MOVIMIENTO DE LA IZQUIERDA REVOLUCIONARIA NUEVA …€¦ · MOVIMIENTO DE LA IZQUIERDA...

of 27 /27
MOVIMIENTO DE LA IZQUIERDA REVOLUCIONARIA NUEVA MAYORÍA Sigla: MIR-NM Colores: Naranja y azul en colores variables Símbolo: El gallo combativo Fundación: 7 de septiembre de 1971 Personalidad jurídica: Resolución Nº 29/87 del 27 de julio de 1987. Máxima autoridad: Lic. Jaime Paz Zamora Delegados políticos acreditados ante la Corte Nacional Electoral: Dr. Alain de Canedo, titular Lic. Jorge Pérez Arnez, alterno Domicilio del partido: Calle Corrales esquina Pinilla, Edif. Deporte Total

Embed Size (px)

Transcript of MOVIMIENTO DE LA IZQUIERDA REVOLUCIONARIA NUEVA …€¦ · MOVIMIENTO DE LA IZQUIERDA...

  • MOVIMIENTO DELA IZQUIERDAREVOLUCIONARIANUEVA MAYORÍA

    Sigla: MIR-NM

    Colores: Naranja y azul en colores variables

    Símbolo: El gallo combativo

    Fundación:7 de septiembre de 1971

    Personalidad jurídica: Resolución Nº 29/87 del 27 de julio de 1987.

    Máxima autoridad: Lic. Jaime Paz Zamora

    Delegados políticos acreditados ante la Corte Nacional Electoral:

    Dr. Alain de Canedo, titularLic. Jorge Pérez Arnez, alterno

    Domicilio del partido: Calle Corrales esquina Pinilla, Edif. Deporte Total

  • MOVIMIENTO DE LA IZQUIERDA REVOLUCIONARIA NUEVA MAYORÍA

    121

    Una introducción necesaria

    Jaime Paz Zamora

    I. Nuestro movimiento nació en la Bolivia de ladécada de los setenta, como parte de un proceso que,treinta años después, podemos considerarlo de alcancey transformación planetarios: el proceso de la revolu-ción de la democracia, que marca en realidad una nuevaépoca cabalgando entre el último cuarto del siglo XX ylos inicios del XXI, y que en el transcurso de este siglotendrá desarrollos hoy apenas imaginables.

    En el marco de este proceso, encuentran explica-ción fenómenos que se dan tanto en las democraciasavanzadas como en las democracias de los países endesarrollo. En el caso de la democratización enAmérica Latina, los movimientos de liberación nacio-nal de las últimas décadas, la caída del muro de Berlín,el derrumbe de la Unión Soviética y el fin de la GuerraFría, la emergencia de pueblos originarios o de movi-mientos ecologistas, juveniles y de mujeres; comotambién fenómenos tales como el de Sudamérica, el dela República Popular China o los movimientos sociales"contestatarios pero no proposititos", que se los deno-mina descriptivamente como "antiglobalizadores ".

    II. La revolución de la democracia o revolucióndemocrática muestra, en su actual desarrollo, lossiguientes contenidos:

    1. Más allá de discusiones del pasado, ha quedadodemostrado el poder de cambio implícito en lademocracia; y en un horizonte previsible, no sevisualizan contextos alternativos para desarrollarcambios políticos, económicos alternativos paradesarrollar cambios políticos, económicos y socia-les. Hoy por hoy, para que un cambio sea posible yduradero, deberá producirse en democracia.

    2. La extraordinaria revolución tecnológica denuestra época, con tiempos de innovación cadavez más cortos y veloces, particularmente y en

    los campos de la información y del transporte,he desarrollo una conciencia colectiva jamásvista antes sobre los derechos de las personas ylos ciudadanos, de donde a su vez se va gene-rando una opinión pública masiva y planetaria,que exige mayor información, fiscalizacióntransparencia y participación.

    3. A partir de ello, surgen una interpelación y uncuestionamiento cada vez mayores al sistema deintermediaciones establecido en la sociedad,unas veces para mejorarlo y otras simplementepara eliminarlo. El Estado y los partidos políti-cos son interpelados como intermediadoresentre el ciudadano y el poder político; el merca-do, como intermediación económica entre laoferta y la demanda, el sindicalismo, los mediosy otras tantas intermediaciones, a tal punto queni las organizaciones religiosas, como interme-diaciones entre el creyente y la Divinidad, pue-den librarse de esta interpelación.

    4. La intermediación de los medios tiende a vecesa desdibujar o sustituir la presentación político-partidaria. Este fenómeno es particularmente enlos países en desarrollo, donde el neoliberalis-mo, al afirmar la supremacía del mercado y deleconomicismo, debilita sistemáticamente lasestructuras estatales y sus manifestaciones másdirectas, los partidos políticos.

    5. En definitiva, la resolución de la democraciamarca, con fuerza y nitidez, la hora histórica delprotagonismo directo de la sociedad. Los ciudada-nos y ciudadanas se organizan en infinidad de nive-les y modalidades, es acuciosa frente a los mecanis-mos de delegación e intermediación, exige partici-par directamente, exige transparencia, exige inclu-sión. Frente al antiguo dilema de los siglos XIX yXX -si más estado o más mercado-, ella respondeahora más sociedad organizada y movilizada.Nunca más el mercado y el Estado sobre la socie-dad, sino la sociedad organizada estructurando un

    Los nuevos estatutos

  • Estado a su medida y regulando un mercado segúnsus necesidades. Este es precisamente uno de lospostulados centrales del lirismo.

    III. Otros fenómenos fundamentales de nuestraépoca son el desarrollo de un mercado planetariodenominado globalización o mundialización, prota-gonizado por transnacionales económicas y financie-ras, y el surgimiento de un sistema de poder político-militar unipolar, en fricción constante con el sistemainternacional multilateral vigente.

    IV. Ante esta compleja realidad que marca nues-tra época a nivel planetario y que atraviesa en todasdirecciones la realidad nacional boliviana, nuestromovimiento, el MIR, se ha propuesto con todo realis-mo, pero reafirmando su mística y sus utopías, el difí-cil desafío de convertirse en la primera instituciónpolítico-partidaria moderna del siglo XXI boliviano.

    A ese desafío partidario lo hemos denominado"Proceso de Institucionalización y desarrolloDemocrático del Movimiento de la IzquierdaRevolucionaria", que iniciamos en la reunión delComité Político Nacional Amplio, celebrada en laciudad de La Paz el pasado 16 de mayo y que hoy,27 de junio, nos convoca en la ciudad de Santa Cruzde la Sierra para aprobar nuestro nuevos estatutos enel primer Congreso extraordinario.

    V. Estos estatutos tendrán que definir:

    1. La estructura y el funcionamiento de la interme-diación y representación político-partidaria enel marco de la compleja modernidad boliviana einternacional.

    2. Que debemos consolidar y perfeccionar y quédebemos cambiar radicalmente.

    3. Cómo ejerceremos una intermediación políticapartidaria incluyente y participativa, útil y efi-ciente, operativa y transparente al servicio delos bolivianos y bolivianas.

    4. Como generar cohesión social y solidaridad,espíritu cívico y responsabilidad ciudadana,confianza social y capacidad de comunicación,diálogo en la sociedad y entendimiento; en otraspalabras, capital social, como la llave maestrade nuestro progreso y desarrollo.

    5. La nueva intermediación política promoverpolíticas públicas y comportamientos eficientesy responsables, que garanticen en la diversidad,y que articulen, hacia adentro, la Bolivia Totalque buscamos, hacia fuera, a nuestro país con elmundo globalizado.

    6. Los estatutos deben tomar en cuenta que los par-tidos políticos meramente nacionales se han idocon el siglo XX, y que para el siglo XXI, debe-rán normar la intermediación política miristacomo factor de cambio en la sociedad y de via-bilidad política tanto a nivel nacional como

    internacional. El gran cambio en los partidos dehoy, debe incorporar tanto la realidad nacionalcomo la internacional.

    VI. En nuestra concepción, un partido políticomoderno del siglo XXI, con dirigencia y plantea-mientos programáticos en permanente renovación einnovación, es un sistema comunicacional complejo yde múltiples lideratos en red, a todos los niveles, queal articularse con la sociedad, genera y representa unaopinión pública cada vez más amplia y representati-va. Esto supone desarrollar una voluntad política atoda prueba, para garantizar una total transparenciadel pensar y accionar partidarios ante la sociedad.Hoy estamos dando una señal clara de esta voluntad,al invitar los medios de comunicación social a quepermanezcan con nosotros en este congreso extraor-dinario y sigan nuestras deliberaciones de principio afin. El MIR es un movimiento abierto a la sociedadboliviana porque somos parte inseparable de ella, ytodo lo que discutimos y pensamos lo hacemos demanera transparente. Por eso dije alguna vez que elMIR era y es una " izquierda al aire libre".

    VII. Nuestros estatutos deberán expresare lo quedijimos siempre: somos y constituimos un proyectopolítico y humano, así, de manera inseparable. AlMIR nos incorporamos para aprender a servir a nues-tro país y para lograra nuestro desarrollo personal y eldel conjunto de los bolivianos. Queremos ser porta-dores de un mensaje y comportamiento liberados, quehagan de nosotros expertos en política y en humani-dad. No creemos en el accionar político deshumani-zado ni en un humanismo estéril y ensimismado, queno produzca desarrollo político positivo en la socie-dad. Queremos que nuestro movimiento sea "un espa-cio amable" que genere relaciones y comportamien-tos "amables" entre la militancia, y que a partir deello, tengamos la energía interior para hacer de nues-tro país un "gigantesco espacio amable" para todos.Nuestros compatriotas esperan de nosotros serviciosy políticas públicas eficientes y transparentes, conperspectivas seguras de proceso y bienestar, perotambién respeto, esperanza, amor, cariño y ternura. Aesta visión, y a la tarea ineludible de ser generadorespermanentes de unidad en nuestro movimiento y enBolivia entera, la hemos denominando desde nuestronacimiento. "Espíritu Mirista".

    VIII. El consenso basado en la unidad de objeti-vos, en la confianza mutua y en los liderazgos confia-bles, fue el mecanismo que viabilizó la democraciainterna de nuestro movimiento en sus primeros añosde vida. A esto contribuye, sin lugar a dudas, las durasy peligrosas condiciones de la etapa clandestina ini-cial. El crecimiento exponencial de nuestro movi-miento durante el proceso democrático boliviano, nosplanteó la necesidad de pasar de la "democracia delconsenso" a la del voto directo y secreto. Sin embar-

    LA REPRESENTACIÓN POLÍTICA EN BOLIVIA

    122

  • go, nos demostró también que la confrontación elec-toral interna produce a veces cicatrices que puedenconvertirse en caldo de cultivo para la división. Porello, es hoy necesario vincular los aspectos positivosde ambas experiencias, haciendo que los procesoselectorales estén precedidos de una responsable, infa-tigable y decidida búsqueda de consensos que seanposteriormente legitimados por el voto. De estamanera, el desarrollo democrático interno quedaráfuertemente enraizado en la cultura política del con-senso y del entendimiento, que siempre hemos postu-lado en nuestro movimiento y en el país.

