La Estatuaria Griega de ‰poca Arcaica

download La Estatuaria Griega de ‰poca Arcaica

of 8

  • date post

    18-Dec-2015
  • Category

    Documents

  • view

    219
  • download

    3

Embed Size (px)

description

Arte griego evolucion de la escultura primer periodo la escultura arcaica siglo VII al V ac

Transcript of La Estatuaria Griega de ‰poca Arcaica

LA ESTATUARIA GRIEGA DE POCA ARCAICA. EL SER HUMANO: EL KOURS Y LA KOR.En Grecia, como en todas las civilizaciones de la antigedad, la escultura surgi de las creencias religiosas, del culto, de la mitologa. La estatua o escultura exenta pretenda representar a la divinidad o bien y consagrarla imagen de un fielcomo una ofrenda a los dioses. En cuanto al relieve que decoraba los templos, se destinaba, como el de nuestras iglesias medievales, a la instruccin de los fieles. Incluso las representaciones esculpidas en las estelas funerarias eran tambin un acto de fe, en el sentido en que lo entendan los griegos y con el espritu especialmente cvico de su religin; pues exaltar la figura del desaparecido, era rendir homenaje a los dioses protectores de la ciudad.Kouros Anavyssos, estatua de Kroisos, mrmol, altura 1,94 m. Hacia el 520 a. C.

Parece que fuedesde el siglo VIIcuando los dorios del Peloponeso y de Creta iniciaron el trnsito de la figurillade bronce delgada, casi filiforme, delperiodo geomtrico(900-700 a. C.)a la efigie de piedra del periodoarcaico (700-500/480 a. C.). Las esculturas ms antiguas (lasxoanas) no se han conservado. Eran de madera y de formas muy estilizadas. Ellas fueron el precedente de las tpicas imgenes arcaicas, loskuroiy laskorai,que se esculpiran en piedra caliza y mrmol ms tarde y que sern el objeto de este artculo. Loskouroi(kourosen singular) representaban a atletas desnudos que haban vencido en una prueba atltica; y laskorai(koren singular) a damas vestidas que ofrecan su efigie a una diosa. Dejamos para otro artculo la representacin de los dioses y dems seres mitolgicosKor 682, entre el 520 y el 510 a. C., Acrpolis de Atenas. Mrmol. Altura 1.82 m.Kouros, estatua de Kroisos, Anavyssos, en torno a 520 a. C. Mrmol. Altura 1.94 m.Caractersticas de la figuracin griega de poca arcaica.En el paso de la figurilla a la imagen de tamao natural o colosal en piedra intervino la influencia de los modelos egipcios difundidos por el Mediterrneo Oriental.De ellos aprendieron las tcnicas escultricas en piedra y adoptaron muchas de sus caractersticas y convencionalismos que se mantendran, pero evolucionando, durante los siglos VII y VI a. C., la etapa que conocemos como arcaica. Estos son los elementos ms significativos de este estilo arcaico: La concepcin de lafigura humana comocanono conjunto deequivalencias matemticas de partes significativas del cuerpo (el puo, el pie, el brazo o la medida que cada escultor elija), lo que da lugar a una imagen ideal o estereotipo del griego. Loskouroi, desde luego, representaban a personajes reales, como sabemos por las inscripciones, pero es intil buscar rasgos personales del sujeto pues la figura terminaba reducida a medidas y convencionalismos. El concepto deestatua-bloque, segn el cual la figura vena a ser una suma de cuatro vistas, es decir de frente, de espaldas y de los dos costados. Se trabajaba desde un bloque cuadrangular, tallando el relieve que corresponda a cada vista. Al final se empalmaba las uniones en las esquinas. En Egipto a menudo el bloque se conservaba en la columna trasera y en la base, lo que no era frecuente en Grecia.

Laposicin esttica, erguida o sentada (para los dioses griegos), con los brazos pegados al cuerpo y a las piernas. Los plantas de los pies se encuentran tambin adheridas al suelo aunque parezca que se disponen en plan de marcha. Esta rigidez es uno de los rasgos arcaicos que ms tarda en desaparecer. La observancia dela ley de frontalidad, que se cumple especialmente en las estatuas varoniles. Segn esta ley, el cuerpo queda dividido en dos mitades simtricas, pero libres en sus movimientos, de manera que la escultura puede indicar un desplazamiento de atrs hacia adelante, pero no en sentido lateral. Brazos y piernas pueden estar en distinto plano, pero sin quebrantar la simetra desde el frente.Estatua egipcia de Ranofer, datada hacia el 2450 a. C., proveniente de Saqqara y que se encuentra en el Museo Egipcio de El Cairo. Y al lado un kouros tico del Metropolitan de Nueva York datado hacia el 600 a. C. He puesto por encima un entramado reticular para ver que su concepcin se basan en la geometra, la simetra y la matemtica. Los dos son representaciones ideales o estereotipos del egipcio y del griego.

Eldesnudo masculino, no as el femenino, es importante en ambas civilizaciones. En Egipto,sin embargo,las figuras masculinas tapan sus rganos sexuales con un faldelln y, en cambio, en Grecia se exhiben sin ningn pudor, aunque algunos Kouroi, sobre todo ticos, pueden llevar finos ropajes. LasKorai, en cambio,visten siempre una larga y ceida tnica (jiton), encima de la cual hay un ancho manto (himation) o un corto chal (peplos). Estas prendas forman infinidad de pliegues, ya dispuestos en paralelo, zigzag o en abanico. El pelo largo en coletas rizadas tambin es un elemento distintivo de la civilizacin griega. Sus rostros soninexpresivos, aunque en algunos se puede percibir una ligera sonrisa forzada, conocida como egintica o arcaica. Esta sonrisa es un rasgo convencional, ms que un rasgo de realismo o de expresividad, puesto que posiblemente el artista griego interpretase la sonrisa como expresin de la vida en cuanto tal, pues una persona muerta no sonre.Kor de la acrpolis de Atenas, 520-510 a. C.

