BIBLIOGRAFÍAS DE BIBLIOGRAFÍAS - Diego … BUENOS/TEMARIO... · Web viewRDF fue creado en agosto...

of 154 /154
ESCALA AYUDANTESGRUPO B BIBLIOGRAFÍA Y DOCUMENTACIÓN _______________________________________________________________________________________________________ ________ 2.TEMARIO DE BIBLIOGRAFÍA Y DOCUMENTACIÓN Diciembre 2006 1

Embed Size (px)

Transcript of BIBLIOGRAFÍAS DE BIBLIOGRAFÍAS - Diego … BUENOS/TEMARIO... · Web viewRDF fue creado en agosto...

BIBLIOGRAFAS DE BIBLIOGRAFAS

ESCALA AYUDANTESGRUPO B

BIBLIOGRAFA Y DOCUMENTACIN

_______________________________________________________________________________________________________________

2.TEMARIO DE BIBLIOGRAFA Y DOCUMENTACIN

Diciembre 2006

2.1. BIBLIOMETRA. CONCEPTO Y FUNCION.

ESQUEMA

1. INTRODUCCIN

Definicin y concepto

Origen y desarrollo

2. LEYES

Leyes de Price

Ley de Bradford

Ley de Lotka

3. METODOLOGA

Etapas:

Operaciones previas

Obtencin de datos: las fuentes

Tratamiento de datos

4. INDICADORES

Recuento de publicaciones

Recuento de citas

Otros: Indicadores de distribucin espacial

5. CONCLUSIN

Utilidad y aplicaciones de la Bibliometra

Papel del documentalista

1. INTRODUCCIN

DEFINICIN Y CONCEPTO

La Bibliometra es una disciplina actualmente englobada dentro del campo de la documentacin, que se ocupa principalmente de la aplicacin de tcnicas estadsticas al estudio de las publicaciones cientficas y de los elementos bibliogrficos contenidos en las mismas, con objeto de obtener informacin acerca del comportamiento seguido por la Ciencia y los cientficos.

La Bibliometra es la base para la medicin del esfuerzo y repercusin de la actividad cientfica. Gracias a las tcnicas bibliomtricas pueden cuantificarse por ejemplo el nmero de documentos publicados en un pas, por una institucin, por un equipo de investigadores o por un cientfico en particular.

ORIGEN Y DESARROLLO

El primer trabajo bibliomtrico fue presentado en 1917 y analizaba las publicaciones sobre anatoma comparativa durante tres siglos. Estos primeros trabajos bibliomtricos que fueron publicados a principios del siglo XX surgen del inters por conocer el estado de una ciencia en particular, y se hicieron a partir de recuentos de los documentos cientficos que se generaban en un rea geogrfica determinada o un campo del saber.

Hoy en da la Bibliometra est marcada por la necesidad de analizar y evaluar la actividad cientfica en relacin a los recursos destinados a ella. El control presupuestario generalizado hace cada vez ms preciso identificar a los cientficos y las lneas de investigacin merecedoras de una mayor adjudicacin de fondos. Para cuantificar la actividad cientfica, tan difcil de medir, se analizan los documentos cientficos generados. Estos constituyen el objeto de estudio de la Bibliometra. Nos centramos en particular en las publicaciones cientficas, ya que son por lo general las que sacan a la luz los nuevos conocimientos y muestran los resultados de las investigaciones.

2. LEYES

Con el desarrollo de la Bibliometra como disciplina emprica, se han enunciado multitud de leyes que muestran la tendencia del comportamiento de la informacin cientfica. Comentamos a continuacin las fundamentales:

Leyes de Price: La ley del crecimiento de Price alude al crecimiento exponencial de la Ciencia a lo largo del tiempo. Este crecimiento tiene un periodo de duplicacin de aproximadamente 15 aos hasta alcanzar un nivel de saturacin, que se representa con una curva logstica. Asimismo, Price enunci la ley de obsolescencia, que hace referencia al envejecimiento acelerado de la literatura cientfica. Cuanto ms antiguo es un documento menos se cita y cae as en el olvido.

Ley de Bradford: tambin llamada ley de dispersin. Esta ley recoge el hecho de que la mayor parte de los trabajos relativos a una disciplina se concentran en un nmero reducido de revistas, mientras que el resto de trabajos est disperso en un gran nmero de revistas. En cuanto a las citas, tambin se concentran en un nmero reducido de autores y revistas.(muchos trabajos pocas revistas ; muchas citas pocos autores/revistas)

Ley de Lotka: este estudioso demostr que, de todos los autores cientficos, solamente una reducida proporcin es responsable de un gran nmero de trabajos cientficos. (productividad)(muchos trabajos pocos autores)

3. METODOLOGA

Como decamos en la introduccin, las publicaciones reflejan con bastante exactitud los resultados de la actividad cientfica, y por ello son objeto de anlisis bibliomtricos.

Para realizar un estudio bibliomtrico, hay que fijar un procedimiento de obtencin de datos, de cara a que los indicadores que se extraigan sean un reflejo objetivo y fiel de la realidad cientfica.

Operaciones previas

Nivel de anlisis: antes de proceder a cualquier tipo de anlisis, es importante delimitar exactamente el mbito de estudio. Para ello lo primero es definir el nivel de anlisis, esto es, concretar si la produccin cientfica que vamos a abordar corresponde a un pas o rea geogrfica, a una disciplina determinada, a una institucin o a un grupo de cientficos.

Fuentes: del mismo modo, es vital para garantizar la calidad de los resultados tener muy en cuenta las fuentes que se van a utilizar. La eleccin de fuentes primarias o secundarias depender del nivel de anlisis que nos hayamos planteado previamente. Como fuentes primarias estn: las revistas cientficas, las patentes, los congresos, los informes de investigacin, las monografas y las tesis. Como fuentes secundarias utilizadas en estudios bibliomtricos estn las BDs, las memorias de centros de investigacin y los CVs de los investigadores.

Disciplina temtica: la eleccin de la fuente adecuada depender tambin en gran medida del rea o disciplina cientfica que hayamos elegido como objeto de estudio, que deber limitarse tambin previamente. A grandes rasgos, las Humanidades y las Ciencias Sociales publican mayormente las investigaciones en monografas y en menor medida en artculos de revista. En Ciencias Naturales y Experimentales, en cambio, los resultados de las investigaciones tienen como vehculo de comunicacin prioritaria la revista cientfica. Existen numerosas BDs que recogen estas publicaciones cientficas y que facilitan la realizacin de estudios bibliomtricos, a pesar de no estar pensadas para ese fin.

Obtencin de datos

Como vemos, hay una gran variedad de fuentes disponibles, pero el acopio de datos para las investigaciones bibliomtricas se obtiene principalmente de BDs bibliogrficas. El desarrollo tecnolgico ha permitido que las BDs sean uno de los productos que ms han evolucionado tanto en cantidad, como en calidad, cobertura y normalizacin.