    IX. Nuestros estatutos definirán los ámbitos,niveles y procedimientos legítimos de toma de deci-siones, pero deberán tener particular cuidado engarantizar con toda precisión los mecanismos opera-tivos para convertir esas decisiones políticas en reali-dades eficaces y rápidamente ejecutadas. Una políti-ca sólo existe cuando se la ejecuta con oportunidad yeficiencia.

    X. Debemos incorporar a nuestra experienciapartidaria el concepto de "estatuto-proceso", que sibien norma con claridad cada momento, representasin embargo, una permanente, pues se refiere ycorresponde a un organismo vivo en constante evolu-ción. No se trata de dotarnos de letra muerta que noslleve al formalismo excesivo o la parálisis, y alimen-te reflejos leguleyos o compartimientos burocráticos.Desde la fundación del MIR, nuestro referente hasido siempre la biología, que establece que la "fun-ción hace al organismo".

    Nuestra consigna ha sido y seguirá siendo: pri-mero la vida.

    Declaración de Principios

    El MIR-Nueva Mayoría es la izquierda socialboliviana, es una organización humanista en luchapermanente por los derechos del pueblo y para laconstrucción de un Estado libre y soberano, en el quela economía esté al servicio del desarrollo integral delos hombres y mujeres de Bolivia. Nuestro objetivoes la vigencia de nuevas políticas sociales.

    Es un Movimiento, porque se nutre permanente-mente de las vivencias, necesidades, aspiracioneseconómicas e ideales políticos, sociales, culturalesdel pueblo boliviano.

    Es de Izquierda, porque una vez superados los dog-mas, estamos dedicados a reconstruir la política social através del acercamiento entre los actores políticos y losactores sociales, porque trabajamos desde la realidad

    social para integrar las decisiones de Estado con las inter-venciones sociales organizadas en un marco de democra-cia representativa con participación nacional.

    Es Revolucionario, porque pretende sacar a lasociedad boliviana del proceso de transición liberal,bajo la firme convicción de que competitividad eco-nómica y reformas sociales son compatibles. ElEstado no debe estar al servicio de las fuerzas econó-micas dominantes, porque combatimos el individua-lismo, pero apoyamos la autodeterminación y el dere-cho a la singularidad con la condición de que esederecho se reconozca a todos.

    Es una Nueva Mayoría porque hemos elegido elcrecimiento de la sociedad y no del partido como ins-trumento para el cambio, porque separamos la acciónpolítica de los movimientos sociales pero reivindica-mos sus necesarios vínculos para potenciar la accióndel Estado como elemento ordenador de la economíay de la sociedad.

    El MIR-Nueva Mayoría nace enfrentando la dic-tadura, crece construyendo la democracia, vive enmedio de las contradicciones nacionales y lucha porla defensa de la democracia y su profundización his-tórica.

    Es un proyecto político combatiente que desechala práctica del enfrentamiento y la eliminación delcontrario; y que más bien procura el consenso, comomáxima expresión democrática, en todas sus decisio-nes y acuerdos asumidos. Es un proyecto políticoliberador y transformador, que recurre a la dialécticadel debate interno para enriquecer y fortalecer suaccionar político.

    Como organización política, estamos sometidosa la Constitución Política del Estado, a las leyes de laRepública, a la forma republicana y democrática degobierno.

    Nuestros ideales y nuestra acción política se sus-tentan en la búsqueda y realización de los valores de:integridad, compromiso, combatividad, solidaridad,amabilidad, igualdad, equidad, transparencia y hones-tidad, lealtad, responsabilidad, libertad, justicia, ver-dad y el bien común. Estamos comprometidos con elcambio de la democracia y de sus reglas de juego enbeneficio del pueblo boliviano.

    El MIR-Nueva Mayoría se inscribe bajo los pos-tulados generales del pensamiento social demócrata,recogiendo la especificidad boliviana enmarcada ensu diversidad multiétnica y pluricultural, sin discrimi-nación alguna por motivos de raza, origen, regióngeográfica, credo religioso, estrato socio económico,cultural, educativo, edad o sexo.

    MOVIMIENTO DE LA IZQUIERDA REVOLUCIONARIA NUEVA MAYORÍA

    123

  • Disposiciones Generales

    Primera Parte

    Capítulo ÚnicoDel objeto del Estatuto y de la naturaleza

    política del MIR-Nueva Mayoría

    Artículo 1° (Objeto). El presente Estatuto tienepor objeto establecer las normas básicas, sobre lascuales se funda el pacto histórico de los bolivianos ybolivianas que ha dado lugar al Movimiento de laIzquierda Revolucionaria-Nueva Mayoría y consi-guientemente las relaciones humanas, políticas, técni-cas y administrativas entre los militantes, simpatizan-tes y dirigentes del Movimiento.

    Artículo 2° (Naturaleza política). El MIR-Nueva Mayoría, fundado el 7 de septiembre de 1971,se constituye en persona jurídica de Derecho Público,sin fines de lucro, reconocida por la Corte NacionalElectoral. Ostenta como emblema la figura del "gallocombativo", que expresa el espíritu mirista. Lleva pordistintivos los colores "anaranjado" y "azul", que sim-bolizan la confianza en el futuro de Bolivia y de sugente, en las reivindicaciones históricas de pueblo boli-viano y en el compromiso del mirismo con la patria.

    Artículo 3° (De la sociedad boliviana). ElMIR-Nueva Mayoría, tiene a la sociedad bolivianacomo su fuente de dirección política; toda vez que esun partido nacido en su seno, que se nutre de susvivencias, necesidades y aspiraciones sociales, eco-nómicas y culturales. Por tanto, las estructuras delMIR-Nueva Mayoría, así como sus militantes, simpa-tizantes y dirigentes, tienen el deber de responder aesta dirección.

    Artículo 4° (Domicilio). El MIR-Nueva Mayo-ría,tiene su domicilio legal en la ciudad de La Paz. Cuentacon nueve oficinas departamentales y una regional en lascapitales de Departamento y la ciudad de El Alto;pudiendo constituir otras en todo el territorio nacional.

    Segunda parte

    De la afiliación, de la capacidad de acciónpolítica y de los derechos y deberes

    Capítulo IDe la afiliación

    Artículo 5° (Registro). El registro de militantesse efectuará a través de una solicitud personal en losrecintos legalmente establecidas por el MIR-NuevaMayoría.

    a) El responsable del registro, verificará el cumpli-miento de los siguientes requisitos: tener diez yocho (18) años cumplidos, no estar inscrito enotro partido político.

    b) Las modalidades de inscripción, juramento,registro y otros, serán normadas por un regla-mento específico a ser aprobado por laComisión Política Nacional.

    Capítulo IIDe la capacidad de acción política

    Artículo 6° (Niveles). El MIR-Nueva Mayoríareconoce los siguientes niveles de capacidad deacción política:a) Militante: es el ciudadano legalmente inscrito

    en el MIR-Nueva Mayoría y que participa acti-vamente, a nivel de base o como dirigente, delos actos y hechos producidos por el MIR-Nueva Mayoría.

    b) Simpatizante o invitado: es el ciudadano que,sin estar legalmente inscrito en el MIR-NuevaMayoría, participa activamente de sus actos yhechos producidos.

    Artículo 7° (Ejercicio de la capacidad deacción política). I. El ejercicio de la capacidad de acción política de un

    militante, es una decisión voluntaria nacida delcompromiso individual y amparado por suregistro en el MIR-Nueva Mayoría.

    II. Además de las causales establecidas por la Ley dePartidos Políticos, el ejercicio de la capacidadde acción política de militante se pierde por:

    a) La comisión de faltas graves contra el presenteEstatuto y otros reglamentos aprobados por elMIR-Nueva Mayoría, de acuerdo a valoración yresolución emitida por el Tribunal de Ética yDisciplina Partidaria.

    b) Renuncia voluntaria.

    Capítulo IIIDe los derechos y deberes de los

    militantes y simpatizantes

    Artículo 8° (Derechos del militante). Todomilitante del MIR-Nueva Mayoría dispone de lossiguientes derechos fundamentales:a) Exigir el cumplimiento del presente Estatuto y

    sus reglamentos.b) Elegir a sus delegados ante congresos y otros

    eventos, sean éstos nacionales, departamentales,municipales, distritales, etc.

    c) Ser elector y elegido para los niveles de dirigen-cia partidaria.

    d) Ser elegido en cargos públicos electivos y delibre designación nacionales, departamentales omunicipales, de acuerdo a requisitos y procedi-

    LA REPRESENTACIÓN POLÍTICA EN BOLIVIA

    124

  • mientos señalados por Normas específicas, elpresente Estatuto y los reglamentos adoptadospor el MIR-Nueva Mayoría.

    e) Participar plenamente en todas las actividadespartidarias.

    f) Contribuir con sus ideas y a que las mismas seanescuchadas y consideras dentro de las instanciasorgánico partidarias a las que pertenece.

    g) Proponer mecanismos y acciones que velen por laplena participación de la juventud, de la mujer, delsector campesino y los pueblos originarios.

    h) Recibir una adecuada capacitación y formaciónpolítica en materia partidaria.

    i) Fiscalizar los actos y gestión política de los dirigentes. j) Derecho a ejercer al disenso, de acuerdo a pro-

    cedimientos establecidos por el presenteEstatuto; y a ejercer el recurso de Queja ante laCorte Nacional Electoral, de acuerdo a Normaslegales aprobadas en la materia.

    k) Solicitar y recibir información ante los órganosde administración partidaria, respecto a la admi-nistración de su patrimonio.

    l) Requerir una correcta información por parte delos medios de comunicación en el marco de laintermediación del MIR-Nueva Mayoría con lasociedad boliviana.

    m) Ejercitar el derecho a la defensa.n) Derecho al uso colectivo de la infraestructura

    física y de los servicios que preste el MIR-Nueva Mayoría.

    o) Promover el derecho al ejercicio de los derechosprecedentemente señalados.

    Artículo 9° (Deberes del militante). Todo mili-tante del MIR-Nueva Mayoría está obligado al cum-plimiento de los siguientes deberes:a) Respetar y acatar los Estatutos, reglamentos y

    resoluciones partidarias.b) Propender al consenso en todas las circunstan-

    cias del ejercicio político orgánico partidario.c) Responder y reconocer siempre a la sociedad

    boliviana como fuente de dirección del MIR-Nueva Mayoría.

    d) Conservar la unidad y la integridad del MIR-Nueva Mayoría.

    e) Promover el ejercicio de la democracia internaen todos los niveles de su estructura.

    f) Acatar las resoluciones y decisiones emanadas delos órganos electorales del MIR-Nueva Mayoría.

    g) Concurrir regularmente a las reuniones dentrode los niveles orgánico-partidarios establecidos.

    h) Contribuir, en proporción a su capacidad, a lasfinanzas del MIR-Nueva Mayoría.

    i) Cumplir de forma responsable, honrada y efi-ciente con el trabajo partidario asignado; y asi-mismo dentro de los niveles de la administra-ción pública cuando corresponda.

    j) Asumir la defensa de la imagen, los principios,postulados y otros intereses legítimos que tenga elMIR Nueva Mayoría ante la sociedad en general.

    k) Practicar la solidaridad con todos los militantesy simpatizantes del MIR-Nueva Mayoría.

    l) Brindar un trato amable y fraterno con calidad ycalidez a todos los militantes y simpatizantes.

    m) Colaborar con los militantes y simpatizantes,con el aporte de sus conocimientos.

    n) Respetar las opiniones y posiciones de los mili-tantes y simpatizantes, siempre y cuando losmismos no sean atentatorios a la dignidadhumana ni contrarios a los principios del MIR-Nueva Mayoría.

    o) Eliminar las prácticas de prebenda y la utiliza-ción de los niveles orgánicos partidarios enfavor de intereses sectarios y/o particulares.

