientes y el funcionamiento en relación con las necesidades de apoyo.

    Para la comprensión de la conducta adaptativa, se contempla mediante la especificación de

    áreas, estas son: comunicación, autocuidado, vida en el hogar, habilidades sociales,

    utilización de la comunidad, autodirección, salud y seguridad, habilidades académicas

    funcionales, tiempo libre y trabajo (Verdugo et al., 2011).

    La actual definición de la Asociación Americana de Discapacidades Intelectuales y del

    Desarrollo (AAIDD) describe la DI como “caracterizada por limitaciones significativas

    tanto en el funcionamiento intelectual como en conducta adaptativa, manifestadas en las

    habilidades conceptuales, sociales y prácticas. Esta discapacidad se origina antes de los 18

    años” (Schalock et al., 2010).

    Las deficiencias del comportamiento adaptativo que producen fracaso del

    cumplimiento de los estándares de desarrollo y socioculturales para la autonomía

    personal y la responsabilidad social. Sin apoyo continuo, las deficiencias

    adaptativas limitan el funcionamiento en una o más actividades de la vida cotidiana,

    como la comunicación, la participación social y la vida independiente en múltiples

    entornos, tales como el hogar, la escuela, el trabajo y la comunidad. (APA, 2013)

    1.1.Conducta adaptativa y habilidades de adaptación

    La AAIDD en 1992 propuso 10 áreas de habilidades de adaptación, las cuales son muy

    útiles al momento de la creación de perfiles de capacidades y limitaciones de las personas,

  • 13

    de igual manera son utilizadas para la creación de programas de intervención para las

    personas en situación de discapacidad (Verdugo et al., 2011).

    Las áreas de habilidades adaptativas que, en 1992 propuesto por la AAIDD, y que

    desde 2002 se integraron al sistema, tienen su origen en el desarrollo de los

    currículos y programas existentes en la educación especial y servicios sociales en

    las últimas décadas, aunque incluyen también otras áreas más novedosas en visión

    de futuro. (Verdugo et al., 2011, p.50)

    1.1.1. Comunicación

    Pertenecen las habilidades que permiten desarrollar la capacidad de comprender y

    transmitir información mediante los comportamientos simbólicos, es decir, la utilización de

    la palabra hablada, la palabra escrita, también la ortografía, adicionalmente se incluyen los

    símbolos gráficos, lenguaje de signos. Además, la comprensión y trasmisión mediante

    comportamientos no simbólicos, como, por ejemplo, la expresión facial, movimientos

    corporales y gestos. Existen ejemplos concretos dentro de esta habilidad, como la

    capacidad de comprender, recibir o dar un consejo, una emoción, un comentario, una

    propuesta o un rechazo (Verdugo et al., 201, p52).

    1.1.2. Autocuidado

    Esta habilidad corresponde al cuidado personal y la capacidad de realizar el aseo, tanto

    en la persona como en sus pertenecías y lugares cercanos, habilidades para hacer la

    comida, vestirse y el cuidado de su apariencia física (Verdugo et al., 201, p52).

    1.1.3. Habilidades de vida en el hogar

    Como menciona el nombre del presente apartado, son las actividades que la persona es

    capaz de realizar dentro de su hogar, es decir, son las habilidades relacionadas con el

    funcionamiento diario del hogar. Como, por ejemplo, el cuidado de la ropa, tareas del

    hogar, cuidado del hogar, la preparación de comida. Se incluye la capacidad para planificar

  • 14

    y realizar listas de compras de cosas que necesita a diario, tener en cuenta las normas de

    seguridad de la casa para evitar robos, incendios u otros problemas y la planificación de un

    horario de actividades diarias (Verdugo et al., 201, p52).

    Dentro de las habilidades de vida en el hogar se encuentran otras que están directamente

    relacionadas como la orientación, el comportamiento dentro de la casa y en los lugares

    cercanos que conozca y acuda con regularidad la persona, la capacidad de expresar sus

    preferencias y necesidades, así como, la interacción social y aplicación de habilidades

    académicas funcionales en el hogar (Verdugo et al., 201, p52).

    1.1.4. Habilidades sociales

    Relacionadas con intercambios sociales con otros individuos incluyendo el iniciar,

    mantener y finalizar una interacción con otros; recibir y responder a las claves o

    pistas situacionales y pertinentes; reconocer sentimientos, proporcionar feedback

    positivo o negativo; regular el comportamiento de uno mismo, ser consciente de la

    existencia de iguales y aceptación, capacidad y tipo de interacción con otros, ayuda

    a los demás; hacer y mantener amistades, afrontar las demandas de los otros;

    compartir, entender el significado de la honestidad ; controlar los impulsos; adecuar

    la conducta o as normas; transgredir normas y leyes y mostrar un comportamiento

    sociosexual apropiado. (Verdugo et al., 2011, p.50)

    1.1.5. Utilización de la comunidad

    Estas habilidades están relacionadas con la capacidad de la utilización adecuada de los

    diferentes recursos, lugares y servicios que representa una vida en la comunidad, como, por

    ejemplo, la adecuada utilización del transporte público, realización de compras en tiendas

    cercanas a su hogar y en tiendas grandes como los supermercados, utilización de los

    servicios presentes en el barrio como las gasolineras, consultorios médicos, papelerías, etc.