Si partimos de la utilizacin de una BD determinada para el estudio bibliomtrico debemos saber que el elemento fundamental para conseguir la informacin que nos interesa es la referencia bibliogrfica, que en formato electrnico se convierte en registro bibliogrfico. Este contendr ms o menos datos en funcin de la fuente que se trate, aunque siempre contar con unos datos bsicos de identificacin del documento como ttulo, autor, datos de publicacin, idioma, etc. Una informacin valiosa que casi ninguna BD aporta es por ejemplo el nombre de todos los autores y de las instituciones donde se ubican. Este rasgo tan importante para la Bibliometra favorece la eleccin de las BDs del ISI (Institute for Scientific Information) para la realizacin de estudios bibliomtricos. Tanto es as, que estas BDs se han convertido de facto en la principal fuente de datos para la Bibliometra.En todo caso, la inexistencia de una BD que recoja toda la produccin cientfica se convierte en una de las principales limitaciones de este tipo de fuentes.

Tratamiento

Una vez obtenida la informacin de las fuentes hay que tratar los datos convenientemente. Gracias al desarrollo de la tecnologa existen aplicaciones informticas que facilitan el manejo de los datos de forma automtica, simplicando los procesos de trabajo.

Despus se aplican determinadas tcnicas estadsticas que pueden ser ms o menos complicadas, para obtener los indicadores bibliomtricos.

4. INDICADORES

Los indicadores ms comunes, que son a su vez los ms sencillos y utilizados, son los basados en el recuento de publicaciones y los basados en el recuento de citas.

Recuento de publicaciones: los primeros trabajos bibliomtricos realizados utilizaron este indicador, basados en recuentos simples del nmero de publicaciones cientficas de un campo de especializacin. Es una medida cuantitativa razonable para conocer la produccin cientfica, pero es un indicador parcial, por lo que resulta poco adecuado para valorar la contribucin realizada al progreso cientfico. Adems, existe una presin considerable por parte los cientficos por ver sus trabajos publicados, en busca de prestigio y reconocimiento profesional. El nmero de artculos publicados sobre un tema puede estar, como vemos, influenciado por otros factores, ajenos al volumen real de literatura cientfica existente.

Recuento de citas: se utilizan los recuentos de las citas que un determinado artculo de una revista ha recibido por parte de autores de otros trabajos para conocer el impacto de dicho artculo en la comunidad cientfica. Es tambin un indicador parcial porque no se puede equiparar sistemticamente el nmero de citas recibidas por un documento con la calidad de la investigacin.

La nica fuente que recoge las citas que realizan los cientficos en sus trabajos sobre otros trabajos es una BD del ISI llamada Science Citation Index (SCI). A su vez, esta BD tiene un suplemento llamado Journal Citation Reports (JCR), comnmente llamado ndice de impacto, que recoge las revistas cuyos colaboradores han sido ms citados. Slo con esto, dichas revistas pasan a ser las ms visibles y prestigiosas dentro de su disciplina.

Estos productos que se dedican a las citas entre cientficos tienen hoy por hoy una importancia colosal, hasta el punto de ser motivo de controversia, como demuestra la abundante literatura sobre la cuestin. El uso de este indicador es objeto de numerosas crticas, principalmente porque las revistas que cubren las BDs del ISI se limitan bsicamente al mbito anglosajn, por lo que existen revistas de calidad que no estn representadas, como ocurre con las espaolas. Adems, no deben ignorarse las influencias sociales o polticas que puedan impulsar a un autor a incluir o no en sus trabajos determinadas citas.

Otros: Indicadores de distribucin espacial. A parte de estos dos indicadores, citamos brevemente otros que consideramos de inters, que son los indicadores de distribucin espacial. Estos se ocupan de identificar los centros de investigacin relevantes y que podran por tanto ser beneficiarios de las ayudas que establezca la poltica cientfica del momento. Muestran adems cmo se distribuye la investigacin en un periodo de tiempo y un espacio determinado, de modo que podemos conocer si la investigacin de un pas o regin est concentrada en pocas instituciones o por el contrario dispersa por todo el rea en cuestin.

En todo caso, la aproximacin bibliomtrica ms aceptable es aquella que combina mltiples identificadores. Cuanto mayor es la variedad de parmetros utilizados, mayor es la probabilidad de percibir el conocimiento real producido por la investigacin.

5. CONCLUSIN

Utilidad y aplicaciones de la BibliometrA

Como conclusin, sealamos que la utilidad de la Bibliometra viene demostrndose desde hace dcadas.

Las aplicaciones de los estudios bibliomtricos son mltiples, aunque quiz la ms conocida sea la de obtener un panorama de la produccin cientfica de una disciplina en particular y de su repercusin. Otras aplicaciones son: evaluacin y planificacin de polticas cientficas, estudios sobre la Ciencia, estudios de usuarios o estudios de la informacin en Internet.

Papel del documentalista

Por ltimo, nos gustara resaltar la importancia del papel del documentalista en el desarrollo de la Bibliometra y por consiguiente en el desarrollo cientfico del pas.

2.2. DEFINICION Y OBJETIVOS DE LA BIBLIOGRAFIA. TEORIA Y TECNICA. EVOLUCION HISTORICA.

ESQUEMA

1. INTRODUCCIN

Definicin y evolucin del concepto.

Corrientes tericas en cuanto al concepto

Campo de la bibliografa

2. OBJETIVOS DE LA BIBLIOGRAFIA

3. EL METODO DEL TRABAJO BIBLIOGRAFICO

Bsqueda de los materiales

Anlisis e identificacin

Descripcin

4. LOS REPERTORIOS BIBLIOGRAFICOS: DEFINICION Y TIPOLOGIA

Instrumentos elaborados por la Bibliografa: los repertorios bibliogrficos

Tipologa de repertorios bibliogrficos

5. EVOLUCION HISTORICA DE LA BIBLIOGRAFIA.

Etapa prebibliogrfica

Etapa humanstica

Etapa bibliogrfica

Etapa tcnica y artesanal.

1. INTRODUCCION

1.1. Definicin y evolucin del concepto.

Tradicionalmente la Bibliografa es la rama de la bibliologa o ciencia del libro que busca, analiza, identifica y clasifica los documentos, a fin de elaborar repertorios como instrumentos de trabajo intelectual.

Para Carrizo es la parte de la Ciencia de la Informacin que constituye el depsito ordenado de referencias de documentos y los hace accesibles al usuario.

El trmino proviene de las palabras griegas biblion (libro) y graphein (escribir). Aunque el uso del trmino es antiguo, se generaliz a partir del s. XVII con Gabriel Naud, bibliotecario de MAzarino, quien la emple como lista de libros en su Bibliographia Politica (1633).

Desde entonces, el trmino ha ido evolucionando:

A partir del s. XVII indica listas de libros diferenciadas de las colecciones de obras conservadas en las bibliotecas.

Desde finales del XVIII se utiliza el trmino Bibliografa en su sentido etimolgico para designar estudio de los manuscritos, acepcin que se abandonara ante el avance de la Paleografa y Diplomtica.