    Artículo 10° (Deber especial del dirigente).Los Dirigentes serán responsables del ejercicio plenode los derechos de los militantes y del cumplimientode sus deberes. Asimismo los dirigentes adoptarán ensus actos de conducción interna y resolución de con-troversias el principio ordenador del consenso.

    Artículo 11° (Derechos y deberes del simpati-zante). I. Todo simpatizante dispone de los siguientes derechos:a) Participar de todas las actividades partidarias en

    las que exista niveles de apertura.b) Participar con voz en congresos y otros niveles

    partidarios.c) Contribuir con sus ideas a través de las instan-

    cias partidarias en las que participe.d) Recibir capacitación y formación política.

    II. Todo simpatizante tendrá los siguientes deberes:a) Respetar y acatar los Estatutos, reglamentos,

    resoluciones y otras decisiones emanadas porlas instancias competentes del MIR-NuevaMayoría.

    b) Asumir la defensa de la imagen, los principios, pos-tulados y otros intereses legítimos que tenga elMIR-Nueva Mayoría ante la sociedad en general.

    c) Practicar la solidaridad con el resto de los mili-tantes y simpatizantes del MIR-Nueva Mayoría.

    Tercera parteEstructura orgánica

    Capítulo IMarco general

    Artículo 12° (Estructura orgánica). El MIR-Nueva Mayoría, tiene la siguiente estructura:I. A nivel Nacionala) Congreso Nacional.b) Comité Político Nacional.c) Jefatura Nacional.d) Subjefaturas Nacionales.e) Comisión Política Nacionalf) Comisión Ejecutiva Permanente

    MOVIMIENTO DE LA IZQUIERDA REVOLUCIONARIA NUEVA MAYORÍA

    125

  • g) Secretaria General.h) Secretaria Ejecutiva.i) Estructuras Sectorialesj) Secretarias Funcionales.

    Asimismo, forman parte de la estructura nacional delMIR-Nueva Mayoría, con autonomía de gestión:a) Tribunal Nacional de Ética y Disciplina.b) Tribunal Electoral Nacional.c) Defensor del Militante.d) Juventud Mirista Nacional.e) Pueblos Indígenas y Originarios

    II. A nivel departamental:El MIR-Nueva Mayoría tiene una estructura básica:a) Comité Político Departamental.b) Jefaturas Departamentales y de Región.c) Subjefaturas Departamentales y de Región.d) Secretarias Funcionales Departamentales.e) Estructuras Seccionales Municipales.f) Estructuras Sectoriales.

    Del mismo modo y con autonomía de gestión, a niveldepartamental se reconocen:a) Tribunal Departamental de Ética y Disciplina.b) Tribunal Departamental Electoral.c) Juventud Mirista Departamental.

    Capítulo IIDel Congreso Nacional

    Artículo 13° (Disposición general). I. El Congreso Nacional se constituye en la máximainstancia del MIR-Nueva Mayoría.

    II. El Congreso Nacional sesiona de forma ordinariacada cinco (5) años y extraordinariamente a convocato-ria del Comité Político Nacional del MIR-NuevaMayoría. Adopta todas sus decisiones por simple mayo-ría del total de sus miembros acreditados presentes.

    III. El Congreso Nacional será presidido por el JefeNacional del MIR-Nueva Mayoría. En caso deausencia o impedimento será presidido por losSubjefes Nacionales.

    Artículo 14° (Composición). I. El Congreso Nacional estará integrado por lossiguientes miembros:a) Los miembros del Comité Político Nacional.b) Los miembros de la Comisión Política Nacionalc) Las estructuras departamentales del MIR-

    Nueva Mayoría.d) Los militantes que ejerzan, en representación

    del MIR-Nueva Mayoría, cargos públicos, talescomo Senadores, Diputados, Concejales,Alcaldes, Ministros, Viceministros, Prefectos yotros a nivel ejecutivo.

    e) Los militantes que cumplan funciones orgáni-cas con capacidad de decisión política

    II. Las delegaciones departamentales acreditadas alCongreso Nacional, serán elegidas de conformidadcon un reglamento específico regionalizado, quedeberá ser aprobado por la Comisión PolíticaNacional y sobre la base de un número fijo por cadadepartamento y un número de delegados atendiendoal criterio de población y votación.

    Artículo 15° (Atribuciones). El CongresoNacional tendrá las siguientes atribuciones genera-les:a) Aprobar la Estrategia Nacional del MIR-Nueva

    Mayoría, presentada por el Jefe Nacional.b) Diseñar macro políticas públicas y delegar fun-

    ciones específicas en sus órganos ejecutivos.c) Aprobar los Estatutos y reformas que se plante-

    en al mismo.d) Designar a los miembros del Tribunal Nacional

    de Ética y Disciplina, del Tribunal ElectoralNacional y Defensor del Militante del MIR-Nueva Mayoría.

    e) Elegir a sus candidatos a Presidente y Vicepre-sidente de la República, cuya modalidad finalserá establecida por Reglamento.

    Capítulo IIIDel Comité Político Nacional

    Artículo 16° (Disposición general). I. El Comité Político Nacional se constituye en lamáxima instancia de dirección política del MIR-Nueva Mayoría entre Congresos Nacionales.

    II. El Comité Político Nacional sesiona de formaordinaria por lo menos una vez al año y extraordina-riamente a convocatoria del Jefe Nacional del MIR-Nueva Mayoría o a propuesta de seis (6) departamen-tos. Asimismo, adopta todas sus decisiones por sim-ple mayoría del total de sus miembros presentes,haciendo quórum con la mitad más uno del total desus miembros designados.

    Artículo 17° (Composición). I. El Comité Político Nacional estará integrado porlos siguientes miembros:a) Los miembros de la Comisión Política Nacional.b) La Jefatura Nacional.c) La Comisión Ejecutiva Permanente.d) Los Mandos Ejecutivos departamentales.e) Los Senadores y Diputados en ejercicio.f) Mandos Nacionales Sectoriales.g) Ministros de Estado.h) Prefectos de Departamento.i) Alcaldes de Capitales de departamento.

    LA REPRESENTACIÓN POLÍTICA EN BOLIVIA

    126

  • j) Brigada Municipal en ejercicio, cuya composi-ción será de un representante por cada diez (10)municipios a nivel de provincia.

    k) Las estructuras autónomas.

    II. A convocatoria expresa, podrán participar de estainstancia otras autoridades nacionales y partidarias,con derecho a voz.

    Artículo 18° (Atribuciones). El Comité PolíticoNacional tendrá las siguientes atribuciones generales:a) Definir la política de alianzas y de gobierno del

    MIR-Nueva Mayoría.b) Vigilar el cumplimiento de la Estrategia

    Nacional del MIR-Nueva Mayoría.c) Fiscalizar el empleo de los recursos financieros

    proporcionados por la Corte Nacional Electoraly otros.

    d) Requerir información a las autoridades ejecuti-vas del MIR.

    e) Evaluar la gestión pública de los Ministros de Estado.f) Proponer reformas y enmiendas a los Estatutos.g) Conservar y disponer sobre el Patrimonio del

    MIR-Nueva Mayoría.h) Convocar al Congreso Nacional a sesiones

    extraordinarias.i) Aprobar el presupuesto anual del MIR-Nueva

    Mayoría.

    Capítulo IVDe la Jefatura Nacional

    Artículo 19° (Disposición general). I. La Jefatura Nacional del MIR-Nueva Mayoría esuna institución presidida por el Jefe Nacional, quieninviste la máxima representación partidaria y condu-ce políticamente al Movimiento. Será elegido porvoto directo y durará en sus funciones cinco (5) años,pudiendo ser reelegido. Sus facultades, atribuciones ycompetencias son enunciativas y no restrictivas:

    II. Para el cumplimiento de sus atribuciones y compe-tencias, podrá designar un equipo de colaboradores.

    Artículo 20° (Jefe Nacional). El Jefe Nacionaldel MIR-Nueva Mayoría goza de las siguientes atribu-ciones:a) Asumir la conducción política permanente del

    partido.b) Ejercer la máxima representación nacional e

    internacional del MIR-Nueva Mayoría.c) Señalar la línea política del Movimiento.d) Constituirse en el Portavoz oficial de los

    Principios y lineamientos políticos del MIR-Nueva Mayoría.

    e) Presidir el Congreso Nacional, el ComitéPolítico Nacional, la Comisión PolíticaNacional y la Comisión Ejecutiva Permanente.

    f) Realizar la convocatoria al Congreso Nacional asesiones ordinarias y al Comité PolíticoNacional y Comisión Política Nacional a sesio-nes ordinarias y extraordinarias.

    g) Ejecutar las decisiones emanadas por el CongresoNacional o del Comité Político Nacional.

    h) Coordinar y orientar el trabajo político de todoslos niveles político partidarios del MIR-NuevaMayoría.

    i) Suscribir contratos administrativos, civiles, asícomo acuerdos políticos nacionales e interna-cionales en los que intervenga el MIR-NuevaMayoría.

    j) Por delegación del Congreso Nacional o delComité Político Nacional: asumir todas las decisio-nes necesarias para el cumplimiento de losPrincipios y lineamientos políticos del MIR-NuevaMayoría, dándoselas por bien hechas en caso quelas instancias nombradas precedentemente no pue-dan reunirse o llegar a acuerdos concretos.

    k) Procesar la nominación de autoridades nacionalesestatales considerando las propuestas regionales.

    l) Procesar la inscripción de candidatos a cargosde elección mediante voto popular.

    m) Designar a los delegados del MIR-NuevaMayoría a la Corte Nacional Electoral.

    n) Organizar equipos de trabajo técnicos y políticos.o) Organizar equipos de trabajo técnicos y políticos.

    Capítulo VDe las subjefaturas nacionales

    Artículo 21° (Subjefes nacionales). Junto conel Jefe Nacional del MIR-Nueva Mayoría serán elegi-dos tres (3) Subjefes Nacionales: un líder social queexprese al movimiento laboral, un campesino u origi-nario y un líder que exprese la política y/o la intelec-tualidad. Uno de los cuales deberá necesariamenterecaer en una mujer. Durarán en sus funciones cinco(5) años, pudiendo ser reelegidos por una sola vez.

