CIRCO OXIDADO. El gran espectáculo de Crispín Capote & Flamarión

Click here to load reader

  • date post

    28-Mar-2016
  • Category

    Documents

  • view

    229
  • download

    5

Embed Size (px)

description

Fuera de colección

Transcript of CIRCO OXIDADO. El gran espectáculo de Crispín Capote & Flamarión

  • Coleccin

    del texto: lvaro Alejandro Lpez, 2012 de las ilustraciones: Sergio Mora, 2012 de esta edicin: Kalandraka Ediciones Andaluca, 2012Avin Cuatro Vientos, 7 - 41013 SevillaTelefax: 954 095 [email protected]

    Impreso en Grficas Anduria, PoioPrimera edicin: julio, 2012ISBN: 978-84-92608-03-4DL: SE 3305-2012Reservados todos los derechos

  • a luna se qued inmvil sobre un basurero.

    Con su luz le dio vida a la sombra de una vieja cortina.

    Los nicos testigos fueron las ratas, los gatos y los perros callejeros,

    que huyeron espantados

    Como un fantasma

    la sombra se desliz entre la basura,

    y justo en el centro de un crculo de tierra,

    trazado con una constelacin de espejos rotos, se detuvo,

    se abri igual que un teln,

    y dej pasar a un pequeo hombre,

    ms pequeo que el grito que naci de su propia garganta.

    L

  • Bienvenidos al circo de Crispn Capote y Flamarin!El Circoxidado!

    Anunci el enano Crispn con una voz tan grave

    que pareca el gruido de un oso.

    De su cabello oscuro y enredado

    bajaron sus nicos espectadores,

    veintitantos piojos que, sin perder un solo instante,

    se instalaron en la primera fila de sus cejas.

    El da de hoy estar con nosotros

    el nico hombre que ha hecho rer de tristeza

    y llorar de alegra

    a la estatua de un emperador!

    El hombre que hizo posible que una sirena

    se tirara desde la luna

    y cayera suavemente en un vaso de agua lleno de mar!

    Con todos ustedes...

  • El poeta Flamarin!

    Entre el redoble de los tambores de los grillos

    y las trompetas de los mosquitos,

    el poeta Flamarin hizo una reverencia,

    cerr los ojos,

    abri la ventana de su sonrisa

    y lanz y entrelaz, como si fueran trapecistas en el aire,

    las palabras de sus poemas:

  • Sobre una burbuja de jabn,

    subo por encima

    del pensamiento de los rboles.

    Rebaso nubes, la atmsfera, la estratosfera

    y las puertas del cielo

    Me detengo al filo de una estrella.

    Desde ah salgo disparado

    Perforo el techo del universo

    y estiro el infinito ms all de la eternidad

  • Tal vez el circo y la poesa sean los lugaresdonde mejor conviven lo grotesco y la belleza,lo etreo y lo material .En ellos lo real es siempre sorprendente,aunque se vuelva cotidianidad. Con la poesa y el circo podemos recuperarla infancia y la locura sin pedir permiso.La poesa es un circo donde todossomos protagonistas. Lanzamos las palabras como trapecistas,hacemos malabares con sus significados para tratar de asir una revelacin,que tarde o temprano volver al silencio o caer en el fondo de una hoja de papel .La poesa termina donde empiezay empieza donde termina,as va dibujando un crculo tan redondocomo el escenario de un circo.

    Don lvaro Alejandro

    Voy a confiaros un secreto muy secreto,porque este libro encierra un misterio muy misterioso.Habr quien os diga que yo he sido el autorde los dibujos, pero debo confesar que en realidadno he sido yo. Yo soy mago, y como todos los magostrabajo con un conejo mgico amigo mo.l a veces aparece por mi sombrero,y a veces desaparece. . .No me preguntis dnde va cuando desaparece,porque no lo s.Lo que s s es que un da mi amigo el conejoapareci con unos preciosos dibujos. . .Y s, amigos. . . Exacto! Lo que estis pensando es cierto. . .Esos dibujos eran los que habis visto en este libro!Asombroso, verdad? Por favor, guardadme el secreto!Si la gente se entera de esto, dirn que estoy turuleto!

    Don Sergio Mora

  • En las afueras de la ciudad, all donde habita lo desconocido, se levanta la carpa.Y junto a ella se levanta una fbrica abandonada.

    En su interior sucedieron historias que ya nadie recuerda.Pero en las noches de bruma, entre las chapas herrumbrosas y el polvo que todo lo guarda,

    parece orse el ruido de una puerta que rechina.Los ojos de una mueca de trapo relucen en la oscuridad,

    y es como si nos quisieran transmitir otras miradas, otros recuerdos, otras palabras y otras risas.Despus, en la noche, todo es silencio.

    Cuando la carpa se ilumina y comienza la msica, los personajes dormidos cobran vida.Las artes se fusionan para arroparlos y darles aliento:la msica, la i luminacin, el diseo, la escenografa...

    todo est al servicio de los cuerpos para que nos vuelvan a relatar sus historias sin palabras:historias de miradas, historias repletas de color,

    historias que giran en el gran carrusel que es la vida.

    Comienza la funcin en las afueras de la ciudad,all donde habita lo desconocido, se levanta la carpa de CIRCOXIDADO.