    Asistir a grupos formados dentro de la comunidad para la participación y organización

  • 15

    barrial, la asistencia a la iglesia o cultos religiosos, escuelas, teatro, parques, cines, áreas

    recreativas y eventos culturales. El comportamiento en la comunidad, comunicación de

    preferencias y necesidades, interacción social y académicas funcionales son habilidades

    que están asociadas al desarrollo de las destrezas que le permiten a la persona tener la

    capacidad de utilizar adecuadamente los recursos que están presentes dentro de la

    comunidad (Verdugo et al., 201, p52).

    1.1.6. Autodirección

    Habilidades relacionadas con realizar elecciones, aprender a seguir un horario,

    iniciar actividades adecuadas a los lugares, condiciones, horarios e intereses

    personales; completar las tareas necesarias o requeridas; buscar ayuda en casos

    necesarios; resolver problemas en situaciones familiares y en situaciones

    novedosas, y demostrar asertividad adecuada y habilidades de autodefensa.

    (Verdugo et al., 2011, p.50)

    1.1.7. Salud y seguridad

    Son aquellas habilidades que le permiten a la persona cuidar de su salud, mediante una

    alimentación adecuada con horarios, la identificación de los síntomas de una enfermedad,

    asistir a un médico para tener el tratamiento adecuado cuando se presenta alguna

    enfermedad, prevenir accidentes, conocer los primeros auxilios, buscar y comprender

    información sobre sexualidad, tener presente las acciones básicas de seguridad como, por

    ejemplo, seguir las reglas y leyes para una convivencia armónica con su comunidad, seguir

    las normas de seguridad al momento de estar dentro de un auto, las normas de seguridad al

    transitar por las vías, tener cuidado en las interacciones con personas que no conoce, en

    caso de necesitar ayuda, pedirla y reconocer a quien puede pedirla. Protegerse de

    comportamientos y situaciones que no estén dentro de la ley, presentar un comportamiento

    adecuado con la comunidad, expresar sus preferencias y necesidades, tener una adecuada

  • 16

    interacción con los demás, estas son habilidades que se encuentran relacionadas

    directamente con salud y seguridad (Verdugo et al., 201, p52).

    1.1.8. Académicas funcionales

    Dentro de estas habilidades se consideran las habilidades psicológicas superiores y las

    habilidades que permiten a la persona poder aprender información escolar, estas destrezas

    tienen una asociación directa con la vida como, por ejemplo, la capacidad de leer, escribir,

    utilizar los conceptos matemáticos en la vida diaria, conceptos de ciencias, como tener

    conocimiento sobre los sucesos actuales tanto en el ámbito de la salud como política,

    avances tecnológicos, saber sobre sexualidad, geografía y estudios sociales. Es importante

    mencionar que esta área no está relacionada con los logros académicos, sino, que hace

    referencia a la adquisición de habilidades académicas que le permitan a una persona

    desarrollar una vida independiente (Verdugo et al., 201, p52).

    1.1.9. Ocio y tiempo libre

    Dentro de esta habilidad esta la capacidad de desarrollar los intereses propios de cada

    persona durante su tiempo libre y ocio, tanto a nivel individual y actividades grupales.

    Estas acciones reflejan las preferencias y elecciones, así como los intereses personales, y

    seguir las normas que corresponden para adquirir un nuevo conocimiento, comportarse de

    forma adecuada en los espacios de recreación. Estas preferencias deben estar de acuerdo

    con la edad de la persona y la cultura en la que se desarrolló. Estas habilidades permiten

    que una persona pueda tener iniciativa para actividades de su interés, que al realizar una

    actividad de recreación la persona pueda disfrutar de ese tiempo, así como, el regocijo de

    actividades individuales como en grupo. Estas habilidades están presentes en el desarrollo

    de la socialización en juego, respetar turnos en las actividades divertidas, poner prioridades

    en las actividades según el grado de importancia, aumentar sus conocimientos mediante el

    inicio de actividades nuevas. Comportamiento adecuado durante las actividades en los

  • 17

    tiempos libres, comunicar preferencias y necesidades, interacción social, movilidad y

    habilidades académicas funcionales, son habilidades que están directamente relacionadas

    con el desarrollo de habilidades en el tiempo libre (Verdugo et al., 201, p52).

    1.1.10. Trabajo

    Habilidades relacionadas con poseer un trabajo a tiempo completo o parcial en la

    comunidad, en términos de habilidades laborales específicas, comportamiento social

    apropiado y habilidades relacionadas con el trabajo (por ejemplo, finalizar tareas,

    conocimiento de los horarios, habilidades para buscar ayuda, recibir críticas y mejorar

    habilidades, manejo del dinero, localización de recursos financieros y aplicación de

    otras habilidades académicas funcionales, y habilidades relacionadas con ir y volver

    del trabajo, prepararse para el mismo, autosupervisión en el trabajo e interacción con

    los comportamientos). (Verdugo et al., 2011, p.50)

    2. Teorías o modelos teóricos que explican de la Conducta Adaptativa.

    2.1.. Modelo biologicista.

