Psicologia Del Lenguaje Cassirer Ernst El Lenguaje en La Construccion Del Mundo de Los Objetos

download Psicologia Del Lenguaje Cassirer Ernst El Lenguaje en La Construccion Del Mundo de Los Objetos

of 19

  • date post

    14-Apr-2018
  • Category

    Documents

  • view

    220
  • download

    0

Embed Size (px)

Transcript of Psicologia Del Lenguaje Cassirer Ernst El Lenguaje en La Construccion Del Mundo de Los Objetos

  • 7/29/2019 Psicologia Del Lenguaje Cassirer Ernst El Lenguaje en La Construccion Del Mundo de Los Objetos

    1/19

    BIBLIOTECA DE L HOMBRE CONTEMPORANEO1 - C. G. ung: CoujUela." (lelalma infantil2 - K. Horncy: La, persoJtalitl,attnf.w!ir.a (le mu ..1 o tiempo3 - \V. Hollit.s{hcr: !l1troduccin al p.r;(connli.

  • 7/29/2019 Psicologia Del Lenguaje Cassirer Ernst El Lenguaje en La Construccion Del Mundo de Los Objetos

    2/19

    18 HENRI DELACROrxms complejas qu e las que regulan la comprensi6nde las situaciones elementales y la lnanipulacin delos objetos 19.

    HENRI DELACROIX

    '['raduccin de Ida Grrmn de Blltel'll1l11J

    19 . En su libro L'acquisiti(f1t du, lallgage el ses ~ e ' t a r J s ) Feyeuxestablece sobre observaciones muy slidas los defectos de inteligencia y caracterolgicos en los nios que comprenden el l e n ~guaje y no hablan. Sus opiniones apoyan la tesis que nosotros sostenemos en la pgina 14.

    EL ,LENGUAJE Y LA C'O,NSTRUCCIONDEL MUNDO DE LOS OBtJETOS

    IUn doble c31nino se n.)s ofrece para la i n t e r p r e t a ~cin terica del conjunto de las funciones cuya uniny penetracin recproca determinan la estructura de

    nuestra realidad moral e intelectuaL Podelnos considerarlo esencialmente COlllO una copia, un hechosecundario, o con10 un original, un hecho primitivo.En el primer caso, partilnos de la idea de que elmundo, 10 "real" con lo que tales funciones se vinculan con10 con su objeto, es dado como una cosa acabada, en su existencia y en su estructura, y que setrGta, para el espritu hUlnano, de tomar simplemente. I ? g _ ~ . ~ . i ; n de esa realidad dada. Lo que existe y sub- 'siste Hfuera" de nosotros, debe de alguna nlanera sertt.psportado a la conciencia, ser transforlnado enalgo interno, sin que este calnbio le agregue ningncarcter verdaderalnente nuevo. El mundo se refleja en la conciencia como en un espejo; pero cuantolns pura y fiel es esta iInagen, tanto ms se limita areproducir las detern1inaciones que preexistan comotales en el objeto y que estaban en l claramente separadas las unas de las otras. De este carcter derepeticin, de J A . L ~ t l l 0 1 ; , atribuible al conocimiento, alarte, al lenguaje, cabe partir para intentar comprender el valor y la funcin de stos. Mas la historia dela filosofa -y sobre todo del problema gnoseolgico - desde hace largo tielnpo nos han mostrado lainsuficiencia y los lmites esenciales de esta interpre.

  • 7/29/2019 Psicologia Del Lenguaje Cassirer Ernst El Lenguaje en La Construccion Del Mundo de Los Objetos

    3/19

    , .. '{ .