Desde el s. XIX es la ciencia de libro y de las bibliotecas, originndose una confusin terminolgica, ya que en los primeros tratados tericos se hablaba indistintamente de bibliofilia, bibliotecoeconoma, bibliologa, bibliotecologa, historia de las bibliotecas, paleografa e incluso crtica literaria. Los trabajos de los bibligrafos de finales de siglo logran diferenciar conceptos. En 1802, Gabriel Peignot introduce en el siglo XIX el trmino Bibliologa para nombrar a la ciencia del libro, y reserva el de Bibliografa para la rama que se ocupa del estudio y la confeccin de los repertorios bibliogrficos.

Esta tesis no culminar hasta finales del XIX, cuando la cole de Chartes separa la ctedra de Bibliografa de todo lo relacionado con Archivos. El primer catedrtico Charles Mortet definir la Bibliografa como el estudio de los repertorios donde los libros son descritos y clasificados y a los que se debe acudir bien para identificarlos, bien para saber todo lo escrito sobre un tema.

Actualmente el trmino se emplea en 4 sentidos:

publicaciones existente sobre un tema, obras consultadas, lecturas recomendadas

trabajo, tcnica de consulta y elaboracin

el resultado de un trabajo o repertorio bibliogrfico

como disciplina

La Bibliografa puede considerarse una disciplina de carcter tcnico, interpretado por algunos como ciencia auxiliar de otras ciencias. Pero tambin puede considerarse una ciencia porque rene todos los requisitos necesarios:

Tener un objeto de estudio ( compilacin de documentos y su estudio)

Tener un mtodo de trabajo y unas reglas

Tener un lenguaje propio y especfico (aunque no muy normalizado)

1.2. Corrientes tericas en cuanto al concepto.

Corriente tradicional: la bibliografa como ciencia de los repertorios. Tambin llamada Bibliografa enumerativa, compiladora, Systematic Bibliography, desarrollada en Francia, Alemania, Italia o Espaa. Para los defensores de esta corriente (Schneider, Malcls, Simn Daz), el objeto de la Bibliografa es la produccin de los repertorios: dar a conocer qu documentos hay y en qu repertorios puede obtenerse una determinada informacin.

Corriente anglosajona: Para McKerrow, Esdaile, Greg, la Bibliografa es la ciencia del libro, que es el objeto de su estudio bajo todos los aspectos: histrico, descriptivo, analtico, crtico y catalogrfico. Estos autores se centran en el libro como objeto material para detectar los efectos que el proceso de produccin pueden dejar en la conformacin material de una edicin (conjunto de ejemplares que derivan de una composicin tipogrfica nica), conmo en las posibles variaciones que se pueden apreciar en estos ejemplares, las cuales determinan la existencia de estados y emisiones dentro de una misma edicin.

1.3. Campo de la bibliografa.

Para Malcls, la Bibliografa se ocupa exclusivamente de los documentos impresos, lo que deja fuera de su campo manuscritos y medios audiovisuales. Para otros autores, la Bibliografa se ocupa indistintamente de cualquier clase de documentos.

Las nuevas tecnologas y los nuevos soportes de la escritura han ampliado el campo considerado propio de la Bibliografa. Archimbaud escriba ya en 1970 que designa tanto a una base de datos como a un instrumento de trabajo o a una tcnica. En 1980, Tafarelli manifestaba que la Bibliografa es el sector de las Ciencias de la Informacin que constituye los stocks ordenados de referencias documentales y los hace accesibles a los usuarios, empleando procedimientos manuales o automatizados.

Actualmente, el desarrollo de los sistemas de produccin ha dado lugar a gran cantidad de nuevos soportes, lo que nos lleva a presupuestos manifestaos por la Documentacin, ciencia ocupada en facilitar y organizar la informacin, y que reconoce la importancia del manuscrito y dems tipos de documentos.

Hoy da, la Bibliografa asume la necesidad de tomar en consideracin tanto manuscritos como otros soportes, hablndose de materiales bibliogrficos mejor que de libros o impresos, y se abre a otros tipos de documentos como artculos de publicaciones peridicas, microformas y materiales audiovisuales.

Los nuevos soportes afectan a los sistemas de regulacin del control bibliogrfico, pero no a las funciones propias de la Bibliografa.

2. OBJETIVOS DE LA BIBLIOGRAFIA

Son dos principalmente: identificar los documentos e informar sobre sus contenidos. De ellos se deriva su utilizacin:

Informar sobre lo escrito acerca de una cuestin o lugar, o por una o varias personas, etc.

Identificar un texto, es decir, verificar su existencia y la autenticidad de los datos que lo individualizan: nombre de autor, ttulo, pie de imprenta, extensin

Localizar dichos materiales en las bibliotecas donde puedan estar, con lo que la bibliografa se convierte en un elemento no slo de identificacin, sino tambin de localizacin.

Servir como instrumento para el incremento del fondo de una biblioteca (adquisiciones, acceso)

Elaborar instrumentos para el servicio de referencia, como listas selectivas.

Servir como modelo para catalogacin y clasificacin.

Sea ciencia o tcnica, la Bibliografa es instrumento bsico de la investigacin.

3. EL METODO DEL TRABAJO BIBLIOGRAFICO.

Dada la amplitud y las posibilidades del campo de la Bibliografa, algunos bibligrafos la consideran como una ciencia. Pero la creencia ms extendida es la de considerarla una tcnica o ciencia auxiliar. El trabajo bibliogrfico referido a la elaboracin de repertorios debe ser considerado como una tcnica.

La investigacin bibliogrfica es diferente segn el tipo de repertorios a elaborar. Este primer paso llevar a la identificacin de cada texto, de acuerdo con las reglas internacionales de elaboracin de repertorios. La descripcin de cada documento debe atender a sus caractersticas externas o internas. Finalmente se procede a la clasificacin de los documentos identificados, atendiendo a los criterios establecidos de antemano (alfabtico, cronolgico, geogrfico, etc).

El sistema de trabajo supone un mtodo propio, basado en el mtodo histrico para la bsqueda e investigacin retrospectiva. Jaime Moll define el mtodo bibliogrfico como la bsqueda de materiales mediante la consulta de fuentes de informacin, la identificacin de las mismas mediante el anlisis de cada documento y su descripcin mediante la adopcin de una determinada normativa. La forma concreta de realizarla depende de su finalidad, de la funcin de la bibliografa en proyecto.

Para Ferrari la existencia de una metodologa bibliografa definida presupone un concepto claro de la Bibliografa en sentido estricto y propio y est en estrecha conexin con la esencia y funcin de la misma.

El trabajo bibliogrfico consta de varias etapas: bsqueda de los materiales, su anlisis e identificacin, descripcin y ordenacin.

3.1. Bsqueda de los materiales.

En primer lugar, el bibligrafo debe buscar las referencias que va a incluir en su repertorio en las distintas fuentes de informacin. Suele acotar su objeto, lo que influye extraordinariamente en la bsqueda: forma de publicacin, mbito geogrfico, cronologa, lengua, etc.

Segn dichos lmites, se acude a unas fuentes o a otras. La bsqueda se ha de realizar en fuentes de informacin como:

Diccionario: listas de palabras ordenadas alfabticamente y con su significado.