    Artículo 22° (Funciones). I. Los Subjefes Nacionales del MIR-Nueva Mayoríatendrán las siguientes funciones:a) Reemplazar al Jefe Nacional del MIR-Nueva

    Mayoría, en caso de ausencia o impedimentotemporal.

    b) Coadyuvar a la gestión y realización de las atri-buciones del Jefe Nacional del MIR-NuevaMayoría, en materia de: coordinación, segui-miento y evaluación de la gestión política; orga-nización e información interna; elaboración deprogramas partidarios, especialmente en lasáreas de género, equidad, pueblos originarios yotras políticas transversales.

    c) Coadyuvar al Jefe Nacional, en las áreas derepresentación y relaciones internacionales quetenga el MIR-Nueva Mayoría con otras organi-

    MOVIMIENTO DE LA IZQUIERDA REVOLUCIONARIA NUEVA MAYORÍA

    127

  • zaciones partidarias y otras organizacionesinternacionales diversas.

    d) Ejercer las funciones que le sean delegadas porel Jefe, el Comité Político Nacional y laComisión Política Nacional.

    II. En caso de ausencia o impedimento temporal, elSubjefe más votado ocupará el cargo de JefeNacional; a falta de éste, el segundo; y a falta delsegundo el tercero, en ese orden de prelación.

    En caso de ausencia del Jefe Nacional por más deun año, se convocará a un Congreso Extraordinariopara la elección democrática de uno nuevo.

    Capítulo VIDe la Comisión Política Nacional

    Artículo 23° (Disposición general). La ComisiónPolítica Nacional del MIR-Nueva Mayoría se constituye enla instancia ejecutiva-colegiada del MIR-Nueva Mayoría.Sesiona de forma ordinaria una (1) vez al mes y extraordi-nariamente cuando sea requerido, a convocatoria del JefeNacional. Adopta todas sus decisiones por simple mayoríadel total de sus miembros presentes, haciendo quórum conla mitad más uno del total de sus miembros designados.

    Artículo 24° (Composición). I. La Comisión Política Nacional estará integrada porlos siguientes miembros:a) El Jefe Nacional.b) Tres (3) Subjefes en el nivel Nacional: un obre-

    ro o laboral, un pueblo indígena originario(PIO) y un intelectual.

    c) El Secretario Generald) El Secretario Ejecutivoe) Los nueve (9) Jefes Departamentales y el Jefe

    Regional de El Alto.f) Las Bancadas de Senadores y Diputados en ejercicio.

    II. A convocatoria expresa, podrán participar de estainstancia otras Autoridades Nacionales y Partidarias,con derecho a voz.

    Artículo 25° (Atribuciones). La ComisiónPolítica Nacional tendrá las siguientes atribucionesgenerales:a) Definir la línea política de coyuntura nacional.b) Definir alianzas políticas, admitir fusiones e

    incorporaciones de otras organizaciones políticas.c) Autorizar la postulación de militantes a cargos

    públicos.d) Solicitar ante la autoridad partidaria pertinente

    la remoción de militantes y simpatizantes que enrepresentación del MIR-Nueva Mayoría seencuentren en ejercicio de la función pública.

    Capítulo VIIDe la Comisión Ejecutiva Permanente

    Artículo 26° (Disposición general). La Comi-sión Ejecutiva Permanente es la instancia de coordi-nación ejecutiva-operativa del MIR-Nueva Mayoría,a efectos de coadyuvar periódicamente a las labores yla gestión de la Jefatura Nacional.

    Artículo 27° (Composición). I. La Comisión Ejecutiva Permanente estará integra-da por los siguientes miembros:a) El Jefe Nacional.b) Los tres (3) Subjefes Nacionales.c) El Secretario General.d) El Secretario Ejecutivo.e) Los Secretarios Funcionales Nacionales.

    II. También son miembros natos y cuya presencia serealizará mediante convocatoria expresa:a) Los dos (2) Jefes de las Bancadas de Senadores

    y Diputados en ejercicio.b) Los Ministros de Estado.

    III. A convocatoria expresa, podrán participar de estainstancia otras Autoridades Nacionales y Partidarias,con derecho a voz.

    Artículo 28° (Funciones). La Comisión Ejecu-tiva Permanente cumplirá las funciones de apoyo a laJefatura del partido y canalización de las decisionesde la Comisión Política Nacional. Asimismo:a) Evaluar la gestión del MIR-Nueva Mayoría a

    nivel de la Administración pública cuandocorresponda.

    b) Evaluar la gestión y administración interna delMIR-Nueva Mayoría a nivel partidario reco-mendando las acciones necesarias.

    c) Otras que les asigne las instancias superiorespartidarias.

    Capítulo VIIIDe la Secretaría General

    Artículo 29° (Disposición general). I. La Secretaría General del MIR-Nueva Mayoría estáa cargo de un Secretario General. Cumple funcionesejecutivas y es elegido por voto directo. Dura en susfunciones cinco (5) años, pudiendo ser reelecto. II. Para coadyuvar al cumplimiento de sus funciones,el Secretario General cuenta con un VicesecretarioGeneral.

    Artículo 30° (Funciones). El Secretario Generaltendrá las siguientes funciones:a) Por instrucción de la Comisión Política

    Nacional: representar al MIR-Nueva Mayoría.b) Coadyuvar al Jefe Nacional en todas las labores

    LA REPRESENTACIÓN POLÍTICA EN BOLIVIA

    128

  • partidarias que correspondan.c) Ejecutar las decisiones de la Comisión Política

    Nacional.d) Coordinar y orientar el trabajo político de todos

    los niveles político partidarios del MIR-NuevaMayoría.

    Capítulo IXDe la Secretaría Ejecutiva

    Artículo 31° (Disposición general). La Secre-taría Ejecutiva está a cargo de un SecretarioPermanente. Cumple funciones administrativas y eselegido por voto directo.

    Artículo 32° (Funciones). El Secretario Ejecu-tivo tendrá las funciones de atender todos los asuntosadministrativos y los regímenes financieros y nofinancieros del MIR-Nueva Mayoría, en materia de:a) Presupuesto y patrimonio.b) Recursos Humanos y económicos.c) Bienes y servicios.d) Contabilidad.e) Tesorería.

    Capítulo XDe las organizaciones sociales

    Artículo 33° (Disposición general). Las estruc-turas orgánicas del MIR-Nueva Mayoría se fundanen los sectores sociales organizados por la sociedadcivil.

    Los líderes políticos de los sectores socialesorganizados en el partido son reconocidos como diri-gentes plenos del Movimiento.

    Artículo 34° (De su capacidad política). Sucomposición, organización, su estructura será regla-mentada por decisión autónoma de los propios sectoressociales.

    Los sectores sociales organizados nacionalmenteelegirán un representante para conformar la ComisiónPolítica Nacional y un representante en cada departa-mento y el regional de El Alto, para conformar losComités Políticos Departamentales.

    Capítulo XlDe las Secretarías Funcionales Nacionales

    Artículo 35° (Disposición general). I. Las Secretarías Funcionales Nacionales se constitu-yen en instancias operativas. Su número y ámbito decompetencia son variables y son creadas por dicta-men expreso de la Comisión Política Nacional a pro-puesta del Jefe Nacional.

    Enunciativamente, las Secretarías FuncionalesNacionales son las siguientes:

    a) Secretaría Funcional de Asuntos Partidarios.b) Secretaría Funcional de Programa.c) Secretaría Funcional de Capacitación y Formación.d) Secretaría Funcional de Organizaciones Sociales.e) Secretaría Funcional de Asuntos Internacionales.f) Secretaría Funcional de Comunicación Social.g) Secretaría Funcional de Comunidad Política

    Ciudadana y Equidad.

    II. Las Secretarías Funcionales están a cargo deSecretarios Funcionales designados por el Jefe Nacional.

    III. Las funciones de cada una de estas Secretaríasserán establecidas en un reglamento específico apro-bado por la Comisión Política Nacional.

    Capítulo XIIDe la estructura a nivel departamental

    Artículo 36° (Comité Político Departamental). I. Los Comités Políticos Departamentales del MIR-Nueva Mayoría, constituyen la máxima Instancia dedecisión político departamental.

    II. Los Comités Políticos Departamentales tendránlas siguientes atribuciones:a) Definir la política de alianzas del MIR-Nueva

    Mayoría a nivel departamental.b) Vigilar el cumplimiento de la Estrategia Nacio-

    nal del MIR-Nueva Mayoría a nivel departa-mental.

    c) Fiscalizar el empleo de los recursos financierosproporcionados por la Corte Nacional Electoraly asignados a su Departamento.

    d) Evaluar la gestión pública de las autoridadeslocales departamentales y municipales.

    III. Cada Departamento definirá el número y calidadde miembros que conformen el Comité PolíticoDepartamental mediante reglamento orgánico depar-tamental aprobado dentro de los siguientes cientoochenta días. El Reglamento contendrá las siguientesnormas básicas:a) La participación de los Jefes y Subjefes departa-

    mentales y/o de región del MIR-NuevaMayoría.

    b) La participación de los secretarios departamentales.c) La participación del primer responsable de cada

    sector.d) La participación de Senadores y Diputados en

    ejercicio del Departamento.e) La participación de Autoridades nacionales,

    departamentales y municipales del MIR-NuevaMayoría que representen a los intereses delDepartamento.

    Artículo 37° (Jefaturas y Subjefaturas depar-tamentales). Cada Departamento y la Región de ElAlto contarán básicamente con una Jefatura, tresSubjefaturas y dos Secretarías, General y Ejecutiva.

    MOVIMIENTO DE LA IZQUIERDA REVOLUCIONARIA NUEVA MAYORÍA

    129

  • Artículo 38° (Demás niveles departamentales). I. Cada Departamento y la Región de El Alto definirán supropia estructura y funciones, en el marco de sus necesi-dades y realidades locales. En todo caso, las SecretaríasFuncionales señaladas en el Art. 33° y las estructurasseñalas en el Art. 12° del presente Estatuto -con referen-cia al Tribunal de Ética y Disciplina, Tribunal Electoral yJuventud Mirista-, deberán estar necesariamente consig-nadas dentro de la estructura departamental.

    II. El presente Estatuto consagra el principio de lasautonomías regionales; concepto según el cual lasregiones podrán auto organizarse sin afectar el interéscomún ni la unidad de mando nacional.

    Cada estructura departamental deberá ser apro-bada por la máxima instancia de decisión departa-mental; la resolución de aprobación será sometida a laComisión Política Nacional, órgano que en su casopodrá ejercer su derecho a veto.

    Capítulo XIIIDe los pueblos indígenas y originarios

    Artículo 39° (Marco general). Los pueblos in-dígenas y originarios se constituyen en una instanciaautónoma y transversal dentro de la estructura orgáni-ca del MIR-Nueva Mayoría con capacidad de estruc-turar su propio estatuto, definir sus funciones y admi-nistrar sus propios recursos.

    Capítulo XIVDe la organización territorial

    Artículo 40° (Principio básico). El MIR-NuevaMayoría se organiza desde la sección municipal comounidad territorial.

    Sus mandos políticos y su estructura organizati-va responderán a un sistema que se basa en la SecciónMunicipal, continúa en la organización departamentaly culmina en la organización nacional.