El gusto por lo colosal fue muy fuerte hasta comienzos del VI a. C., donde podemos encontrar figuras de kourosde hasta 4,80 metros de altura como el del santuario de Hera en la isla de Samos. Estos tamaos nos recuerdan las imgenes de faraones que se colocaban delante de los templos egipcios. El tamao natural se ir imponiendo a partir de la segunda mitad del siglo VI.Kouros de Samos, descubierto en 1981 en el Herarion de Samos, probablemente formaba parte junto con otros 5 ms de un conjunto. La obra se data en torno al 570 a. C.Samos, Archaeological Museum. He dejado la figura del turista de abajo para que nos hagamos idea de las dimensiones de la figura.

Las figuras, si estaban esculpidas en piedra,se encontraban todaspolicromadas. Tal cosa nos parece hoy increble y sorprendente, acostumbrados a ver las estatuas en crudo mrmol, peroalgunas conservan todava pigmentosque han permitido hacer reconstrucciones, un tanto atrevidas, de cmo debieron ser en el pasado. Os ofrezco un ejemplo.Kor del peplos, 530 a. C., Museo Arqueolgico de Atenas.

La evolucin del kuros y de la kor en la poca arcaica.Una pequea estatua conocida como elApolo de Mnticlo,de hacia el 700 a. C., constituye un excelente ejemplo de enlace en la historia de las artes plsticas entre el periodo geomtrico y el posterior. No llega a ser exactamente unkourospor su tamao y por no ser exactamente de un atleta, aunque tambin se le poda denominar as, puesto que su finalidad votiva aparece grabada en la parte anterior del muslo. All dice que un individuo llamadoMnticlola adquiri utilizando la dcima parte de sus beneficios para dedicrsela al diosApolocon la peticin de que cumpliera sus deseos. Tambin es significativa la figurilla porque refleja la visin del hombre que tenan los griegos. El amplio trax triangular, el estrecho talle y las poderosas y esquemticas piernas proceden del repertorio de formas del arte geomtrico e incluso micnico. La cabellera larga y bien cuidada demuestran que es un hombre rico y su cuerpo ejercitado indica la importancia que se da en esta civilizacin al desnudo y a la fortaleza anatmica.Estatuilla de Apolo de Mnticlo de Tebas, principios del s. VII a. C. Bronce; altura 20,3 cms. Boston, Museum of Fine Arts. El brazo izquierdo doblado en ngulo poda sujetar un arco o una flecha. Llevaba un casco en la cabeza, segn se desprende del agujero taladrado en la frente; los ojos eran de un material distinto.

Durante el siglo VII el principal refugio de la escultura fue Creta. All segn la tradicin mtica trabaj un arquitecto-escultor, llamado Ddalo, que parece haber existido realmente y al que se le considera el padre de todos los artistas plsticos griegos. De ah que los estudiosos califiquen de "dedlico" el estilo de las primeras esculturas en piedra. Las encontradas en Creta son de tamao pequeo, de una frontalidad rigurosa y muy geomtricas: el rostro presenta forma triangular y el cuerpo cilndrico. El mejor ejemplo es laDama de Auxerre, una de las primeraskorai. De evidentes desproporciones, es muy rgida y simple, casi una columna en su parte inferior. Esta kor est relacionada con laKore Nikandre de Delos, tambin de hacia el 650 a. C.Dama o kor de Auxerre. Mediados del siglo VII a. C.Piedra caliza. Altura, 65 cms. Museo del Louvre.

A comienzos del siglo VI a. C., se trasladla creacin escultricade Creta y de las islas Ccladas -como Delos, Paros o Naxos- al tica y el Peloponeso. Es a partir de entonces cuando empiezan a ser ms frecuentes las representaciones masculinas de los tpicos Kouroi. Ellos, que simbolizan el ideal de belleza masculino, nos muestran los valores y la forma de vida que defienden la aristocracia de las ciudades. Como seres favorecidos por los dioses se exponan solemnes en los santuarios o como seales conmemorativas sobre las tumbas.El estilo jnico y el estilo drico.Uno de los kouros ms antiguo(hacia el 600 a. C.)yen magnfico estado de conservacin,es elKouros del Metropolitan Museum de Nueva Yorkque se encontr en la carretera que enlaza Atenas con el cabo Sunion, cerca de la aldea de Anavyssos. La estatua no era una ofrenda depositada en un templo, sino sobre el sepulcro de un joven prematuramente muerto o cado en combate. La esbeltez y la delicadeza del diseo muscular, e incluso el detallismo de su peinado, marcan la sea de identidad de unestilo tico-jnico.Kouros del Metropolitam de Nueva York, entre el 600-590 a.C. Mrmol. Altura, 1,85 m. Vistas frontal (arriba) y de perfil y posterior (la siguiente).

Llama la atencin su valo facial, homogneamente alargado, y su alta frente. Su larga y densa caballera cubre la nuca y sus perlados rizos, esmeradamente trabajados, se sujetan con u