Diccionarios enciclopdicos: definicin del significado ms la de la cosa significada.

Enciclopedias: conjunto de los conocimientos humanos ordenados alfabtica o sistemticamente, prescindiendo de los aspectos bibliogrficos.

Diccionarios biogrficos: resmenes biogrficos ordenados alfabticamente por nombre del biografiado.

Cronologas y usuarios: listas de datos, ms o menos comentados, ordenados cronolgica y sinpticamente.

Anuarios estadsticos: tablas de datos numricos referidos a aspectos concretos.

Diccionarios de abreviaturas, siglas y seudnimos.

Repertorios bibliogrficos y bibliografas: lista de obras de la misma clase ordenadas segn criterio, generalmente alfabtico de autores o ttulos.

Catlogos: nmina ordenada de las obras existentes en una biblioteca indicando localizacin. Son inventarios de documentos conservados o depositados en lugares determinados, diferenciados de los repertorios bibliogrficos, porque aquellos deben indicar el lugar de la localizacin del documento en cuestin.

Publicaciones seriadas: son las que se editan en fascculos sucesivos numerados secuencialmente (con nmeros o indicaciones cronolgicas) y cuya aparicin contina indefinidamente.

3.2. Anlisis e identificacin.

A fin de verificar las caractersticas. Mediante el anlisis de los materiales, se proceder a su identificacin, se comprobar que su contenido es vlido para el repertorio o no.

3.3. Descripcin.

Descripcin de las referencias, segn un criterio previamente elegido. Se adapta al tipo de escrito, a su antigedad, a la finalidad de la bibliografa, etc. Hay varias formas bsicas de presentacin de la informacin:

Descriptiva o sinttica: aporta los datos fundamentales para la recuperacin de los documentos: autor, ttulo, extensin, etc. Esta descripcin es distinta para monografas, artculos, obras colectivas, etc, segn sea manuscrito e impreso, antiguo o moderno, e incluso depende de la norma que se quiera emplear. Hay dos tipos de este tipo de descripcin:

Catalogrfica: usada para la elaboracin de los catlogos de bibliotecas y que siguen unas normas precisas y uniformes: Reglas de catalogacin, ISBD.

Bibliogrfica: se suele usar para las referencias en la mayora de repertorios bibliogrficos, con criterios uniformes, pero ms adecuados a los materiales que se describen.

Crtica o razonada: aade a la descripcin un resumen de contenido, o bien una valoracin. Ayudan a orientar al usuario sobre el contenido de los materiales bibliogrficos descritos, posible sobre todo en las bibliografas especializadas, realizadas por especialistas en las materias tratadas.

4. LOS REPERTORIOS BIBLIOGRAFICOS: DEFINICION Y TIPOLOGA.

4.1. Instrumentos elaborados por la Bibliografa: los repertorios bibliogrficos.

Un Repertorio bibliogrfico es una obra que contiene la descripcin de materiales bibliogrficos reunidos segn un criterio definido, y ordenados en funcin de un sistema preestablecido.

Son instrumentos elaborados por la Bibliografa y se componen de descripciones bibliogrficas colocadas en un orden determinado, cada una de las cuales son la identificacin de un documento.

Todas las referencias tiene un rasgo en comn: materia, autor, nacin, lengua, etc,.. No indican la localizacin del documento, lo cual los diferencia de los catlogos.

4.2. Tipologa de repertorios bibliogrficos.

Segn el contenido o materia de estudio: generales o especializados.

Segn la lengua o marco territorial:

Nacionales: recogen los textos escritos segn la lengua/s de la nacin.

Internacionales: todo tipo de lenguas.

Locales: regionales o provinciales:

Tipobibliografas: recogen las obras publicadas en un determinado lugar

Topobibliografas: compilan las obras publicadas en cualquier parte relativas a un lugar

Biblifilas:

Segn las fuentes utilizadas:

Primarios: redactados a la vista de los documentos.

Secundarios: referencias extradas de otras bibliografas.

Segn el tipo de referencias o tipo de elaboracin:

Descriptivos: slo incluyen la descripcin del documento, datos mnimos e imprescindibles para identificar el documento.

Analticos: adems de la descripcin formal del documento, aaden algn comentario del contenido.

Crticos: incluyen juicios de valor.

Histricos: aaden datos contextuales

Catalogrficos: realizan un minucioso anlisis descriptivo de los documentos.

Segn la extensin de la materia estudiada o el n de documentos que recojan:

Exhaustivos: incluyen todos los documentos existentes sobre la materia

Selectivos: los textos se eligen segn un criterio determinado

Segn la poca que cubren:

Retrospectivos: los textos incluidos datan de un periodo ms antiguo que el ao en curso.

Corrientes o en curso: los textos datan de la semana, mes, trimestre o ao en curso.

Segn la organizacin del repertorio bibliogrfico: el enunciado de las referencias bibliogrficas, tambin llamado clasificacin puede hacerse de diversas formas:

Cronolgica: segn las fechas de publicacin de los textos.

Alfabtica: por nombres de autor y ttulos annimos, por ttulos de las obras, o por los diferentes temas de una materia.

Sistemtica: distribucin basada en las secciones de un sistema elegido de clasificacin de las ciencias.

Geogrfica: variante del orden alfabtico aplicado a los topnimos.

Numrica: las referencias deben completarse con ndices de autor, ttulo o materia.

5. EVOLUCION HISTORICA DE LA BIBLIOGRAFIA.

La Bibliografa propiamente dicha nace despus de la imprenta, pero se le conocen precedentes desde la Antigedad.

5.1. Etapa prebibliogrfica.

Las Bibliografas no son en esta poca ms que listas de libros que enumeran documentos de una biblioteca, de un autor/es sobre alguna materia o incluso listas de los libros que el bibligrafo posee.

Los primeros indicios se remontan, segn C. Kramer a dos tablillas conteniendo 120 ttulos de obras (Sumer, II milenio).

Las ms famosas relaciones de libros depositados en bibliotecas pblicas o privadas son las Pinacles de Calmaco, que contenan las obras de la Biblioteca de Alejandra (s. III a.C.).

En la Edad Media, son frecuentes las listas de obras religiosas de los santos padres, con sus biografas, como las realizadas por San Isidoro o San Jernimo, o la relacin de libros de Beda el Venerable. Tambin eran frecuentes las relaciones de libros de los monasterios. Lo ms frecuente son las obras presentadas como diccionarios biobibliogrficos donde se daba cuenta de un personaje, generalmente santo y de su vida, incluyndose una relacin ms o menos detallada de sus obras.

5.2. Etapa humanstica.

Con la aparicin de la imprenta y el crecimiento de ediciones y nmero de ejemplares, es necesario crear bibliografas ms tcnicas y elaboradas, aunque al principio se sigui el modelo de las listas medievales, dando ms importancia a los autores que a sus obras.

En 1494 aparece la primera bibliografa: Liber scriptorius eclesiasticis de Joham Tritemius, que maneja miles de referencias y profundidad y criterio.