    Referir el tema de conductas adaptativas podría resultar novedoso por el

    desconocimiento que existe en nuestra sociedad; más sin embargo las raíces al tema

    vienen dadas desde la palabra ‘adaptación’ la cual ha sido usada en el campo de la

    biología explícitamente en la Teoría de Darwin, que colocó en primer plano la

    capacidad del organismo para ajustarse a su entorno como mecanismo clave del

    proceso evolutivo. (Montero, 2005, p. 29)

    2.2. Condicionamiento operante.

    El paradigma operante se basa en que todas las conductas, desde la conducta más

    simple a la más compleja, se pueden explicar mediante el análisis de sus estímulos

    antecedentes y consecuentes; la conducta se puede modificar manipulando el ambiente o

    los estímulos ambientales. Con estos postulados de la teoría conductual del desarrollo han

  • 18

    permitido desarrollar programas para que la personas, aunque presenten un retraso en su

    desarrollo puedan aprender diferentes habilidades (Gómez, Viguer y Cantero, 2014).

    2.3.Teoría transaccional del desarrollo.

    Según Sameroff y Gordon, esta teoría sostiene que los procesos del desarrollo están

    inmersos en un sistema regulador, concluyendo que el nivel de competencia en cualquier

    punto del desarrollo temprano no está directamente relacionado con la competencia

    posterior y que para completar una deducción del futuro del desarrollo de una persona se

    necesita añadir los efectos del ambiente social y familiar que actúan para favorecer o

    impedir el continuo desarrollo del niño. Las regulaciones del desarrollo se dividen en

    macrorregulaciones que son los principales cambios en la experiencia que continua durante

    largos periodos de tiempo, minirregulaciones que son actividades de cuidado que ocurren

    diariamente y microrregulaciones que son patrones automáticos de interacciones

    momentáneas como la sintonía en el aspecto positivo (Gómez, Viguer y Cantero, 2014).

    2.4.Modelo multidimensional del funcionamiento humano.

    Está conformado por cinco dimensiones:

    a) Habilidades intelectuales, que es la capacidad mental general que incluye

    razonamiento, planificación, solución de problemas, pensamiento abstracto,

    comprensión de ideas complejas, aprender con rapidez y aprender de la experiencia.

    b) Conducta adaptativa, es el conjunto de habilidades conceptuales, sociales y prácticas

    que se han aprendido y se practican por las personas en su vida cotidiana.

    c) Salud, es un estado de completo bienestar físico, mental y social.

    d) Participación, es el desempeño de la persona en actividades reales en ámbitos de la

    vida social que se relaciona con su funcionamiento en la sociedad; la participación se

    refiere a los roles e interacciones en el hogar, trabajo, ocio, vida espiritual ya

    actividades culturales.

  • 19

    e) Contexto, se refiere a las condiciones interrelacionadas en las que viven las personas

    diariamente; el contexto incluye factores ambientales (por ejemplo, físico, social,

    actitudinal) y personales (por ejemplo, motivación, estilos de afrontamiento, estilos de

    aprendizaje, estilos de vida) que representan el ambiente completo de la vida de un

    individuo. (Alonso y Schalock, 2010)

    3. Conducta adaptativa en discapacidad

    La calidad de vida en las personas en situación de discapacidad es un concepto que no

    se ha investigado, ni a nivel social, tampoco con relaciones de modelos teóricos y

    orientaciones académicas. La calidad de vida se puede definir como un constructo

    multidimensional que se compone de dominios centrales y se encuentra influenciada por

    las características personales y los diversos factores ambientales a los que está expuesta

    una persona. En las personas en situación de discapacidad este concepto no es diferente,

    puesto que, con el desarrollo de la autonomía e independencia personal se busca el

    bienestar personal en todos los aspectos (Luciano & González, 2016).

    En base a sustentos teóricos se ha demostrado que existe una relación entre el concepto

    de calidad de vida con la conducta adaptativa, esto mediante las dimensiones que posee la

    conducta adaptativa, por lo cual, si se promueve las dimensiones de calidad de vida se

    logra potenciar los dominios sociales, prácticas y conceptuales. Esto permite desarrollar

    estrategias para promover las destrezas que permiten a la persona manifestar conductas

    más independientes (Luciano & González, 2016).

    En la actualidad la evaluación de la conducta adaptativa es utilizada por profesionales

    en salud para establecer diagnósticos de discapacidad, planes de intervención y apoyos

    necesarios para las apersonas en situación de discapacidad (Luciano & González, 2016).

    Desde esta perspectiva de calidad de vida y la conducta adaptativa, padres, amigos y

    profesionales de las personas en situación de discapacidad apoyan en el aprendizaje de

  • 20

    áreas que le permitirán realizar procesos de integración social. Pero no por esta razón se

    debe tener la enseñanza de habilidades adaptativas como objetivo principal a cumplir,

    debido a que, por la experticia de los profesionales que trabajan directamente con personas

    en situaciones de discapacidad, reconocen que el trabajo efectivo para lograr un bienestar

    en la vida de las personas está directamente relacionado con los entornos cercanos de las

    personas, proporcionándoles apoyos individuales y específicos (Montero, 2012).