    Capítulo XVDe la Juventud Mirista

    Artículo 41° (Marco general). I. La Juventud Mirista se constituye en una instanciaautónoma dentro de la estructura orgánica del MIR-Nueva Mayoría. Su autonomía se entiende por lacapacidad de definir su estructura, funciones y admi-nistrar sus recursos propios.

    II. Tomando en cuenta la importancia transversal deeste sector hacia el MIR-Nueva Mayoría: los aspectosrelacionados a su estructura, funciones, derechos yotros se rigen por un Estatuto propio; el cual emperodeberá necesariamente enmarcarse en los postuladosy lineamientos definidos por el presente.

    Cuarta parteRégimen ético y disciplinario

    Del MIR-Nueva Mayoría

    Capítulo IDisposiciones generales

    Artículo 42° (Oportunidad de derecho). En elmarco de lo dispuesto por el Art. 26° de la Ley dePartidos Políticos, todo militante o dirigente que con-sidere vulnerados los Principios del MIR-NuevaMayoría, sus derechos u otras normas consignadaspor el presente Estatuto o los reglamentos y decisio-nes adoptados para el MIR-Nueva Mayoría: podrá,por si o mediante el Defensor del Militante, interpo-ner su denuncia y las acciones correspondientes antelos Tribunales de Ética y Disciplina.

    Artículo 43° (Aspectos generales referidos asu estructura, naturaleza y otros).I. El Régimen Ético y Disciplinario del MIR-NuevaMayoría está integrado por la siguiente estructura:a) Tribunal Nacional de Ética y Disciplina.b) Tribunales Departamentales de Ética y Disciplina.c) Defensor del Militante.

    II. Tomando en cuenta la naturaleza especial de suscompetencias y funciones, las estructuras señaladasprecedentemente gozan de autonomía plena, respectoa sus actuaciones, decisiones y/o dependencia de lasdemás estructuras del MIR-Nueva Mayoría.

    III. Esta naturaleza especial de competencias y fun-ciones, motiva también a que cuente con reglamentosespecíficos, en los cuales se definan aspectos no seña-lados por el presente Estatuto, como ser: organiza-ción, procedimientos, quórum, clasificación de faltas,sanciones, prescripción y otros, tanto a nivel nacionalcomo departamental.

    Este reglamento deberá ser elaborado por elTribunal Nacional de Ética y Disciplina y el Defensordel Militante, en el ámbito de sus competencias, parasu aprobación ante la Comisión Política Nacional.

    Capítulo IITribunal Nacional de Ética y Disciplina

    Del MIR-Nueva Mayoría

    Artículo 44° (Conformación y requisitos). I. El Tribunal Nacional de Ética y Disciplina estaráconformado por cinco miembros titulares y cincosuplentes, electos por dos tercios del CongresoNacional. Al menos tres de los miembros titulares ydos de los suplentes deberán ser abogados.

    LA REPRESENTACIÓN POLÍTICA EN BOLIVIA

    130

  • II. Asimismo, para ser miembro del TribunalNacional de Ética y Disciplina es requisito indispen-sable ser militante por más de cinco más años y gozarde altas cualidades morales, especialmente de respon-sabilidad, honestidad y rectitud.

    III. Los miembros del Tribunal Nacional de Ética yDisciplina asumirán su mandato y competencias porcinco años, pudiendo ser reelegidos por una sola vez.Su remoción o revocación de mandato será estableci-da en reglamento específico.

    IV. En ejercicio de sus mandatos, los miembros queconformen el Tribunal Nacional de Ética y Disciplinano podrán ocupar cargo de dirigencia alguno, niadoptar decisiones dentro de las instancias políticopartidarias a las que les convoquen o participen, sal-vando la participación y decisión a la que tienen dere-cho dentro del Congreso Nacional.

    Artículo 45° (Competencia). El Tribunal Na-cional de Ética y Disciplina tendrá las siguientescompetencias:a) Interpretar la Declaración de Principios del

    MIR-Nueva Mayoría.b) Conocer y resolver en grado de apelación sobre

    fallos emitidos por los Tribunales Departamen-tales de Ética y Disciplina, contra militantes ydirigentes departamentales: por faltas gravescometidas a los Principios, Estatutos, reglamen-tos y otras decisiones legítimamente adoptadaspara el MIR-Nueva Mayoría.

    c) Conocer y resolver en única instancia los proce-sos contra dirigentes nacionales por faltas gra-ves cometidas a los Principios, Estatutos, regla-mentos y otras decisiones legítimamente adop-tadas para el MIR-Nueva Mayoría.

    Capítulo IIITribunales Departamentales de

    Ética y DisciplinaDel MIR-Nueva Mayoría

    Artículo 46° (Conformación y requisitos). I. Los Tribunales Departamentales de Ética yDisciplina estarán integrados por cinco miembrostitulares y cinco suplentes, electos por el ComitéPolítico Departamental respectivo.

    II. Los requisitos, alcances y restricciones estableci-dos por los parágrafos II, III y IV del Art. 44° del pre-sente Estatuto: son aplicables a los miembros de losTribunales Departamentales de Ética y Disciplina.

    Artículo 47° (Competencia). Cada TribunalDepartamental de Ética y Disciplina tendrá lassiguientes competencias:

    a) Conocer y resolver en única instancia los proce-sos denunciados contra militantes y dirigentesdepartamentales: por faltas leves cometidas alos Estatutos, reglamentos y otras decisioneslegítimamente adoptadas para el MIR-NuevaMayoría.

    b) Conocer y resolver en primera instancia los pro-cesos denunciados contra militantes y dirigentesdepartamentales: por faltas graves cometidas alos Principios, Estatutos, reglamentos y otrasdecisiones legítimamente adoptadas para elMIR-Nueva Mayoría.

    Capítulo IVDefensor del Militante

    Artículo 48° (De los requisitos para su desig-nación y otros). I. A los efectos de defensa de los derechos de los mili-tantes: el Congreso Nacional designará a un Defensordel Militante, de reconocido prestigio y trayectoria;mismo que asumirá su mandato y sus funciones porun período de cinco años, pudiendo ser reelegido poruna sola vez. Su remoción o revocación de mandatoserá establecida en reglamento específico.

    II. Para optar al cargo de Defensor del Militante esrequisito indispensable ser abogado y militante pormás de cinco más años; asimismo gozar de cualidadesmorales, especialmente de responsabilidad, honesti-dad y rectitud.

    III. Tomando en cuenta que goza de autonomía para elcumplimiento de sus funciones, durante el ejercicio desu mandato le es también aplicable la prohibición deocupar cargo de dirigencia alguno o de adoptar decisio-nes dentro de las instancias político partidarias a las quese lo convoque o participe, salvando su derecho de par-ticipación y decisión dentro del Congreso Nacional.

    Artículo 49° (Nivel de apoyo). I. Para coadyuvar al cumplimiento de sus funciones,el Defensor del Militante contará con un equipo deapoyo específico conformado por militantes aboga-dos que asumirán la labor de atención gratuita a losmilitantes que requieran asesoramiento para la defen-sa de sus derechos al interior del partido.

    II. Las prohibiciones y restricciones señaladas alDefensor del Militante en el parágrafo III del artículoprecedente, les serán también aplicables a este nivel.

    Artículo 50° (Deber de los dirigentes, militan-tes y personal administrativo). Todos los dirigentes,militantes y personal administrativo del MIR-NuevaMayoría, tienen la obligación de proporcionar lainformación y colaboración oportuna y necesaria querequiera el Defensor del Militante, bajo sanción esta-blecida en Reglamento.

    MOVIMIENTO DE LA IZQUIERDA REVOLUCIONARIA NUEVA MAYORÍA

    131

  • Quinta parteRégimen electoral delMIR-Nueva Mayoría

    Capítulo ICriterios básicos para la elección

    y mandato de dirigentes delMIR-Nueva Mayoría

    Artículo 51° (Principios). Todo mandato dedirigente será constituido por elección democráticadirecta. Por ningún motivo, un dirigente será elegidopor simple aclamación.

    Artículo 52° (Procedimiento de elección). I. La elección de los Mandos Nacionales yDepartamentales se realizará a través de voto directoy secreto del universo de militantes empadronados.

    II. El evento de elección de Mandos Nacionales yDepartamentales se efectivizará simultáneamente enel mismo día en todos los recintos determinados porautoridad electoral del partido.

    Artículo 53° (De los requisitos y tiempo demandato). I. Para ser elegido Dirigente, es requisito indispensa-ble ser militante del Movimiento de la IzquierdaRevolucionaria Nueva Mayoría.

    II. El Tribunal Nacional Electoral, tomando en cuentasus atribuciones sobre el Escalafón del MIR-NuevaMayoría, elaborará un reglamento específico en el quese señale los demás requisitos para optar a un nivel dedirigencia y los procedimientos de remoción o revoca-toria de mandato de los dirigentes estarán consignadosen un Reglamento por el Comité Político Nacional.

    Artículo 54° (Equidad de género). Todas ycada una de las estructuras de dirección del MIR-Nueva Mayoría, tendrán al menos un treinta por cien-to de participación de mujeres.

    Capítulo IIÓrganos electorales delMIR- Nueva Mayoría

    Artículo 55° (Principios y estructura). I. Con el fin de garantizar el proceso democrático delMIR-Nueva Mayoría, éste contará con un sistemaelectoral estructurado por:a) Tribunal Electoral Nacional.b) Tribunales Electorales Departamentales.

    c) Jueces Electorales.d) Notarios Electorales.e) Jurados de las Mesas de Sufragio.

    II. Las funciones específicas, procedimientos y otrosdesarrollados por el órgano electoral, del MIR-NuevaMayoría serán similares a las cumplidas por los orga-nismos electorales señalados en el Código Electoral.Adicionalmente, el MIR-Nueva Mayoría definirá unReglamento Electoral específico. Este reglamentodeberá ser elaborado por el Tribunal Electoral Nacional,para su aprobación por el Comité Política Nacional.

    Artículo 56° (Autonomía). En atención a lanaturaleza especial y competencias señaladas prece-dentemente: las estructuras y miembros que compon-gan el órgano electoral del MIR-Nueva Mayoríagozarán de autonomía plena, respecto a sus actuacio-nes, decisiones y/o dependencia de las demás estruc-turas del MIR-Nueva Mayoría.

    Asimismo, las decisiones y resoluciones queemanen de sus órganos competentes serán de caráctervinculante e inapelable, en el marco de los lineamien-tos señalados por el reglamento específico.

    Artículo 57° (Requisitos). I. Para ser miembro del Tribunal Nacional Electoral yde los Tribunales Electorales Departamentales, serequiere: ser militante con cinco (5) o más años deantigüedad, estar registrado en el Padrón Electoral yno tener incompatibilidades jurídico-legales para elejercicio del cargo.

    II. Los requisitos para ejercer los demás niveles electo-rales serán establecidos en el reglamento específico.

    Artículo 58° (De la elección de sus miembros). I. El Tribunal Nacional Electoral estará integrado porcinco (5) miembros titulares y cinco (5) suplentes,elegidos por el Congreso Nacional. El ejercicio de susmandatos y funciones será de cinco (5) años pudien-do ser reelegidos por una sola vez.