En Espaa destaca la relacin de la biblioteca de Hernando Coln. En el s. XVI la bibliografa se diferencia en dios grandes tendencias: la humanstica propiamente dicha, que es especializada y la de los libreros, elaboradas para su uso en ferias (Messkatalogen alemanes), bibliografas generales que informan de las novedades aparecidas.

En 1545 Conrad Gessner publica Biblioteca Universalis, primera gran bibliografa de concepcin moderna. John Bale es considerado padre de la bibliografas nacionales al elaborar una bibliografa para escritores ingleses, presentados por orden cronolgico y completado por ndice alfabtico de autores por apellidos.

El siglo XVII conoce el auge de las bibliografas especializadas. La aparicin de las publicaciones peridicas permite el nacimiento de las bibliografas peridicas, publicndose la primera de ellas en Le Journal des Savants.

En Espaa destacan la Biblioteca Hispana Vetus (hasta 1500) e Hipania Nova (desde 1500), de Nicols Antonio (1672). En 1629, Len Pinelo haba publicado la primera bibliografa sobre Amrica.

En el s. XVIII se mantienen las tendencias anteriores, pero el espritu de la Ilustracin y la bibliofilia favorece la proliferacin de bibliografas especializadas. En Espaa en 1771 se crea la Biblioteca Real que publica una serie de repertorios y catlogos.

5.3. Etapa bibliogrfica.

La bibliofilia se extiende por Europa a partir de 1789 a nuevas clases sociales. Los libreros impulsan la bibliografa, al ordenar y catalogar las bibliotecas privadas. En esta poca la bibliografa se define como ciencia del libro y de las bibliotecas. Las bibliografas especializadas pierden terreno a favor de las bibliografas generales y nacionales.

5.4. Etapa tcnica y artesanal.

Segn Malcls, esta etapa se divide en periodo artesanal (1810-1914) y el tcnico (1920-nuestros das). En el periodo artesanal la bibliografa especializada experimenta profundos cambios ligados a nuevos mtodos de trabajo e investigacin. Si hasta este momento, la funcin de las bibliografas especializadas era dar a conocer los trabajos del pasado, a partir de ahora recoger las investigaciones y trabajos del presente segn se publiquen. La bibliografa especializada retrospectiva cede el paso a la bibliografa peridica que resean libros y artculos de revista.

Las bibliografas nacionales e internacionales de carcter biblifilo alcancen su cumbre con el Manuel du libraire et de lamateur des livres de Brunet y el Trsor des livres rares et precieux de Graesse. Tras estos ejemplos, se desechan los intentos de elaborar una bibliografa universal hasta que en 1895, el Instituto Internacional de Bibliografa decide llevar a cabo un fichero internacional de libros dirigido por Otlet y Lafontaine, pero fallido.

Los libreros de los pases ms cultos inician la publicacin de sus bibliografas retrospectivas, y se reafirman las bibliografas nacionales peridicas, de enorme inters para dar a conocer novedades y porque su acumulacin permite mantener la bibliografa nacional retrospectiva. En Espaa, la bibliografa alcanza especial relieve debido a los premios bibliogrficos de la BNE. Se desarrollan los catlogos de libreros, como el Diccionario General de la Bibliografa espaola, de Dionisio Hidalgo.

En el Periodo tcnico, el trabajo artesanal es reemplazado por el trabajo en equipo y la adopcin de nuevas tcnicas normalizadas. Ahora hay centenares de especialistas en lugar del bibligrafo erudito y solitario de antao. La bibliografa especializada retrospectiva se limita a la que se incluye en los tratados de cada materia, mientras que la proliferacin de publicaciones peridicas de carcter cientfico obliga a la creacin de nuevos sistemas. Surgen as los Centros de Documentacin, que elaboran boletines de documentacin, servicios de informacin y agrupados en organismos internacionales, formando redes y sistemas.

El proyecto de bibliografa universal general, abandonado en 1895, se ha retomado mediante el intento de fusin de los catlogos de las bibliotecas ms importantes del mundo o la creacin de un catlogo colectivo realizado por pocas y continentes. Las bibliografas nacionales pasan de las manos de los libreros a las de las BN de cada pas, cabeceras de sistemas bibliotecarios y base de los posibles proyectos internacionales basados en el uso de los sistemas de normalizacin.

En Espaa comienza a publicarse la Bibliografa espaola desde 1958 por el Instituto Bibliogrfico Hispano. De esta poca es tambin el Manual del librero espaol e hispanoamericano, de Antonio Palau i Dulcet, la ms completa de las bibliografas nacionales retrospectivas espaolas.

2.3. LA NORMALIZACION DE LA IDENTIFICACION BIBLIOGRAFICA. EL ISBN, EL ISSN Y OTROS NUMEROS INTERNACIONALES. IDENTIFICADORES PERMANENTES: EL DOI, EL RDF.

1. INTRODUCCIN

Concepto

Organismos

mbito bibliotecario

2. LA NORMALIZACIN BIBLIOGRFICA

2.1. Normalizacin en la Descripcin

ISBD

Automatizacin (Marc, Zing)

Internet (Dublin Core)

2.2. Normalizacin de las Autoridades

Control de Autoridades

GARE Y GSARE

2.3. Normalizacin de la Identificacin

ISBN

ISSN

DL

NIPO

ISAN

3. IDENTIFICADORES PERMANENTES

DOI

RDF

4. CONCLUSIN

1. INTRODUCCIN

La normalizacin es una actividad mediante la cual se aplican unos criterios establecidos por unos organismos con autoridad para ello. Como resultado, se establecen normas que definen las caractersticas que deben tener unos productos, actividades o servicios y cul debe ser su empleo.

Los organismos que se encargan de la normalizacin, actan a nivel internacional y nacional.

El principal organismo internacional es la ISO, International Standard Organization que abarca todos los campos, trabajando en colaboracin con otros organismos mundiales para cada sector especializado.

A nivel nacional, existen agencias en los pases, como la espaola AENOR, Agencia Espaola de Normalizacin.

Siguiendo los pasos de Otlet y La Fontaine, en el mbito bibliogrfico y documental, se vio necesario aplicar la normalizacin al conocimiento, control, y difusin de la bibliografa mundial.

Con este fin, la ISO, en colaboracin con otros organismos internacionales como la UNESCO, la IFLA, o la desaparecida FID, trabajan desde hace aos en el desarrollo de normas y pautas bibliogrficas a nivel internacional.

2. LA NORMALIZACIN BIBLIOGRFICA

Ante la enorme y diversa cantidad de informacin que se produce y se demanda hoy en da, la normalizacin bibliogrfica se hace especialmente necesaria.

As, las normas internacionales se extienden a diversos mbitos, especialmente a:

la descripcin bibliogrfica, la ordenacin de sus registros, y la identificacin del documento.

1.1. LA NORMALIZACIN EN LA DESCRIPCIN

Afecta a cualquier categora documental y se aplican las normas ISBD, desarrolladas por la IFLA, que establecen la forma y criterios nicos para elaborar registros bibliogrficos, permitiendo su intercambio y compresin internacional.