    4. Evaluación de la conducta adaptativa

    Es importante que la evaluación de la conducta adaptativa se lo realice en la primera

    infancia, puesto que, esto permitirá analizar los posibles factores que están influyendo en el

    desarrollo y la capacidad de predecir el tener éxito en la vida. La evaluación de la conducta

    adaptativa está direccionada al desempeño habitual de la persona y no en su máximo

    desempeño (Luciano & González, 2016).

    De acuerdo a Median (2010), debe existir claridad en que métodos y medidas en

    que se evalué la conducta adaptativa generarán ventajas y limitaciones, lo que va a

    depender de los propósitos específicos que hayan sido planteados para la

    evaluación en cuestión. Por ejemplo, si el fin es la realización de una evolución

    diagnóstica, se debe tener claridad en que las características han de ser diferentes de

    una evaluación que pretenda identificar necesidades de apoyo de una persona.

    (p,34)

    Para la evaluación de la conducta adaptativa no se cuenta con un instrumento

    psicométrico único, debido a que se utiliza cuestionarios, inventarios, entrevistas con la

    persona a evaluar y con sus cuidadores directos (amigos, profesionales y familiares), esto

    permitirá definir un diagnóstico preciso y establecer apoyos (Verdugo et al., 2011).

  • 21

    5. Perspectiva Actual de la Conducta Adaptativa.

    Gutiérrez, Paz, Suazo y Rodríguez en el 2018, en su investigación llamada

    “Instrumentos de evaluación de la conducta adaptativa en personas con discapacidad

    intelectual: Estado del arte”, realizada en España, en la cual se revisaron y analizaron 12

    investigaciones, se obtuvo como resultado que las investigaciones consultadas exponen la

    realidad desde diferentes contextos. Al respecto, el diagnóstico de la discapacidad

    intelectual sigue teniendo como principal criterio la medida de Coeficiente Intelectual (CI),

    aunque, recientemente, se ha prestado mayor atención al concepto de conducta adaptativa.

    En los estudios analizados se encuentran un conjunto de instrumentos que permiten evaluar

    la conducta adaptativa, entre ellos: ABS-RC: 2, ABS-S: 2, DABS, GO4KIDDS, CAIDS-Q

    y ABAS- II. De acuerdo a las investigaciones consultadas, existen instrumentos que han

    sido traducidos a distintos idiomas y, en todos los países, la validación con la población

    con y sin discapacidad intelectual arroja como resultado altos índices de validez y

    confiabilidad.

    Guamán en el año 2018, en el estudio denominado “Habilidades adaptativas en los

    estudiantes de primer año de bachillerato de la escuela especializada Gladys Flores Macías

    del cantón Guaranda”, en 15 cuidadores de estudiantes con diagnóstico de discapacidad

    intelectual, se obtuvo los siguientes resultados, que el 60% de los estudiantes poseen un

    nivel regular de funcionamiento, mientras que el 40% tiene un nivel malo, además debido a

    sus condiciones ningún estudiante presenta un nivel bueno. En la destreza personal el

    porcentaje correspondiente al nivel malo es de 13,3%, en la destreza en el hogar es del

    40% y en la destreza en la comunidad el porcentaje es del 53,3%. El nivel regular en la

    destreza personal es del 66,7%, en la destreza en el hogar es del 53,3% y en 25 la destreza

    en la comunidad es del 60%. Tan solo un estudiante, es decir, el 6,7% presenta un nivel

    bueno refiriéndose a la destreza en el hogar.

  • 22

    Roselló, Berenguer y Baixauli en el 2018, en su investigación llamada “El

    funcionamiento adaptativo de niños con trastorno del espectro autista: impacto de los

    síntomas y de los problemas comportamentales y emocionales”, realizada en España, en

    una población de 87 personas, 2 con diagnóstico de TEA de alto funcionamiento y 36 con

    desarrollo típico, con edades de 7 a 11 años. Mediante la aplicación de la escala Vineland-

    II y el cuestionario de Fortalezas y Debilidades (SDQ) se obtuvieron los siguientes

    resultados: habilidades adaptativas inferiores en el grupo con TEA-AF en comparación con

    el grupo control en todos los dominios de las habilidades de la vida diaria y en todos los

    dominios de habilidades de socialización. Las puntuaciones más bajas en el grupo TEA-AF

    se encontraron en el dominio doméstico y en las habilidades socia-les de la escala Vineland

    de tal manera que los déficits eran mayores en dichas habilidades, en segundo lugar, se

    obtuvo que, la sintomatología de TEA, los problemas de conducta y emocionales se

    relacionaban negativamente con la escala global de las habilidades de la vida diaria y las

    habilidades adaptativas de socialización.

