Recomendaciones calendario vacunacion infantil iberoamericano

Click here to load reader

  • date post

    17-Dec-2014
  • Category

    Healthcare

  • view

    1.245
  • download

    1

Embed Size (px)

description

 

Transcript of Recomendaciones calendario vacunacion infantil iberoamericano

  • 1. 1 Recomendaciones de calendario de vacunacin infantil para Iberoamrica Junio de 2014 Grupo Iberoamericano de Expertos Espaa: Javier Arstegui Fernndez (Comit Asesor de Vacunas de la AEP. Comit Consultivo de SLIPE. Coordinador Tcnico del Documento) David Moreno Prez (Coordinador del Comit Asesor de Vacunas de la AEP) Francisco lvarez Garca (Secretario del Comit Asesor de Vacunas de la AEP) Latinoamrica: Luiza Helena Falleiros Arlant (Brasil) (Presidenta de la SLIPE) Mara L. vila-Aguero (Costa Rica) (Junta Directiva de la SLIPE del Captulo Mxico, Centro Amrica y Caribe) Po Lpez Lpez (Colombia) (Miembro del Comit Consultivo de la SLIPE) ngela Gentile (Argentina) (Junta Directiva de la SLIPE del Captulo Cono Sur. Presidenta de la Sociedad Argentina de Pediatra) Jos Brea del Castillo (Repblica Dominicana) (Ex-Presidente de la SLIPE. Junta Directiva de la SLIPE. Junta Directiva de la ALAPE) Mara Catalina Pirez Garca (Uruguay) (Ex-presidenta de la SLIPE. Junta Directiva de la SLIPE. Comit de Infectologa de la Sociedad Uruguaya de Pediatra) Portugal: Amelia Cavaco (Vocal de la Sociedad Portuguesa de Pediatra -SPP-) Luis Varandas (Presidente de la Sociedad de Infectologa Peditrica de Portugal. Coordinador del Comit de Vacunas de la SPP) Representantes iberoamericanos de las Sociedades de Pediatra Serafn Mlaga Guerrero (Espaa) (Presidente de la AEP) Gonzalo Giambruno Maroo (Uruguay) (Presidente de la ALAPE) Teresa Bandeira (Presidenta de la SPP)
  • 2. 2 Introduccin Junto con el agua potable y el saneamiento ambiental no ha habido un mayor impacto en la salud pblica que el producido por el uso generalizado de las vacunas. La vacunacin es una de las estrategias de salud pblica que ha demostrado mayor beneficio a un menor coste. Es fundamental para modificar la carga de enfermedad que las vacunas estn incorporadas a los calendarios nacionales de inmunizacin, se consigan elevadas coberturas y lleguen por igual a todos los pases, como los de la regin iberoamericana (Latinoamrica, Espaa y Portugal). Por qu un calendario de vacunacin iberoamericano? Porque nos unen lazos geopolticos, histricos, idiomticos, culturales y de flujo frecuente bidireccional de ciudadanos, que deben obligarnos a analizar juntos las diferentes problemticas y permitir alcanzar consensos tcnicos profesionales. Somos pediatras y nos une un objetivo comn, el prevenir en los nios las enfermedades evitables por vacunas, mejorando su calidad de vida y su salud. Es fundamental analizar diversos factores cuando se piensa en la introduccin de una vacuna en el calendario de una comunidad; en primer trmino la carga de la enfermedad dentro de la realidad epidemiolgica de cada pas (incidencia prevalencia, grupos de edad ms afectados, mortalidad, etc.); por otra parte, la factibilidad programtica, el compromiso poltico frente a una posible introduccin, la percepcin de la comunidad, los aspectos de eficiencia econmica, el seguimiento epidemiolgico y el impacto de su introduccin, etc., todos ellos son factores importantes a tener en cuenta. La vigilancia epidemiolgica permite conocer la carga de enfermedad y poder establecer prioridades, es un sistema integrador en el cual el pediatra tiene un rol fundamental que es el de notificar las enfermedades inmunoprevenibles que padecen los nios, lo que permite tener datos propios y as poder tomar las mejores decisiones. Por otra parte surge tambin la importancia de alcanzar elevadas coberturas de vacunacin, no solo en el global de cada pas, sino tambin en cada pequea unidad
  • 3. 3 geogrfica en la cual ste se organiza, eliminando las disparidades tnicas, territoriales, sociales y econmicas. Se considera un objetivo primordial poner al da el calendario de vacunacin en aquellos nios cuyo calendario est incompleto, no solo para lograr su proteccin individual ante las enfermedades inmunoprevenibles, sino tambin para evitar la formacin de grupos de poblacin susceptible que puedan dar lugar a la aparicin de brotes epidmicos, como los de sarampin o poliomielitis. Es fundamental para ello educar e informar a la poblacin, disminuir las oportunidades perdidas de vacunacin colaborando de esta forma a que los nios no tengan esquemas atrasados, ni tampoco calendarios incompletos. En esta problemtica se anan varias responsabilidades, una es la institucional por las que las autoridades sanitarias deben proveer las vacunas en tiempo y forma para evitar estas oportunidades perdidas. Cuanto ms complejo