Actualmente estn formadas por:

ISBD (G) generales, (A) publicaciones monogrficas antiguas, (CM) material cartogrfico impreso, (CP) para partes de obras, (ER) recursos electrnicos, (M) monografas, (NBM) material no impreso, (PM) msica impresa, (CF) archivos de datos legibles por ordenador,

(S) Pub. Seriadas (en proceso de cambio a las ISBD (CR) recursos continuos).

Las ISBD, son normas internacionales. A partir de ellas, cada pas crea sus propias reglas, adaptndolas a sus particularidades especficas. Este es el caso de las RRCC espaolas, cuya ltima edicin revisada es del ao 2002, publicada por el MECD.

La normalizacin sido decisiva tambin para la automatizacin de los procesos relativos a la descripcin bibliogrfica. Ha hecho posible el intercambio de registros utilizando formatos normalizados como el MARC y estndares de comunicacin como el Z39.50 o ZING, su ltima versin.

Actualmente, los documentos en Internet plantean problemas respecto a su control y descripcin. Por ello, desde la normalizacin, se trabaja para crear herramientas que permitan su organizacin y recuperacin. El estndar internacional en el que se est trabajando actualmente para ello, es el Dublin Core, desarrollado por la iniciativa internacional de metadatos Dublin Core Metadata Iniciative (DCMI).

2.2 LA NORMALIZACIN DE AUTORIDADES

Consiste en normalizar los puntos de acceso del catlogo, y las relaciones entre ellos, para facilitar la identificacin evitando homonimias, etc. Es lo que se llama el Control de Autoridades.

Se establecen dos directrices, elaboradas por la IFLA:

las GARE, (Guidelines for Authority and Reference Entries) para los encabezamientos de autoridad, publicadas en 1984.

las GSARE, (Guidelines for Subject Authority and Reference Entries), para las materias y referencias, elaboradas en 1993, con una estructura semejante a las GARE.

2.3. LA NORMALIZACIN DE LA IDENTIFICACIN BIBLIOGRFICA

Consiste en la aplicacin de normas internacionales para la identificacin unvoca de un documento.

Se realiza asignando un cdigo numrico normalizado a cada obra publicada, que lo identifica de forma nica.

Es muy til, para el intercambio informtico de informacin bibliogrfica, por parte de usuarios, bibliotecas, editores, distribuidores, etc.

Los identificadores bibliogrficos ms utilizados a escala internacional son el ISBN y el ISSN.

Existen tambin, el DL, NIPO, BIBLID, DOI, ISAN, y SICI, entre otros.

ISBN - International Standard Book Number

Es un nmero que identifica la edicin de un ttulo de un editor especfico, de forma nica.

Fue creado en 1966 por Foster y est basado en la norma ISO 2108.

Es asignado por agencias nacionales bajo la coordinacin de la Agencia Internacional del ISBN. En Espaa es la Agencia Espaola del ISBN, de la Subdireccin General de Promocin del Libro, la Lectura y las Letras Espaolas.

Caractersticas

Va precedido de las siglas ISBN, y consta de 10 dgitos, agrupados en 4 bloques, que son:

1 Identificador de grupo: identifica el pas, o mbito geogrfico de la editorial. Espaa tiene el 84.

2 Prefijo editorial: identifica a la editorial o entidad que publica el libro.

3 Nmero de ttulo: identifica el ttulo especfico o la edicin de una obra publicada por una editorial concreta.

4 Dgito de comprobacin: consta de un solo dgito, que garantiza la correcta utilizacin de todo el sistema.

Obligacin del ISBN

En Espaa, el Decreto 2984/1972 establece la obligacin de consignarlo en cada edicin de una obra, pero NO en las reimpresiones sin cambios.

Han de llevar ISBN:

Libros y folletos impresos

Publicaciones multimedia

Otros medios similares como pelculas educativas, vdeos y diapositivas o transferencias

Libros en casetes

Software de microordenadores

Publicaciones en material electrnico, tanto en DVD como publicadas en Internet

Publicaciones en microformas

Publicaciones en Braille

Mapas

Cambios y adaptaciones actuales

Segn publica la Agencia Internacional del ISBN, se decide que este n se adapte al mundo digital. As, propone que se aplique a los documentos digitales y que cada edicin diferente de una publicacin digital adquiera un ISBN especfico.

Por otro lado, desde Enero del 2007, el ISBN contar con 13 dgitos en lugar de 10, para aumentar la capacidad del sistema. Se asociar a los editores que ya existan el prefijo 978, y el 979 a los nuevos editores.

ISSN - International Standard Serial Number

Es un nmero normalizado que identifica una Publicacin peridica o seriada, incluyendo las publicaciones electrnicas. Surge en 1971. Est basado en la norma ISO 3297, revisada en el 86.

El ISSN est unido al ttulo-clave, dejando de ser vlido cuando se produce algn cambio en dicho ttulo.

El ISSN lo asigna el Centro Internacional ISDS, que surgi del programa UNISIST y que hoy conforma una red de 75 centros nacionales. En Espaa, se cre en 1978 y est integrado en la BN.

Caractersticas del ISSN

Se compone de ocho cifras separadas en dos grupos, de 4 dgitos. La ltima cifra es un nmero de control.

Tambin tiene una versin en cdigo de barras.

El ISSN y el ISBN son compatibles entre s, pudiendo una publicacin determinada tener ambos nmeros si procede.

Aplicacin del ISSN

Se asignar un ISSN a cada publicacin peridica o seriada.

Impresos o folletos

Microformas

Ediciones con lenguajes especiales para discapacitados

Medios mixtos

Fonogramas

Cintas legibles por computadora diseadas para producir listas

Otros medios incluidos los visuales

Se adjudicar un nuevo ISSN cuando:

Una publicacin vare de forma significativa

Si la obra se edita en otras lenguas

A los suplementos de las publicaciones peridicas

Respecto a las publicaciones electrnicas en Internet:

Con el cambio de las ISBD (S) a (CR) (recursos continuos), el ISSN ahora afecta no slo a publicaciones peridicas, sino tambin a estos CR, que aunque su tipologa est en fase de realizacin, bsicamente se refiere a recursos peridicos en Internet. As, se establece que:

Una publicacin peridica que tenga una versin en un medio diferente (ej. Internet) deber tener un diferente ISSN y Ttulo clave. Sin embargo, el mismo ISSN se podr utlizar para diferentes formatos electrnicos.

No estn sujetos a ISSN, los web comerciales, personales o que no tengan actualizacin.

ISAN (International Standard Audiovisual Number)

El ISAN (International Standard Audiovisual Number) es un nmero de identificacin, internacionalmente reconocido para la identificacin unvoca de los registros audiovisuales, tiene carcter voluntario.Pueden tener asignado ISAN son pelculas comerciales, cortometrajes, episodios de televisin y series, pelculas educativas... La Agencia Internacional del ISAN se encarga de la asignacin de este cdigo numrico. Es de reciente aplicacin, desde el ao 2003.