    6. Investigaciones nacionales de la Conducta Adaptativa.

    Valverde en el año 2014, en un estudio llamado “Caracterización de conductas

    adaptativas en adolescentes con discapacidad intelectual”, realizado en la ciudad de

    Guayaquil-Ecuador, en 6 adolescentes entre 15 y 17 años con diagnóstico de discapacidad

    intelectual, dentro de un análisis global de los resultados obtenidos menciona que, en cierto

    grado, parte de la conducta adaptativa de los adolescentes con discapacidad intelectual se

    debe al apoyo que reciben de forma directa e indirecta de las personas con las que se

    desarrollan en sus distintos entornos, la conducta adaptativa de los seis adolescentes gozan

    con la habilidad conceptual constatada a través del uso de la ficha de observación, en la

    que se evidencia el desarrollo de la habilidad del lenguaje, la lectura y escritura, las

    matemáticas, manejo de conceptos monetarios, autodirección y sentido de orientación; lo

  • 23

    que les asegura poder estar conceptualmente aptos para poder aportar en sus familias ideas,

    opiniones y ayudar con acciones que disminuyan la carga de responsabilidad que durante

    años se ha creído estos adolescentes con discapacidad intelectual significan para sus

    entornos. Por otro lado, según la aplicación del grupo focal, las habilidades sociales con las

    que los adolescentes cuentan; como, el desenvolvimiento con sus pares, el

    interrelacionamiento que han desarrollado con los integrantes de sus familias, la facilidad

    para generar amistades, la capacidad para entablar conversaciones sobre temas actuales y

    de interés común, la responsabilidad que proyectan en cada una de las labores a ellos

    encomendadas, el acatamiento de normas y leyes que rigen su crecimiento y

    desenvolvimiento social les permite alcanzar un nivel alto en lo que a ésta habilidad se

    refiere; pudo constatarse que los adolescentes evaluados poseen las destrezas que marcan

    su autonomía en actividades de vida diaria, prepararse y alimentarse, vestirse que incluye

    la elección de ropa, calzado, combinación de colores y modelos; el aseo personal; así como

    el aseo del lugar donde se desarrolla, su cuarto, y demás dependencias de su casa; la

    habilidad de transportarse de un lugar a otro y de comunicarse haciendo uso de la

    tecnología y medios con los que se cuenta actualmente; es la ejecución de las habilidades

    prácticas, sociales y conceptuales lo que define la estabilidad en el desarrollo de los

    adolescentes con discapacidad intelectual.

    Hernández en el año 2017, en la investigación llamada “La intervención animal como

    alternativa para mejorar la conducta adaptativa de niños agresivos de 3 a 4 años dentro de

    la educación regular”, es el estudio de caso de un niño residente en Quito-Ecuador, para

    aplicación de una propuesta de intervención, en la cual se obtuvo como resultado la

    disminución de ansiedad, conductas disruptivas y desarrollo de habilidades sociales

    aceptadas.

  • 24

    7. Investigaciones internacionales de la Conducta Adaptativa.

    Krause, Román, Esparza, Novoa, Salinas, Toledo y Vallejos en el año 2016, en su

    estudio llamado “Caracterización de la conducta adaptativa en escolares con y sin

    discapacidad intelectual”, en una muestra total de 55 personas, 33 tutores legales de niños

    sin discapacidad y 22 de niños con discapacidad intelectual en la región de la Araucanía en

    Chile. Se obtuvo como resultado que los niños con discapacidad intelectual presentan un

    desarrollo heterogéneo en las destrezas que componen el comportamiento adaptativo, es

    decir, que las áreas evaluadas no presentaron un desarrollo armónico, al igual que sus pares

    sin discapacidad intelectual, donde los hallazgos más importantes es que ambas

    poblaciones presentan una tendencia similar en el perfil de desarrollo de las áreas que

    componen la conducta adaptativa.

  • 25

    CAPÍTULO 2:

    TRASTORNO DEL ESPECTRO AUTISTA (TEA)

    1. Definiciones o conceptos del Trastorno del Espectro Autista.

    Cuando se habla sobre el autismo se debe tener en cuenta que, es un trastorno que afecta

    al desarrollo mental, es decir, los síntomas se presentan de diferente forma en cada etapa

    del desarrollo vital. Existen algunas características que se manifestaran en edades

    tempranas y desaparecen según crezca la persona con autismo y otras que se presentaran en

    edades tardías. De hecho, los cambios pueden ser espectaculares, y es necesario decir que

    el autismo afecta al desarrollo y, a su vez, el desarrollo afecta al autismo (Frith et al.,2004).

    A comienzo del siglo XX, el psiquiatra Eugen Bleuler, había introducido el término

    autismo. En principio se refería a una alteración muy llamativa de la esquizofrenia; a saber,

    la limitación de las relaciones con las personas y el mundo externo, una limitación tan

    extrema que parece excluir todo lo que no sea el “yo” de la persona. Cabría describir dicha

    limitación como un apartamiento de la vida social para sumergirse en uno mismo. De ahí

    las palabras autista y autismo, que derivan del termino griego autos, que significa sí

    mismo. En la actualidad, esas palabras se aplican casi exclusivamente al trastorno

    evolutivo que se denomina autismo (Frith et al.,2004, p.20).