    .,::

    20 ERNST CASSIRERtacin y criterio. La conviccin de que la lnera teora de la copia no explica la naturaleza del conocimiento y, con lnayor razn, no la agota, ha penetradocada vez ms, por lo menos en la crtica ael conocimiento, desde la Hrevolucin copernicana" de Kant.Como este filsofo lo demuestra en las discusionesdecisivas de la C'ttica de la Tazn pura, ala uninde una lnultiplicidad" jams puede proceder de lossentidos, por el contrario, es ltun acto de la espontaneidad de la facultad representativaH Kant denolnina este acto "sfntesis", "para indicar que no podemos representarnos nada como unido en el objetosin haberlo primero unido nosotros mismos y que,de todas las representaciones, la unin es la nicaque no est dada por los objetos; ella no puede

    ser ms que producida por el sujeto mismo, porquees un acto de su espontaneidad" (B. 130). Debemosadmitir una "sntesis" tal, y en consecuencia un"acto" ta l de la espontaneidad, no slo para el conocimiento terico, sino para cada modo y direccinfundamental de nuestra formacin intelectual. Esteacto exist-e en toda funcin verdaderalnente creadorade formas; no slo es necesario para el conocimientoc i e n t f i ~ o del mundo, sino para esa suerte de visiny construccin del mundo que se realiza en el lenguaje y en el arte. No obstante, si querelnos seguirviendo en el conocin1iento, en el arte y en el lenguajemeros reflejos del mundo, es preciso no olvidar quela imagen dada por ese espejo no depende ....nicanlentede la naturaleza del objeto, sino tambin de la nuestra propia; que no ,reproduce un dibujo ya dado enel objeto, sino que implica el acto primitivo que creaal modelo. Po r tanto, nunca es ella una mera copia,sino la expresin de una fuerza c:reador.a original.Las imgenes espirituales del universo que poseemosen el conocimiento, en el arte o en el lenguaje son

    ~ n . t o n c e s , para ~ ~ s i ~ l 1 r l a s con un a expresin d

    EL LENGUAJE Y L A CONSTRUCCIN DEL ),IUNDO DE LO> OBJEtOS 21Leibniz, lCespejos vivientes del universoH No sonsilnples ,recepciones y registros pasivos, antes bien,constituyen actos del espritu y, cada uno de estosactos originales traza para nosotros n esquema particular y nuevo, un horizonte detern1inado del Inundoobjetivo. Tales in1genes no proceden shnplelnentede un objeto acabado, sino que llevan hacia l y a l:son condiciones constitutivas de su posibilidad. En loque atafle al objeto del arte, al objeto esttico, cabepercatarse innlediatalnente de esta ley oponiendo las,unas a las otras las variedades de la creacin y de la"figuracin" plstica en las diferentes artes. Lacreacin en las artes plsticas -pintura, escultura,arquitectura- no resulta de que stas cOlnenzarantodas estableciendo una deterlninada imagen, comoun molde acabado de espacio sensible, para trasportar luego a l objetos particulares. No se lilnitanestas artes a descubrir -el espacio, antes bien, debenconquistrselo y, cada una lo hace a su ll1anera personal, propia, especfica. No son lneras transposiciones o copias de un espacio rgido y preexistente, sinovas de acceso al espacio; no reproducen nlecnjcalllente una Uexterioridad recproca" preexistente delas cosas, sino que S011 verdaderos rganos de laconstruccin del espacio. COlno Adolfo Hildebrandtlo derrluestra en sus trabajas capitales, slo remOlltndonos a esa fuerza orgnica fundamental podrenlOS resolver el problelna de la "forma" en el arteplstico. Y desde que g ~ ~ I . 1 e r n l . o liun1boldt, cuyo pensanliento al respecto se vincula ntimalnente con elde Kant, comprendi el problema de la crtica filosfica del lenguaje y esboz en su primer programa sistemtico, se ha reconocido y slidamente establecido,en el dominio del lenguaje, la misma ley. I-Iumboldtcalific de Hverdaderamente d e s a s t t ~ .. ~ r . la .ling ' i s 2 : ~ = 1 j ~ ? ; ~ i u y - a r f l i i ~ - ~ : a ' ~ " ' ~ e , ' q ~ e . l ~ s . difereptes10'as no hariii-Oti;a:"cosa que asignar nOlnbres a.o ,, ' .