DL DEPSITO LEGAL

Est relacionado con el deber legal del fabricante (impresor o productor si son audiov.) de depositar en una agencia especfica, varios ejemplares de cualquier publicacin si es distribuida pblicamente, en alquiler o venta.

Caractersticas

El DL es un cdigo compuesto por letras y nmeros, que identifica una obra.

Est formado por una letra inicial (que identifica el lugar del depsito) y un nmero (que indica el orden de depsito en ese ao)

Aplicacin del DL

Quedan excluidos del DL los sellos, publicaciones de rdenes religiosas, e impresos de carcter social, comercial, o de oficina.

NIPO - (Nmero de Identificacin de Publicaciones Oficiales de las Administraciones Pblicas Espaolas)

No es un numero internacional, pero cada pas tiene un nmero o sistema para la identificacin de estas publicaciones. En Francia es un sistema descentralizado y en Reino Unido un modelo centralizado, parecido al nuestro.

En Espaa, fue creado por Orden Ministerial de Presidencia del Gobierno en 1985, de obligada aplicacin desde 1986, y reformado en 1993.

Lo asigna la Secretara de la Junta de Coordinacin de Publicaciones Oficiales.

Caractersticas

Tiene 9 dgitos, distribuidos en cuatro grupos:

1 identifica el organismo editor / 2 el ao de edicin / 3 la obra por orden sucesivo / 4 dgito de comprobacin.

3. IDENTIFICADORES PERMANENTES

DOI - (Digital Object Identifier)

Es un dgito de control creado para identificar unvocamente "objetos digitales", entre los que se encuentran las revistas electrnicas o partes de ellas. Surgi en 1997 como una iniciativa del Comit de Tecnologas de la Asociacin Americana de editores y desde 1998 es un proyecto gestionado por la International DOI Foundation.

Los objetivos planteados con la creacin de este dgito son proporcionar un marco para la gestin de la propiedad intelectual, favorecer la comunicacin entre clientes (lectores) y editores, facilitar el comercio electrnico y posibilitar la gestin del copyright de forma automatizada. Como el ISBN y el ISSN, la razn fundamental para la creacin de este sistema es permitir la compra y venta de publicaciones electrnicas. Se trata de proteger los derechos de autor.

El DOI bsicamente es un cdigo alfanmerico que incluye dos partes: prefijo y sufijo. El prefijo a su vez consta de dos componentes: el primero identifica la secuencia como DOI y el segundo identifica la editorial. El uso del DOI est en continua expansin por todo el mundo, particularmente en el subsector editorial cientifico-tcnico y acadmico as como en el mbito referente a la publicacin de informacin pblica.

En 2004 se adopt el DOI como base para el intercambio de informacin en el marco del proyecto Crossref . En este proyecto intervienen 629 editores cientficos pertenecientes a todos los pases del mundo. El objetivo del proyecto es relacionar los distintos artculos artculos pertenecientes a las revistas cientficas que ofrece cada uno, de forma que, un usuario pueda consultar las publicaciones de los distintos editores seleccionando el enlace de las referencias citadas en los artculos.

RDF (Resource Description Framework)

RDF fue creado en agosto de 1997 bajo los auspicios del World Wide Web Corsortium (W3C) con el fin de crear un formato que permitiera alcanzar la compatibilidad entre los diversos sistemas de metadatos, suministrando para ello una arquitectura genrica de metainformacin. Para ello se decidi utilizar el lenguaje XML como sistema de comunicacin.

El primer borrador pblico data del 2 de octubre de 1997 y, tras diferentes esbozos, correcciones y propuestas, el 17 de febrero de 1999 aparece la ltima versin publicada como Recomendacin W3C.

Tal y como afirma Hjelm ( Hjelm, Johan , 2001), RDF es un formato que tiene como origen dos ramas recientes de la Documentacin. Por un lado se encuentran los metadatos -al ser este un sistema que, adems de servir como modelo de metadatos, es capaz de interconectar sistemas entre s- y, por otro, de la representacin del conocimiento -encarnada ahora en el novedoso concepto de "semantic Web"-.

La capacidad que tiene RDF para procesar metadatos facilita la interoperabilidad entre diversas aplicaciones, proporcionando un mecanismo perfecto intercambio de informacin a travs del Web. Tal y como se afirma en la Recomendacin W3C, RDF tiene distintas reas de aplicacin:

recuperacin de recursos (proporcionando mejores prestaciones a los motores de bsqueda),

catalogacin en bibliotecas digitales (especificando tambin las relaciones de contenido disponibles en un sitio Web determinado)

los agentes inteligentes (facilitando el intercambio de conocimiento),

en sistemas de gestin de propiedad intelectual (expresando polticas de privacidad de un determinado objeto)... ( Brickley, Dan y Guha, R. V. , 2000).

El objetivo fundamental de RDF se centra en establecer un mecanismo que permita describir recursos que tengan como principios la multiplataforma (es decir, independencia de software y/o sistema operativo) y la interoperatividad de metadatos (que posibilite fusionar diferentes descripciones de recursos realizadas con distintos conjuntos de metadatos).

4. CONCLUSION

Los organismos internacionales han tenido un papel importante en el desarrollo de la Normativa bibliotecaria. Gracias a ella, a la automatizacin y en los ltimos aos, a Internet, la cooperacin internacional se ha ido desarrollando cada vez ms, permitiendo hoy en da compartir tareas y controlar, identificar y difundir mejor la informacin.

Las tendencias actuales de la normalizacin bibliogrfica se dirigen especialmente hacia los recursos y documentos digitales publicados en Internet. Por ello van apareciendo nuevas normas y pautas, como las ISBD (CR), en cuanto a la descripcin, y las nuevas aplicaciones del ISBN e ISSN, que contemplan la identificacin de estas publicaciones digitales en lnea.

Se est trabajando, para conseguir que estos documentos se puedan adems procesar, identificar y recuperar con los sistemas de informacin del siglo XXI. Queda mucho por hacer, pero las plataformas de trabajo ya estn instauradas para seguir por el camino adecuado.

2.4. ESTADIO ACTUAL DE LA BIBLIOGRAFA EN EL MUNDO. IMPACTO DE LAS TECNOLOGAS DE LA INFORMACION Y DE LA COMUNICACIN.

ESQUEMA

1. INTRODUCCIN

2. PRECEDENTES HISTORICOS

3. LAS INSTITUCIONES

4. OBJETIVOS DE LA COOPERACIN INTERNACIONAL

5. PROGRAMAS

UNISIST

PGI

CBUIN

NATIS

CBU

DUP

6. EL METODO BIBLIOGRAFICO HOY

7. EL FUTURO DE LA BIBLIOGRAFIA

8. LOS RECURSOS ELECTRONICOS COMO OBJETO DE LAS BIBLIOGRAFIAS

8.1. Citar documentos digitales

8.2. Describir documentos digitales

8.3. Evaluacin de documentos digitales

1. INTRODUCCIN

Las nuevas necesidades en el campo de la informacin han dado lugar a nuevos planteamientos en el terreno de la Bibliografa, y a una nueva redefinicin de la Bibliotecologa, superndose la dicotoma entre ambas y entre la informacin cientfica y bibliogrfica. Las tendencias actuales se orientan hacia la internacionalizacin de la Bibliografa, como prueban los proyectos conjuntos de organismos internacionales y asociaciones profesionales. Estas nuevas tendencias se han debido a:

La evolucin de la poltica internacional

Los progresos tecnolgicos

La concienciacin de los profesionales de la informacin

2. PRECEDENTES HISTORICOS

El precedente inmediato hay que buscarlo en la Conferencia Bibliogrfica Universal de 1895 donde cuaj la idea de Otlet y Lafontaine de elaborar un catlogo universal general. La falta de criterios normalizadotes impidi la consecucin de la obra, pero se comprob que la cooperacin entre naciones era necesaria. Los cambios radicales en la Humanidad desde la I Guerra Mundial pusieron de manifiesto la necesidad de nuevos instrumentos.