    Simultáneamente, Leo Kanner en 1943, conocido como el padre del autismo, debido a

    sus postulados y dedicación a la psiquiatría infantil, especialmente a la conceptualización y

    delimitación del autismo. En sus primeras observaciones de casos de personas con autismo,

    afirma que las estas personas llegan al mundo sin la capacidad de establecer relaciones

    afectivas, producto de una alteración orgánica. Además, estas personas presentan otras

    limitaciones en su desarrollo cognitivo y físico (Frith et al.,2004).

    Kanner en 1943, refiere características para las personas con autismo, las cuales se

    basaban en tres aspectos: a) dificultades de relación social, con rasgos específicos como

  • 26

    desinterés por los demás, contacto visual atípico, falta de reciprocidad, preferencia por

    estar solos, dificultades para reconocer o entender expresiones emocionales de los demás;

    b) anomalías en la comunicación, habla repetitiva, entienden todo lo que se les dice

    literalmente, retraso en la adquisición del habla; c) intereses obsesivos y conducta

    repetitiva, como por ejemplo querer tocarlo todo, berrinches ante los cambios, alinear las

    cosas, memoria fuera de lo habitual (Baron Cohen, 2008).

    Al igual que Kanner y sus investigaciones sobre casos de personas con autismo típico,

    se encuentra Hans Asperger, pediatra y psiquiatra. Asperger describió una clase de autismo

    de alto funcionamiento, en el cual no se encontraba las limitaciones de tipo intelectual ni

    física, pero a pesar de eso, estos dos profesionales detallaron ciertas características que se

    presentaban en los dos tipos de personas que describieron. Sugirieron la presencia de

    alteraciones del contacto afectivo y de los instintos. Existiendo dificultades en la

    comunicación y adaptación social de las personas con autismo. De igual manera, los dos

    describieron los movimientos estereotipados que realizaban estas personas y patrones

    repetitivos, formando una rutina diaria. Asperger y Kanner concluyeron que el autismo no

    es una enfermedad progresiva, es decir que las personas con autismo se adaptan de mejor

    manera a la sociedad mientras van creciendo, a diferencia de las personas que presentan

    psicosis (Frith et al.,2004).

    La OMS en la décima revisión de la Clasificación Internacional de las Enfermedades

    (CIE-10), establece una categoría para los trastornos generalizados del desarrollo (F84),

    dentro del esta categoría se agrupan los trastornos que presenten alteraciones cualitativas

    en la interacción social, en la forma de comunicación y movimiento repetitivos,

    estereotipias, intereses y actividades restringidos. Estas características se deben presentar

    en todos los contextos y situaciones, aunque en algunas ocasiones se presenten con menor

    intensidad. Se presenta un desarrollo anormal, el cual es evidente desde la primera

  • 27

    infancia, pero existen características que se irán reconociendo a partir de los cinco años.

    Por lo general presentan alteraciones cognoscitivas, es decir que no presentaran un

    comportamiento acorde a su edad de desarrollo, sino, respondiendo al desarrollo de su

    edad mental (Garrabé de Lara, 2012).

    F84.0 Autismo Infantil. Trastorno Generalizado del desarrollo definido por la

    presencia de un desarrollo alterado o normal del desarrollo, que se manifiesta antes

    de los tres años y por un tipo característico de comportamiento anormal que afecta a

    la interacción social, a la comunicación y a la presencia de actividades repetitivas y

    restrictivas. El trastorno predomina en los chicos con una frecuencia tres a cuatro

    veces superior a la que se presenta en chicas. (Garrabé de Lara, 2012, p.258)

    Dentro del CIE-10 se establecen la conceptualización y criterios acorde a una edad

    establecida para formular y establecer diagnósticos, explica otros trastornos que se

    incluyen dentro de cada categoría, de igual manera excluye criterios diagnósticos. Dentro

    de los trastornos generalizas del desarrollo, también se incluyen las categorías diagnósticas

    de autismo atípico, síndrome de rett, otros trastornos desintegrativos de la infancia,

    trastornos hipercinéticos con retraso mental y movimientos estereotipados, síndrome de

    Asperger, otros trastornos generalizados del desarrollo y trastornos generalizados del

    desarrollo sin especificar (Garrabé de Lara, 2012).

    Actualmente es llamado Trastorno del Espectro Autista (TEA) y se encuentra

    clasificado dentro de la Guía de consulta de los criterios diagnósticos del DSM – V como

    uno de los Trastornos del Desarrollo Neurológico con las siguientes características (APA,

    2014):

    A. Deficiencias persistentes en la comunicación social y en la interacción social en

    diversos contextos.

    B. Patrones restrictivos y repetitivos de comportamiento, intereses o actividades.

  • 28

    1. Movimientos, utilización de objetos o habla estereotipados o repetitivos

    2. Insistencia en la monotonía, excesiva inflexibilidad de rutinas o patrones ritualizados de

    comportamiento verbal o no.

    3. Intereses muy restringidos y fijos que son anormales en cuanto a su intensidad o foco de

    interés.