    II. Los Tribunales Electorales Departamentales esta-rán integrados por cinco (5) miembros titulares ycinco (5) suplentes, elegidos por la máxima instanciade decisión a nivel departamental por dos tercios desus miembros integrantes. Del mismo modo, el ejer-cicio de sus mandatos y funciones será de cinco (5)años pudiendo ser reelegidos por una sola vez.

    III. Los criterios de revocación de funciones paraestos niveles serán establecidos en el reglamentoespecífico.

    LA REPRESENTACIÓN POLÍTICA EN BOLIVIA

    132

  • Sexta parteDe la nominación a cargos públicos

    Capítulo únicoDe los criterios básicos y procedimientos

    Artículo 59° (Disposición general). En el marcode los derechos consagrados por la Ley de PartidosPolíticos, del presente Estatuto y otros requisitos exi-gidos por Normas vigentes: todo militante del MIR-Nueva Mayoría tendrá derecho a ser postulado a cual-quier cargo público electivo o de simple designación,sea éste nacional, departamental o municipal.

    Artículo 60° (Procedimiento de nominación acargos públicos electivos). I. Los Comités Políticos Departamentales nominarána sus respectivos candidatos a cargos electivos, seanéstos nacionales, departamentales o municipales, enbase a las decisiones oportunas de las instancias terri-toriales correspondientes y a mecanismos anticipadosque permitan conocer la preferencia ciudadana.

    II. La lista completa de los candidatos será remitida ala Comisión Política Nacional por lo menos quincedías antes de la fecha de cierre de las inscripcionesestablecidas por la Corte Nacional Electoral, para suno objeción.

    Artículo 61° (Procedimiento de nominación acargos públicos de designación). La nominación depersonas a cargos públicos ejecutivos de designaciónnacionales, se realizará mediante la Comisión PolíticaNacional a propuesta de los Comités PolíticosDepartamentales. La Comisión Política Nacional viabi-lizará las nominaciones bajo parámetros de equilibrioregional y votación obtenida en cada Departamento.

    Las designaciones a cargos departamentales ymunicipales serán efectuadas por las instanciasdepartamentales y municipales respectivas.

    Séptima parteRegímenes especiales

    Capítulo IPadrón Nacional delMIR-Nueva Mayoría

    Artículo 62° (Competencia). I. El Padrón Nacional del MIR-Nueva Mayoría esta-rá a cargo del Tribunal Nacional Electoral, mismoque realizará el control de registro de los militantes anivel nacional y de los residentes en el extranjero.Este registro será actualizado permanentemente, con-

    forme al reglamento respectivo, debiendo elaborarsepor lo menos semestralmente las listas de altas ybajas, cambios de domicilio y otros a efectos delescalafón y depuración periódica.

    II. Las actividades señaladas precedentemente, serándesarrolladas en permanente relación con la CorteNacional Electoral.

    Artículo 63° (Padrón especial). El Tribunal Na-cional Electoral desarrollará asimismo un PadrónNacional diferenciado que contenga el registro detodos los jóvenes mayores de dieciséis (16) y meno-res de dieciocho (18) años que participen del MIR-Nueva Mayoría.

    Capítulo IIEscalafón del MIR-Nueva Mayoría

    Artículo 64° (Disposición general). A los efec-tos de valoración y ejercicio de la militancia, se esta-blece el Escalafón del MIR-Nueva Mayoría depen-diente del Tribunal Nacional Electoral; el cual seestructurará sobre la base del Padrón Nacional delMIR-Nueva Mayoría.

    Se registrará documentalmente los datos funda-mentales de los afiliados sobre su trayectoria personaly su vida político partidaria, y servirá para el ejerci-cio pleno de sus derechos.

    Artículo 65° (Obligación de los dirigentes).Todos los dirigentes en los diferentes niveles políticopartidarios están obligados a remitir a los responsa-bles del Escalafón del MIR-Nueva Mayoría la infor-mación y documentación necesaria relacionada a susmilitantes para su registro.

    Capítulo IIIDe los recursos otorgados

    por la Corte Nacional Electoral

    Artículo 66° (Distribución). I. Los recursos que hace mención la Ley de PartidosPolíticos, otorgados por la Corte Nacional Electoralen años electorales, se distribuirán de acuerdo aReglamento, tomando en cuenta a las Estructuraspolítico partidarias municipales, Estructuras políticopartidarias departamentales y Estructuras políticopartidarias nacionales.

    II. Los recursos que hace mención la Ley de PartidosPolíticos y otorgados por la Corte Nacional Electoralen años no electorales, serán regidos por las disposi-ciones de control y fiscalización emitidas por la CorteNacional Electoral.

    MOVIMIENTO DE LA IZQUIERDA REVOLUCIONARIA NUEVA MAYORÍA

    133

  • Octava parteModificación a los estatutos

    Capítulo únicoModalidades

    Artículo 67° (Criterios de modificación). Elpresente Estatuto Orgánico podrá ser modificado através de las dos modalidades siguientes:

    a) La enmienda al presente Estatuto que constituyauna modificación a la Declaración de Principios,será aprobada por el Congreso Nacional por dostercios de votos de miembros presentes.

    b) Las enmiendas a las demás disposiciones delpresente Estatuto, serán aprobadas por elCongreso Nacional por dos tercios de votos demiembros presentes.

    c) La iniciativa de modificaciones podrá tener ori-gen en el Comité Político Nacional o a peticiónde seis mandos departamentales y región.

    Décima parteDel patrimonio y disolución

    Capítulo únicoMarco general

    Artículo 68° (Patrimonio). I. El MIR-Nueva Mayoría tiene patrimonio propio,constituido por:a) Los activos y pasivos, bienes muebles e inmue-

    bles, tangibles e intangibles, adquiridos o poradquirirse por actividades lícitas, sean a títulooneroso o gratuito; así como los frutos que estosgeneren.

    b) Las contribuciones, aportes, donaciones y lega-dos de sus militantes y simpatizantes.

    c) El financiamiento estatal, bajo las condicionesestablecidas en el ordenamiento jurídico vigente.

    II. Asimismo, forma parte de su patrimonio intangible:a) El nombre de Movimiento de la Izquierda

    Revolucionaria-Nueva Mayoría, con sus siglasMIR-Nueva Mayoría.

    b) La Marcha Mirista, como expresión musicalpresente en todo el territorio nacional de alientoy esperanza para una Bolivia total.

    c) Sus colores, su emblema y las creaciones inte-lectuales de sus militantes.

    d) La mano izquierda y el dedo índice apuntandohacia el frente, en señal de nuestro compromisohistórico por el futuro de Bolivia.

    e) La caminata, como expresión de su voluntad deponer en marcha al país con el esfuerzo colecti-vo de todos los bolivianos y bolivianas.

    f) El aplauso rítmico creciente, que expresa el ale-teo del gallo.

    Artículo 69° (Disolución). I. Si por alguna circunstancia el MIR-Nueva Mayoríatuviera que disolverse voluntariamente, se establece-rá de inmediato el activo líquido realizable, el mismoque podrá transferirse en beneficio de entidades debeneficencia de reconocida trayectoria y solvenciainstitucional.

    II. Asimismo en el caso de extinción, los recursos econó-micos y bienes que forman el patrimonio del MIR-NuevaMayoría, previo el cumplimiento de las obligacionesdevengadas, se transferirán a dominio del Estado.

    Parte finalDisposiciones transitorias

    Disposición primera. Las elecciones para diri-gentes departamentales y nacionales se realizarán enplazo máximo de 90 días, debiendo el TribunalNacional Electoral elaborar la Convocatoria, ejecutarprocedimientos, administrar el acto electoral simultá-neo en todo el territorio nacional y proclamar losresultados, presentándolos ante la Corte NacionalElectoral.

    Disposición segunda. El Primer CongresoNacional Extraordinario elegirá a los cinco miembrostitulares y cinco miembros suplentes que conformanel Tribunal Nacional Electoral, encargados de admi-nistrar el proceso inmediato de institucionalización.

    En el plazo de quince (15) días improrrogables,a partir de la aprobación del presente Estatuto elTribunal Nacional Electoral deberá aprobar los regla-mentos específicos señalados.

    En el plazo de treinta (30) días improrrogables, apartir de la aprobación del presente Estatuto, bajomecanismo establecido por el Tribunal NacionalElectoral, deberá elegir a los militantes que integrenlos Tribunales Electorales Departamentales.

    Disposición tercera. Hasta la culminación delproceso electoral, la conducción del partido se enco-mienda a la Jefatura Nacional y al Tribunal NacionalElectoral, quedando cesantes los actuales Mandospartidarios.

    LA REPRESENTACIÓN POLÍTICA EN BOLIVIA

    134

  • MOVIMIENTO DE LA IZQUIERDA REVOLUCIONARIA NUEVA MAYORÍA

    135

    El colonialismo español, primero, y la opresiónoligárquica después, convirtieron a Bolivia en unpaís-campamento.

    Aquella imagen del país que, en su tiempo,pintó la oligarquía minero-feudal: "Bolivia, un pobresentado en un sillón de oro", sólo intentaba encubriruna acción depredadora. No hubo país rico para lagran masa de este territorio. Esta se constituyó apenasen la mano de obra de un país campamento.

    Bolivia se caracteriza por ser un espacio territo-rial en donde se asentaron campamentos para laexplotación de sus riquezas, que en el transcurso desu historia se convirtieron en el principal obstáculopara el desarrollo de un proyecto nacional. Estas eco-nomías de enclave llevaron, progresivamente, a lasobreexplotación y consiguiente deterioro de nuestrosrecursos naturales y humanos. Al mismo tiempo, fue-ron la causa principal de las dificultades para el sur-gimiento de una nación coherente, estructurada yorganizada.

    Es por ello que en el análisis de la crisis actualdel país no se puede soslayar la búsqueda y el examende sus raíces históricas.

    La conquista española y el subsiguiente sistemacolonial interrumpieron la evolución histórica de lospueblos que habitaban el territorio nacional, some-tiéndolos y explotándolos. Con el advenimiento de laRepública esta situación no se modificó sustancial-mente, pues los regímenes oligárquicos fueron inca-paces de lograr un desarrollo económico y social enbeneficio de todos y cada uno de los bolivianos asícomo de instaurar un Estado con instituciones legíti-mas, representativas y eficaces, que pudieran defen-der el territorio nacional y a su población.

    Centenares de patriotas conquistaron el centrodel territorio. Sin embargo, la falta de una efectiva

    ocupación territorial creó un gran vacío geopolítico.La dura realidad es que: "el país de encuentros" fuemás bien el espacio para la intervención extranjera ypara la usurpación territorial.

    Es cierto que en nuestra historia hubo intentosde realizar un proyecto nacional que, infortunada-mente, concluyeron en el fracaso y condujeron a lafrustración. El primero de ellos correspondió a losforjadores de la República que, si bien logró la funda-ción de Bolivia, no consiguió establecer un verdade-ro Estado nacional, debido a que marginó a las gran-des mayorías nacionales. El mismo tiempo surgió unaoligarquía que concentró en sus manos el poder polí-tico y la actividad económica.