  • 7/29/2019 Psicologia Del Lenguaje Cassirer Ernst El Lenguaje en La Construccion Del Mundo de Los Objetos

    4/19

    I

    .',:

    22 J!.RNST CASSIRERuna misn1a masa de objetos y de conceptos existentesindependientemente de ellas. Por el contrario, recIa-oma una interpretacin y un anlisis que lnuestrenque cada lengua particUlar contribuye a la formacinde la representacin objetiva y cmo procede ella ata l forn1acin, En su entender, la diferencia de lenguas proviene lnenos de la diferencia de sonidos yde signos que de la de la s concepciones elel mundo.l/En la forlnacin y en el uso de la lengua transmtesenecesariamente todo el carcter particular de la per-cepcin de los obJetos. Pues la palabra nace precisamente de esa perceljcin; no es una impronta del objeto en s, sino de la nagp.n que ste engendra enel ahl1a".

    11

    Mediante esta tentativa de referir la s formas dellenguaje a ciertas forlnas y actitudes psquicas fun-damentales. Humboldt coloc a la psicologa ante un anueva tarea. Pero si observamos el desarrollo generalde 1a psicologa durante el ltinlo siglo, comprobare-mos que sta no abord ta l ta;rea sino con vacilaciny casi a pesar de s misma. Cierto es que no se limita los problemas de la psicologa individual; sus progresos lo llevaron a los problemas de la psicologacolectiva J de la psicologa de los pueblos (Volkerpsy-chologie) y, en los principios y fundamentos de estanueva disciplina durante algn tiempo'crey haberencontrado una base slida y segura par.a la cienciadel lenguaje. No obstante, tgo.os los estudios lingsticos realizados segn los p i ~ ' i n c i p i o s de la psicQ)9gade los pueblos muestran, precisamente desde el pun-t'"de vista metodolgico, un mismo defecto e''idntica estrechez. Sus anlisis del lenguaje ap6yanseesencialmente sobre los dos conceptos f u n d a m e n t a ~les que determinaron y dominaron toda la psicologa

    I1!III!!

    EL LENGUAJE Y LA CONSTR.UCCIN DEL MuNDO DE LOS OBJETOS 23del siglo XIX. En los fundadores de la psicologa delos pueblos, Lzarus y Steinthal, el concepto her-bartiano de la apercepcin ocupa siempre una posi.cin central; aparece como la verdadera llave quedebe abrir el Inundo ele los fennlenos lingsticos.Incluso en vVundt, que en lnuchos aspectos marca unprogreso terico sohre esa prinlera tentativa. un problema tan importante y central como el del sentidode las palabras y de los cambios semnticos plantasetodava en el crculo habitual de ideas de la psicologaasociacionista y perlnanece all COlTIO aprisionado.Slo paulatinalnente asoma en la psicologa nl0de.rnala idea de que esos dos conceptos fundalnentales - l aapercepcin de Herbart y la asociacin de Wundt-no pueden llegar hasta la esencia de esa verdadera"sntesis" que tiene lugar en todo acto original dellenguaje ni expresarla adecuadamente. En el fondo Jla psicologa de los pueblos ha seguido siendo un apsicologa de hechos elementales. Asimislno, ella pro-ceda con arreglo a ese viejo ideal del conocimiento.la encheiresis natu?'ae} que crea poseer tanto lnsfirn1enlente las partes de un todo cuanto ms habaaflojado su "vnculo espiritual". La psicologa hoyha renunciado casi por completo a ese ideal, ya nocree poder comprender las formas y las unidades pS-quicas, djsocindolas en elementos. Mas desde estecriterio totalmente negativo, hasta llegar al dominiopositivo del problelna del lenguaje, media todavagran trecho. Pues entonces