    4. Hiper o hiporeactividad a los estímulos sensoriales o interés inhabitual por aspectos

    sensoriales del entorno.

    C. Los síntomas han de estar presentes en las primeras fases del período de desarrollo.

    D. Los síntomas causan un deterioro clínicamente significativo en lo social, laboral u otras

    áreas importantes del funcionamiento habitual.

    E. Estas alteraciones no se explican mejor por la discapacidad intelectual (trastorno del

    desarrollo intelectual) o por el retraso global del desarrollo.

    La gravedad se basa en deterioros de la comunicación social y en patrones de

    comportamiento restringidos y repetitivos (APA, 2014, p. 28,29).

    El Trastorno del Espectro Autista es considerado como la presencia de un déficit en las

    habilidades sociales y comunicativas, es decir, que se evidencias dificultades en las

    relaciones interpersonales al momento de tener atención compartida, contacto ocular y la

    comprensión de los pensamientos de las personas que están presentes en la conversación,

    la llamada teoría de la mente, adicionalmente presentan intereses restringidos,

    comportamientos repetitivos, estereotipias con adherencia a rutinas (Arberas &

    Ruggieri,2019).

    Además, el diagnóstico de autismo puede estar acompañado de otras condiciones

    médicas y psiquiátricas, lo que lo convierte en un trastorno de heterogeneidad clínica.

    Como lo demuestran varias investigaciones, entre el 30 y 40% de los casos de autismo

    presentan una comorbilidad con discapacidad intelectual, adicionalmente, presentan

  • 29

    problemas del lenguaje, es decir, retraso en el desarrollo del habla, dificultades en el

    procesamiento semántico, ecolalias y prosodia. En la niñez suelen presentar dificultades

    motoras y falta de coordinación en los movimientos, por tal motivo, se recomienda realizar

    una evaluación del desarrollo desde los primeros meses de vida del niño o niña. Una de las

    características menos estudiadas dentro del espectro autista es las disfunciones sensoriales

    que presentan, pueden ser tanto hipo o hipersensibles en las percepciones a estímulos

    táctiles, auditivos, olfativos, visuales o gustativos; por estas características de las

    sensopercepción es que se presentan las categorías diagnósticas que se conocen en los

    manuales clínicos (Arberas & Ruggieri,2019).

    Como se lo mencionaba en el párrafo anterior el autismo puede estar presente en una

    persona conjuntamente con la discapacidad intelectual, a este suceso se lo conoce como

    comorbilidad, que en psiquiatría hace referencia a la coexistencia de otra entidad

    psiquiátrica asociada a la original, estas pueden aparecer con más frecuencia que en la

    población general. Una de las comorbilidades que se presentan con mayor frecuencia en las

    personas con diagnóstico de autismo es el Trastorno por Déficit de Atención e

    Hiperactividad (TDAH), esto se presenta en un 80% de las personas con autismo, también

    se pueden presentar otras afecciones como la catatonia, mutismo, trastornos del humor,

    ansiedad y depresión. Se ha evidenciado mediante investigaciones que, también pueden

    tener trastorno obsesivo compulsivo, tics y tricotilomania. Es frecuente ver ciertas

    características de comportamientos agresivos contra sí mismo y contra los demás, esto

    responde a una comorbilidad con los desórdenes en el control de la impulsividad. Por tal

    motivo, se recomienda a los cuidadores directos que reconozcan cuales son los factores

    desencadenantes de cada comportamiento de la persona con autismo, para poder predecir

    situaciones de crisis y en ocasiones evitarlas (Arberas & Ruggieri,2019).

  • 30

    2. Teorías o modelos teóricos que explican el Trastorno del Espectro Autista.

    1.1.Teoría de la disfunción ejecutiva.

    La función ejecutiva es la habilidad de contralar las acciones, estas pueden ser motoras,

    pensamientos, atención. Esta habilidad requiere que antes de ejecutar una acción,

    previamente se realice varios procesos internos en un orden especifico, como planificar y

    ejecutar. Con esta teoría, se explica los rasgos de personas que tienen autismo, es decir la

    incapacidad que tienen estas personas para planificar acciones y desviar la atención a lo

    que están haciendo. Anatómicamente la explicación refiere que se presenta un retraso en el

    desarrollo del córtex prefrontal, esto sería lo que ocasiona los movimientos repetidos,

    puesto que, si la persona con autismo no puede contralar las acciones a realizar esto

    ocasiona que sea poco flexible para el cambio de movimientos (Baron-Cohen &

    Chaparro,2010).

    1.2.Teoría de la coherencia central débil.

    Según esta teoría, las personas que sufren trastornos del espectro autista tienen

    problemas para integrar la información en un único todo coherente y general. En cambio,

    se centra en los detalles pequeños y locales de una escena. Mientras la mente neurotípica

    hace gala de una gran coherencia central buscando el quid de la cuestión, la mente autista

    tiene una coherencia central débil y es más tendente a fijarse en el detalle que a adoptar

    una percepción general (Baron-Cohen & Chaparro,2010).