es el calendario de vacunacin se hace ms necesaria la gestin institucional de un programa. Las vacunas deben llegar a cada localidad todas juntas y no en forma espordica. Otra responsabilidad es la inherente a los pediatras o mdicos que atienden a nios; la capacitacin a travs de programas de educacin continua debe conducir a que cada contacto con el sistema sanitario, cada visita, se utilice para completar los esquemas vacunales no solo en los nios, sino tambin en toda la familia, habida cuenta que el pediatra es uno de los mdicos de la familia y es consultado frecuentemente no solo por sus pacientes peditricos, sino tambin por otros miembros de la familia. Tambin conviene recordar la necesidad de un adecuado registro de las vacunas en los documentos de salud infantil de los nios y en las historias clnicas de los mismos. Finalmente, tambin es importante la comunidad, sta debe tener claro que las vacunas son un derecho y no una obligacin. Para ello lo fundamental es trabajar con relacin a la percepcin de la enfermedad y su prevencin desde un punto de vista comunitario. Muchos pases de Iberoamrica ya tienen un esquema de vacunacin que podra calificarse como ptimo y otros estn incorporando las nuevas vacunas disponibles y adaptndose a las necesidades socio sanitarias del pas. Este documento en su conclusin ofrecer recomendaciones de vacunacin que consideramos vlidas y
  • 4. 4 oportunas para un mejor control de las enfermedades prevenibles por vacunas en los nios iberoamericanos. Las sociedades cientficas implicadas en la elaboracin de este documento, la Asociacin Espaola de Pediatra (AEP), la Asociacin Latinoamericana de Pediatra (ALAPE), la Sociedad Portuguesa de Pediatra (SPP) y la Sociedad Latinoamericana de Infectologa Peditrica (SLIPE) han visto una oportunidad histrica al hilo de este Congreso Extraordinario de la AEP y II Congreso Latinoamericano de Pediatra a celebrar en Madrid en junio de 2014 de consensuar un calendario vacunal de recomendaciones para todos los nios iberoamericanos. Las recomendaciones vacunales que se indican en este documento hacen referencia siempre a la recomendacin o no de la inclusin en el programa nacional de inmunizaciones de los pases iberoamericanos de la vacunacin frente a una enfermedad concreta, sin especificar en ningn caso marcas comerciales de vacunas, sino nicamente la indicacin de vacunar para la enfermedad de que se trate con las vacunas disponibles. Epidemiologa de las enfermedades inmunoprevenibles en Latinoamrica, Portugal y Espaa Aspectos epidemiolgicos en Latinoamrica Los avances realizados en los programas de inmunizaciones en la primera dcada del siglo XXI han logrado impactar muy favorablemente en la epidemiologa de las enfermedades inmunoprevenibles en la mayora de los pases latinoamericanos. Tanto la difteria como el ttanos han declinado de manera dramtica en los ltimos aos. Para el 2010 se reportaba un total de 87 casos de difteria y 25 casos de ttanos neonatal. Es importante sin embargo destacar que las coberturas de 3 dosis de DTP (DTP3) para esta zona, incluyendo el Caribe, son mejorables y muestran que aproximadamente el 50 % de los municipios tienen coberturas de menos del
  • 5. 5 95 % y un 60 % de los menores de un ao (5,3 millones de nios) viven en municipios con coberturas de vacunacin para DTP3 menores del 95 % (OPS). La fiebre amarilla es endmica en 13 pases. Desde 2007 se ha observado un aumento de casos y se estn reportan brotes de forma ms frecuentemente. En los ltimos 30 aos, Per es el pas que ms casos ha reportado, seguido de Bolivia, Brasil y Colombia. La vacuna se usa en reas de riesgo potencial como en Argentina, Brasil y Panam. Tambin se utiliza en Bolivia, Colombia, Ecuador y Paraguay y est disponible en prcticamente en el resto de pases, pero solo como vacuna del viajero. Como se observa en la Figura 1, la incidencia de meningitis por Hib en Latinoamrica descendi llamativamente despus de la introduccin de la vacuna Hib en los programas nacionales de inmunizacin de diversos pases. La vacuna contra esta enfermedad se introdujo a partir de 1994 siendo los primeros pases en introducirla Uruguay, Chile, Argentina y Colombia. Figura 1. Incidencia de meningitis en < de 1 ao en 4 pases latinoamericanos antes y despus de la introduccin de la vacuna Hib en los programas nacionales de inmunizacin Salvador Garca S, Vaccine 2012; 30(2): 486-492
  • 6. 6 En la actualidad todos los pases la administran, incluyendo recientemente Hait, reportndose coberturas adecuadas. En el ao 2011 se registraron 230 casos de meningitis por Haemophilus influenzae tipo b en Latinoamrica. La hepatitis A es una de las enfermedades subestimadas y altamente subnotificada. Latinoamrica tiene una poblacin de ms de 500 millones de h