    Con la creación de la Confederación Peruano-Boliviana se intentó darle al proyecto de los patriotasel desemboque que se persiguiera con la guerra inde-pendentista: hacer de estos dos países un EstadoNacional Fuerte y Soberano. El intento tropezó con laresistencia interna de las oligarquías y el sabotaje denaciones vecinas que intuyeron un peligro en lapotencialidad que alcanzarían al unirse los dos paísesandinos.

    El fracaso de este proyecto llevó a Bolivia a serpresa fácil de la ofensiva expansionista de sus veci-nos, perdiendo casi la mitad del territorio con el quenació a la vida republicana y condenándola a un dra-mático enclaustramiento.

    Conservadores y liberales inauguraron, a suturno, proyectos nacionales de acumulación. Sinembargo, la explotación minera y la producción agrí-cola lejos de diseñar un proyecto globalizador, reafir-maron y acentuaron la característica de enclave ypaís-campamento. La agricultura se desarrolló dentrode un sistema semifeudal, mientras que la minería ini-ció la inserción de la economía nacional en el sistemaeconómico capitalista.

    Proyecto NacionalHistoria: presente y futuro

  • Durante este periodo, la vertebración territorialy el desarrollo nacional se asentaron en aquellas áreasdonde se encontraban los intereses de la oligarquía dela plata: Chuquisaca y Potosí. El mismo fenómeno serepitió con el liberalismo en torno a Oruro y La Paz.

    La pobreza, la exclusión de la mayoría en laelección de sus gobernantes la explotación del indíge-na, fueron exacerbando los conflictos sociales que seconvertirían, durante la guerra del Chaco, en el fer-mento del proceso que culminaría con la RevoluciónNacional de 1952.

    El proceso que más próximo estuvo a la confi-guración de un proyecto nacional, fue el que intenta-ron los hombres y mujeres de la generación delChaco. En medio del holocausto del Sudeste, nacie-ron las ideas que transformaron el país. La mayoríade los bolivianos se unió bajo los postulados de lanacionalización de las minas, la reforma agraria, elvoto universal y la reforma educativa.

    Este intento de construir el proyecto nacionalfue también el más legítimo porque incorporó a lasmayorías y, por primera vez, amplió la ocupaciónproductiva del territorio hacia el Oriente.

    La Revolución Nacional es el hecho más impor-tante de la historia de Bolivia desde su fundación y essobre la base de este hecho que extraemos parte sus-tancial de nuestra teoría y de nuestros objetivosnacionales. Sin embargo, la Revolución Nacional noalcanzó totalmente sus propósitos, pues careció de unplan para orientar esas transformaciones y para insti-tucionalizar el cambio. Al mismo tiempo, las contra-dicciones internas en la conducción política del pro-ceso de la revolución determinaron la progresiva dis-torsión de éste y la pérdida de legitimidad de su lide-razgo. La incapacidad para resolver estos conflictosterminó por desestabilizar el proceso, distorsionándo-lo apenas tres años después de su inicio.

    En las décadas del cincuenta y el sesenta el paístuvo un cierto crecimiento económico apuntalado porlas fuerzas sociales recientemente liberadas, situaciónsocioeconómica y política que se revirtió, cuando alcomienzo de la década del setenta se produjo la decli-nación del crecimiento cuyos efectos fueron disimu-lados con el despilfarro de la deuda externa que hastahoy los bolivianos todos seguimos pagando. Losdesaciertos cometidos particularmente durante ladécada del 70, el endeudamiento externo no produc-tivo, el crecimiento desmesurado de los sectores noproductivos, la distorsión del tipo de cambio quefomentó las importaciones cambiando el patrón deconsumo, el inicio del sector informal e ilegal, el cre-cimiento desmesurado del aparato estatal y la elevadacorrupción estatal, fueron las causas principales paraque en la década del ochenta, eclosione la crisisnacional que continúa hasta el presente.

    La historia, por consiguiente, nos enfrenta a laurgencia de llevar adelante el proyecto nacional.

    Al hacerlo, debemos reafirmar el convencimien-to de que la crisis que enfrentamos no es una crisiscoyuntural.

    La primera gran tarea consiste en superar lamarginalidad en la que se encuentra la mayoría delpueblo y escapar de la marginalidad internacional.

    Esto requiere profundos cambios a fin de esta-blecer un nuevo Estado democrático y descentraliza-do, impulsar una economía regionalizada y afirmaruna sólida identidad y unidad nacionales. Ello signi-fica un nuevo orden social más justo, y el desarrollo,la vertebración y la integración nacionales.

    Esta tarea supone rechazar a quienes invocanuna libertad que nunca defendieron y que dejaron ypretenden dejar a las mayorías a merced de fuerzaseconómicas privilegiadas.

    Supone terminar con un aparato estatal que esimpulsor de desventajas y promotor de los privile-gios. Debe, asimismo, transformar un modelo econó-mico que acentúa las desigualdades, ocasiona bajosniveles de vida y amplía peligrosamente el desem-pleo, conduciendo a gran parte de sectores laborales aincorporarse a la economía informal. Este modeloplantea la mercantilización de la sociedad y hechototal abandono de las políticas sociales. Debemos almismo tiempo, enfrentar el reto del fortalecimiento yexpansión de los movimientos asociativos, como lamejor manera de expresar los intereses de todos losbolivianos en cualquier parte del territorio. La econo-mía, la democracia, la libertad, erosionan y debilitansi no se logra, por múltiples vías, asegurar la partici-pación a fin que las relaciones entre el gobierno y elpueblo sean dinámicas, efectivas y fluidas.

    Estas nuevas formas de organización, a diferen-cia de lo que ocurrió en el pasado, deben ser incorpo-radas formalmente la estructura del Estado, como lamejor manera de legitimarlo y de ampliar la partici-pación de las regiones, los grupos étnicos y los movi-mientos sociales en las decisiones que atañen al orde-namiento nacional. Se trata, al fin de cuentas, de ins-taurar un nuevo modelo democrático, con institucio-nes y formas de organización capaces de expresar yencauzar las demandas de toda la colectividad. Almismo tiempo, se trata de poner en práctica procedi-mientos apropiados para generar, a través de la soli-daridad, la conciencia y la práctica de una comunidadnacional con intereses y objetivos comunes.

    El diálogo y la concertación son, por ello, lasbases de un nuevo estilo en los procesos políticos y lascondiciones para edificar un sistema social y estatalque integre al país partiendo de su diversidad. Esta

    LA REPRESENTACIÓN POLÍTICA EN BOLIVIA

    136

  • nueva sociedad y este nuevo Estado deberán ser edifi-cados, igualmente, sobre el fundamento de una mayorconfianza en nosotros mismos, en nuestras potenciali-dades y en nuestras energías sociales y económicas.Esto supone, abandonar la actitud de derrota y susti-tuirla por una actitud y una voluntad de victoria sobrelas situaciones adversas. Únicamente de ese modopodremos, en el futuro inmediato, transformarnos enverdaderos protagonistas de nuestra historia.

    El examen del pasado nos muestra que, en nin-gún momento, fue posible llevar adelante un proyec-to nacional y todo ello se manifiesta por lo menos enlos siguientes aspectos:

    En el Estado: El Estado boliviano es excluyen-te, desintegrador en lo político, económico, social,regional, étnico y cultural. Un Estado que no expresala voluntad de la mayoría de los bolivianos, ha insti-tucionalizado un sistema de reproducción del poderbasado en los intereses de unos pocos. Un Estado queno tiene la capacidad suficiente para defender la sobe-ranía nacional. Un Estado centralista burocrático,débil, corrupto e ineficiente.

    En la economía: La ausencia del ProyectoNacional ha significado en lo económico, la sobreex-plotación de la fuerza de trabajo. La depredación delos recursos naturales y el deterioro del medioambiente.

    La apropiación desigual del excedente económi-co. La depresión y exacción del sector rural. Elendeudamiento externo no productivo. La fuga decapitales. El crecimiento desmesurado de los sectoresno productivos.

    El debilitamiento de los sectores productivosorientados al mercado nacional. La concentración dela actividad económica en los sectores orientados almercado internacional, con escasa diversificación delas exportaciones. La agudización de los desequili-brios territoriales y la transferencia unilateral de exce-dentes entre las regiones. La tendencia hacia la hiper-trofia del aparato estatal hacia los grupos hegemóni-cos nacionales e internacionales. La acentuación delos altos niveles de dependencia y vulnerabilidad res-pecto a la economía mundial.

    En la sociedad: La desintegración social, regio-nal, sectorial y cultural. La ausencia de solidaridad enlas relaciones sociales. La existencia de sectoressociales obligados a sobrevivir en el exterior. La des-valorización de la identidad nacional. La pérdida delos valores que deben dar a la sociedad profundamoral. La sumisión ante los poderes parte de peque-ños y reducidos grupos antinacionales. La permanen-te ausencia de respeto a las diferencias etno-socialesy etno-culturales.

    El Proyecto Nacional

    La ideología del Proyecto Nacional: Los boli-vianos queremos vivir mejor y para ello debemosliberar toda nuestra fuerza, potencialidad. Es elmomento de cambiar, de re-fundar nuestra Repúblicay construir una nueva Bolivia. TENEMOS QUERENACER COMO PUEBLO PARA EJERCERCOMO UNA VERDADERA NACIÓN.

    Para cambiar las estructuras, tenemos que cam-biar primero nosotros. Necesitamos imponer ética,una nueva ideología. Con esa voluntad de cambio ini-ciaremos el camino de la victoria de todo el pueblo.

    En el presente y con la mirada puesta en el futu-ro, se impone la urgencia de reemprender el esfuerzopara llevar adelante un verdadero proyecto nacional,sobre la base de una nueva ideología, de una ideolo-gía emergente que se nutre de la diversidad de nues-tra sociedad y de nuestra nación, de los valores denuestras culturas ancestrales, de las percepciones ypropósitos de una nueva generación que irrumpió ala historia en el contexto de los cambios y las contra-dicciones a que dio origen el proceso de laRevolución Nacional. Una ideología contemporáneaque pretende superar el pasado, señalando las pautasy orientaciones para construir una nueva sociedad,una nación efectivamente integrada y un Estadocapaz de ordenar la vida social y la economía confundamento en la solidaridad y la libertad.

    Esta ideología emergente significa la supera-ción de la ideología de la crisis, que corresponde alpasado, a la realidad de una Bolivia que debemossuperar. En contraste esta, que alentaba el conflicto yla disgregación, la nueva ideología se nutre de unaverdadera mística de unidad nacional, que se orientaa forjar, entre todos los bolivianos, una nueva rela-ción de solidaridad y de lealtad, así como una decidi-da voluntad de trabajo. Se basa, en definitiva, en lasmejores tradiciones del pueblo boliviano y se dirige asatisfacer sus más urgentes necesidades y legítimasASPIRACIONES DE PROGRESO Y BIENESTAR.