    Esta teoría explica una de las características que presentan las personas con autismo, a

    la atención constante al detalle y su excelente memoria. Una de las contradicciones de esta

    teoría, es que expresa que la persona con autismo no puede ver el mundo de una forma

    global, algo que difícilmente puede ser cierto (Baron-Cohen & Chaparro,2010).

  • 31

    1.3.Teoría de la ceguera mental.

    Esta teoría sugiere que los niños con autismo padecen de un retraso en el desarrollo de

    una teoría de la mente. Esta teoría de la mente se refiere a la capacidad que tiene una

    persona de ponerse en el lugar del otro, de imaginar lo que piensa y lo que puede estar

    sintiendo, así como entender y anticipar su conducta. Una de las contradicciones que

    presenta esta teoría es que también se presenta en otras patologías, por esta razón no se

    puede afirmar que siempre que esté presente la ceguera mental se podrá detectar un caso de

    autismo (Baron-Cohen & Chaparro,2010).

    1.4.Teoría de la empatía-sistematización.

    Las personas con autismo presentan dificultades para establecer una comunicación y

    relaciones sociales, como en aquellas habilidades excepcionales que también tienen,

    señalando que los afectos conservan intacta la capacidad de sistematización que puede ser

    incluso superior a la de muchos no afectados por este trastorno (Baron-Cohen &

    Chaparro,2010).

    Según esta teoría, para explicar el autismo no solo hay que tener en cuenta los niveles

    de empatía, sino también un factor psicológico que es la capacidad de sistematización La

    sistematización se refiere al impulso necesario para analizar o construir cualquier sistema,

    al sistematizar se busca las reglas que rigen cualquiera de los siguientes sistemas: de

    colección, mecánicos, numéricos, abstractos, naturales, sociales y motores (Baron-Cohen

    & Chaparro,2010).

    Las dificultades en la comunicación se explican por una empatía por debajo de la

    media, esto explica su focalización en ciertos temas, porque cuando alguien sistematiza lo

    esencial es que el resto permanezca constante. Una de las críticas que recibió esta teoría

    fue que, solo podría explicar el autismo de alto funcionamiento (Baron-Cohen &

    Chaparro,2010).

  • 32

    1.5.Teoría del cerebro masculino extremo.

    Existen ciertas regiones del cerebro que suelen ser más pequeñas en los hombres que en

    las mujeres y en las personas autistas son incluso menores que en los hombres típicos

    (cíngulo anterior, giro temporal superior, giro frontal inferior). En cambio, aquellas

    regiones del cerebro que suelen ser mayores en hombres que en mujeres, son aún mayores

    en los autistas que en los hombres típicos (amígdala cerebral, tamaño y peso general del

    cerebro, circunferencia craneal). Por lo general el cerebro masculino es mayor que el

    femenino y se ha visto que el de los autistas es aún mayor que el de los varones típico

    (Baron-Cohen & Chaparro,2010).

    1.6.La teoría magnocelular.

    La teoría implica que los autistas evitaran todo movimiento o cambio porque no pueden

    procesarlo, cuando lo cierto es que a los niños autistas les atraen mucho los objetos que se

    mueven siguiendo patrones predecibles. Esta teórica es de base psicológica (Baron-Cohen

    & Chaparro,2010).

    1.7.Teoría de las neuronas espejo.

    Es una teoría neurobiológica, que implica que “ciertas regiones del cerebro no solo se

    activan cuando es la persona misma la que está haciendo algo, también cuando ve a otra

    persona realizar esa misma acción” (Baron-Cohen & Chaparro,2010, p.128).

    Lo que resulta, según la neurociencia en un síndrome de espejo roto en el caso de las

    personas con autismo, pero hay una característica típica que se presenta en el autismo

    como la ecolalia o imitar un discurso una y otra vez, es algo que no se podría explicar

    desde esta teoría (Baron-Cohen & Chaparro,2010).

    2. Autismo y funcionalidad

    En el caso de diagnosticar con trastorno del espectro autista a una persona, es necesario

    que esto se lo hago mediante un equipo multidisciplinario, y al llegar al diagnóstico formal,

  • 33

    realizar un trabajo de intervención multidisciplinario para lograr un mejor ajuste a las normas

    sociales que se establecen acorde a la edad de la persona. Por lo cual, mientras se haga una

    detección más temprana del trastorno se podrá realizar una intervención en los primeros años

    en los que logra mejores adaptaciones, teniendo en cuenta que la intervención debe tener un

    enfoque ecológico en el cual se logre desarrollar diversas habilidades ajustadas a los

    contextos de los que se rodea la persona, el motivar a los padres a la participación de cada

    terapia, al igual que la implementación de técnicas y estrategias de modificación de conducta

    para los niños y niñas con TEA. La intervención debe comenzar lo más temprano posible,

    incluso antes de los 3 años, para realizar un seguimiento del desarrollo que presenta el niño

    o niña; estas intervenciones, en todos los grupos etarios, debe ser compartida y coordina con

    los padres, la escuela, profesionales en salud, trabajo y comunidad; considerando los

    entornos naturales del niño o niña. La intervención debe se