    La nueva ideología, por consiguiente, pretendeexpresar la confianza de todos los bolivianos en sufuturo, y por tal motivo, se opone al sectarismo, aldivisionismo y al totalitarismo. Surge, más bien, dela urgencia de encontrar soluciones a los graves pro-blemas de la sociedad y de la nación boliviana. Nopostula la benevolencia, ni las soluciones parciales,sino que, por el contrario, propone acciones defini-das para superar el atraso mediante la movilizaciónde nuestras propias energías. Con la plena concien-cia de nuestro pasado, en la expresión de una visióndel porvenir, que arranca del propósito de superar lainseguridad, la corrupción y el clientelismo político.

    MOVIMIENTO DE LA IZQUIERDA REVOLUCIONARIA NUEVA MAYORÍA

    137

  • Al mismo tiempo, la ideología emergente, queda contenido al proyecto nacional, propone el cam-bio y la afirmación de los valores nacionales, sien-do, por ello, la manifestación más genuina de laizquierda nacional. Postula la transformación de lasestructuras sociales, políticas y económicas, a travésde la liberación de las fuerzas étnicas y culturales dela nación, reconociendo la pluralidad y la diversidadde los grupos sociales y las regiones y afirmando suintegración dinámica sobre la base de la solidaridady del propósito común instaurar una sociedad libre,una economía regionalizada y un Estado Nacionaldemocrático y participativo.

    Hacia la fundación de una nueva República.El Proyecto Nacional supone la identificación y losgrandes objetivos nacionales, así como la determi-nación definición de los medios para alcanzarlos.Significa, en consecuencia, dar respuesta a lasinquietudes sobre el rol que el país debe desempeñaren el ambiente internacional y sobre las formas deorganización nacional más apropiadas para empren-der la transformación estructural de la sociedad, laeconomía y el Estado.

    En otras palabras, implica adoptar orientacionesclaras sobre cómo organizar el esfuerzo colectivopara la producción y cómo redistribuir sus frutos,cómo defender nuestra población y nuestro territorio,cómo desarrollar las actividades económicas parasatisfacer las necesidades individuales y sociales.

    Por otra parte, proponer el Proyecto Nacionalsupone enfrentar el desafío ineludible de la construc-ción nacional y el cambio social. La construcción deun país unido, viable y soberano, en el cual la diver-sidad de grupos sociales, culturas y regiones, se con-vierta en la fuente genuina de su fortaleza. El estable-cimiento de un sistema verazmente democrático,merced a una amplia e irrestricta participación detodos los grupos sociales, que asegure la estabilidadsocial y política como fundamento del desarrollo eco-nómico de toda la colectividad.

    El Proyecto Nacional, por ello, sólo puedehacerse realidad a través de la eliminación de todosaquellos obstáculos que impiden el progreso econó-mico y social y de aquellas barreras que se oponen ala plena vigencia de una conciencia colectiva de soli-daridad e identidad nacional.

    La realización del Proyecto Nacional no seráinmediata, pues se trata, en todo caso, de un procesode largo aliento, que se nutre del esfuerzo cotidianode todos los bolivianos y que abre una nueva etapahistórica en la vida del país.

    Sus finalidades básicas consisten en adoptar unnuevo modelo de acumulación y en asegurar, almismo tiempo, la estabilidad y la legitimidad.

    Por otro lado, el Proyecto Nacional representa unaconjunción armónica de los proyectos regionales y de lasaspiraciones de todos los grupos étnicos y sociales.

    A medida que se vayan diseñando y desarrollan-do los diversos proyectos de las regiones del país,dentro de una visión de complementación recíproca yde integración nacional, se irán afirmando los autén-ticos fundamentos del Proyecto Nacional.

    De igual manera, en la medida en que fortalez-can las formas de expresión y participación de losgrupos étnicos y sociales y que superen los desequili-brios entre la población y el territorio, entre el desa-rrollo social y el desarrollo y consolidación delEstado, se convertirán en realidad los grandes postu-lados del Proyecto Nacional.

    Por los amplios objetivos que propone, por sumarco ideológico que privilegia la acción solidaria yse opone a las concepciones y actitudes que impulsana la disgregación y el conflicto. El Proyecto Nacionales una propuesta para la participación de todos losbolivianos en el esfuerzo de la construcción nacional.Organizaciones de trabajadores, universidades, comi-tés cívicos regionales, Fuerzas Armadas, organizacio-nes de empresarios privados, asociaciones académi-cas, son llamados a brindar su necesario aporte paraafianzar las bases de un nuevo ciclo de la historiasocial, económico y político del país, poniendo enpráctica un leal compromiso con los altos interesesde toda la colectividad y de la nación en su conjunto.

    En definitiva, el Proyecto Nacional es una pro-puesta para la instauración de una nueva Repúblicademocrática, asentada en la solidaridad y legitimada porla participación formal y real, de todos los grupos socia-les en el diseño de los grandes objetivos nacionales.

    ¿Qué significa construcción nacional y cambio?

    PROYECTO NACIONAL ES CONSTRUCCIÓNNACIONAL Y CAMBIO SOCIAL ORGANIZADO.

    Construcción nacional significa: crecer y desa-rrollarnos logrando:a) La unidad económica de la Nación, articulando

    los sectores y las diversas formas de produccióny propiedad.

    b) La unidad política, articulando regiones, cultu-ras y etnias.

    c) La vertebración territoriales, integrando todas ycada una de las regiones del territorio nacionalen equilibrio con la distribución de la poblacióny presencia del aparato administrativo delEstado.

    d) La unidad social, conjugando las diferentes formasde agrupamiento natural de todos los habitantes.

    LA REPRESENTACIÓN POLÍTICA EN BOLIVIA

    138

  • e) La articulación de las conciencias individuales enuna conciencia nacional y solidaria de pertenecer aBolivia y compartir una historia y destino común.

    f) Desarrollar una personalidad nacional propiajunto al orgullo y dignidad nacional.

    El cambio social organizado significa:

    En lo social: democracia social con justicia, solidari-dad e igualdad de oportunidades. A cada cual según su tra-bajo, rendimiento, creatividad y capacidad organizativa.

    En lo político: democracia política con unidadinstitucional de conducción con eficiente para mante-ner la estabilidad y la acumulación.

    En lo económico: democracia económica conun sistema simultáneo de emulación y solidaridadentre las regiones que garanticen el crecimiento, lageneración de empleo y el equilibrio extremo.

    La nueva Bolivia: sociedad democrática deproductores, Estado nacional multirregio-nal y democrático

    Para llevar adelante el Proyecto Nacional esindispensable liberar las fuerzas sociales, para hacercrecer la economía y ello requiere de un Estado ade-cuado, eficiente y legítimo.

    La sociedad democrática de productores es laforma en que la sociedad, en democracia, organiza elfuncionamiento de la economía nacional sobre labase del aumento de la producción y la productividad.

    Los postulados democráticos de productoressólo tienen su razón de ser en la medida que entre envigencia un Estado nacional democrático multirregio-nal bajo cuya institucionalidad la sociedad libere suspotencialidades y tenga los medios para participarcon igualdad de oportunidades en la tarea de la cons-trucción nacional.

    El proceso de construir una economía producti-va en democracia requiere de estabilidad en horizon-tes de largo plazo, así como de la participación orga-nizada del conjunto social, que como protagonistaobtenga bienestar y, al mismo tiempo, otorgue legiti-midad al proceso de la acumulación.

    Para construir una economía productiva, endemocracia, con estabilidad y legitimidad se requiereque los bolivianos de hoy tengamos la capacidad parasuperara los obstáculos existentes y llevar a cabo loscambios que sean necesarios en cuanto al excedente,los sectores, la localización territorial del aparto pro-ductivo, las características del aparto administrativoestatal, la organización social de la producción, los

    objetivos de la reinserción internacional, y al mismotiempo, la capacidad de dotarnos de una política eco-nómica que sea funcional al crecimiento y al desarro-llo socio-económico.

    Estado nacional democrático y multirregional

    La forma del Estado que buscamos tiene lassiguientes características:

    Nacional: porque busca la unidad nacionalhaciendo que el actual Estado de ser simplementecentral, pase a ser nacional.

    Democrático: porque plantea la democracia nosólo como método de distribución del poder y de los car-gos públicos, sino que la plantea como estructura delEstado.

    Multirregional: porque para ser regional y demo-crático requiere ser regional. El ser del Estado está en laregión, el deber ser está en la nación. Un Estado así amplialos niveles de participación, integración de todas las clasessociales.

    Nueva Mayoría Nacional

    Cada vez que en nuestro país un período histó-rico o ciclo de acumulación entra en su fase de decli-nación, surgen nuevos movimientos sociales que sonlos generadores de un nuevo período. Estos movi-mientos sociales fueron la base de los partidos histó-ricos. Así sucedió, por ejemplo, con el liberalismo oel MNR.

    La declinación del período que se inició con laRevolución de 1952 es también el momento de irrup-ción de los movimientos sociales nuevos y vigorosos.Estos se expresan en la resistencia a la dictadura deHugo Banzer y, principalmente, a través de la organi-zación del pueblo que motivó las victorias electoralesconsecutivas a partir de 1978. Se trata de la configu-ración de una mayoría del pueblo que hizo posibleabrir el proceso democrático y su posterior consolida-ción. El gobierno de la UDP y su crisis desarticulanesa organización del pueblo. Es solo en 1985 cuandose retorna el proceso de articulación de ese movi-miento social, que desde entonces asume la condiciónde Nueva Mayoría para el cambio y la renovación, enla perspectiva de la construcción nacional.

    La denominamos Nueva Mayoría para distinguirlade aquella que se constituyó para impulsar ese enormefenómeno populista de la Revolución de 1952. NuevaMayoría que hunde sus raíces en la antigua memoria denuestro pueblo, en sus tradiciones y valores, y en la inva-lorable experiencia de sus derrotas y victorias.

    MOVIMIENTO DE LA IZQUIERDA REVOLUCIONARIA NUEVA MAYORÍA

    139

  • En ella convergen no sólo los trabajadores delcampo, de las minas, de las ciudades, sino también lasexpresiones regionales y culturales de nuestro pueblo.Las mujeres y los hombres honestos de este país. Susinstituciones: sindicatos, Iglesia, empresarios priva-dos, comités cívicos, y todas aquellas institucionespúblicas capaces de unir a un núcleo de bolivianos.

    Las Fuerzas Armadas. Una de las institucionesque deberá jugar un rol fundamental en la construcciónnacional, son las Fuerzas Armadas. Ninguna como ellapor su organización y presencia en el territorio nacio-nal, para convertirse en un pilar fundamental en eldesarrollo económico, la integración y la vertebraciónnacionales. Igualmente, en el desarrollo de los progra-mas de educación y salud, las Fuerzas Armadas tendráun rol fundamental. La labor de esta institución se pro-fundizará como factor de soberanía, si además de con-solidar su eficacia profesional, se convierte en instru-mento de progreso en las regiones donde tiene presen-cia. Nuestras Fuerzas Armadas tienen evidentes defi-ciencias tecnológicas y de medios materiales, las mis-mas que deben suplirse con una relación armoniosacon su pueblo. Como decía Simón Bolívar: "