3. LAS INSTITUCIONES

La UNESCO es el motor de la cooperacin en la bibliografa universal moderna: su objetivo es promover la idea de universalidad mediante el libre cambio de informacin y experiencias.

La ISO (Internacional Standard Organization) se ocupa de normalizar los procedimientos y las tcnicas para hacer posible el intercambio y la cooperacin internacional. La ISO considera la normalizacin bibliogrfica en concreto un objetivo prioritario, por ser la base de la investigacin y ser una tcnica privilegiada de trabajo.

Otros organismos que trabajan en este campo son la IFLA y el FID, que desempean funciones consultivas y de asesora en los programas de la UNESCO.

4. OBJETIVOS DE LA COOPERACIN INTERNACIONAL

Los objetivos prioritarios se definieron en la Conferencia Internacional sobre Bibliografas Nacionales (Pars, 1977):

El acceso material a la documentacin, problema complejo dificultado por las diversas legislaciones y las disposiciones econmicas y aduaneras.

Formacin bibliotecolgica compatible en todas las partes del mundo y que supone:

Reconocimiento mundial de la profesin

Utilizacin de tecnologa avanzada, indispensable para la cooperacin

Definicin internacional de objetivos y mtodos

Facilitar el libre flujo de informacin

5. PROGRAMAS

Para alcanzar esos objetivos, la UNESCO ha puesto en marcha algunos programas.

En 1971, se constituye el programa UNISIST, Programa intergubernamental de cooperacin en materia de informacin cientfica y tecnolgica como parte integral de la UNESCO, con la finalidad de ofrecer asistencia y apoyo a los pases, organizaciones internacionales y productores de sistemas de informacin asegurando y previendo la observancia de principios y normas de compatibilidad, con el objeto de concertar los esfuerzos y las investigaciones en informacin propia. La UNESCO dentro del programa UNISIST estableci el International Center for Bibliographic Description (UNIBIB).Casi simultneamente, en 1974, se instaura la oficina del Universal Bibliographic Center (UBC), con el apoyo de la Federacin Internacional de Asociaciones de Bibliotecas (1FLA), con el propsito de coordinar los trabajos de control bibliogrfico a nivel internacional.

Programa General de Informacin (PGI): En 1976 se crea el Programa General de Informacin (PGI) con el propsito de coordinar las actividades de la UNESCO en materia de informacin especializada, documentacin, bibliotecas y archivos. "El PGI constituye el marco de diversas acciones que realiza el UNISIST referidas a la normalizacin, mtodos, procedimientos y reglas, indispensables para la sistematizacin y la transferencia de la informacin, a travs de tecnologas de computacin y telecomunicaciones y de su aplicacin" (Garduo Vera, 1996, p. 27).

En el plano internacional, en lo referente a aspectos normativos de informacin, destaca la actuacin de la Federacin Internacional de Asociaciones de Bibliotecas (IFLA), a travs del programa sobre Control Bibliogrfico Universal MARC Internacional (CBUIN), que tiene como objetivo promover los desarrollos continuos del Centro Bibliogrfico Universal con otras organizaciones interesadas en el tema, coordinando el desarrollo y mantenimiento de normas de control bibliogrfico y promoviendo su implantacin a nivel internacional, actuando a la vez como entidad editora de dichas normas, que a su vez han sido elaboradas por las diversas secciones que conforman la IFLA.La UNESCO se ha involucrado en algunas actividades de IFLA, como el programa sobre Disponibilidad Universal de Publicaciones, cuya misin es crear mecanismos que conlleven a lograr el acceso universal a todas las publicaciones del mundo, para lo cual es indispensable sistematizar dicha informacin de manera que permita su recuperacin e intercambio.

NATIS: En 1974, la Conferencia Intergubernamental sobre la Planificacin de las Infraestructuras Nacionales de Documentacin, Bibliotecas y Archivos de Pars, organizada por la UNESCO, IFLA, FID e ICA acept el concepto de NATIS (Sistema Nacional de Informacin) como conjunto de organismos, recursos, procedimientos y actividades relativos a la transmisin de informacin de un pas. Las funciones de NATIS son: 1) creacin, mantenimiento y control de la coleccin nacional (supone elaborar las bibliografas nacionales); 2) acceso bibliogrfico: implica crear catlogos colectivos y facilidades de acceso va prstamo y PI; 3) depsito supletorio y canje de publicaciones; y 4) anlisis y suministro de informacin general y cientfica.

Control Bibliogrfico Universal (CBU): La Conferencia Internacional sobre Bibliografas Nacionales, organizada por la IFLA y la UNESCO defini la necesidad de establecer servicios bibliogrficos nacionales para el control e intercambio de las funciones bibliogrficas: la idea central es constituir a largo plazo un sistema mundial de comunicacin. El CBU exige colaboraciones nacionales e internacionales y su campo de accin consiste en la unificacin mxima de bibliografas y catlogos haciendo el asiento bibliogrfico completo en el pas de origen del documento, por un centro bibliogrfico nacional, segn las normas internacionales aplicables a sistemas manuales y automatizados y que permitan el intercambio de los asientos o registros entre los distintos pases. El alcance del programa se extiende:

la descripcin bibliogrfica se han obtenido los mejores logros por medio del ISBD.

Forma y estructura de encabezamientos y nombres y a la extensin de los cdigos internacionales de las reglas de catalogacin

Al canje internacional de registros legibles por ordenador (programa IFLA para el MARC internacional, UNIMARC).

Disponibilidad Universal de las Publicaciones (DUP): En realidad es ms un objetivo que un sistema. Alcanza:

Al depsito legal

A la coordinacin y cooperacin interbibliotecaria

A las actividades interbibliotecarias, prstamos, canjes,

La DUP es complemento indispensable del CBU, y ambas deben ir insertas en el programa NATIS: la finalidad es lograr que cualquier individuo pueda obtener cualquier publicacin, sea original o copia. La disponibilidad universal depender de la disponibilidad nacional, y una vez lograda, el libre flujo de la informacin se encuentra con graves problemas, como la difcil situacin econmica de los pases ms necesitados de informacin.

6. EL METODO BIBLIOGRAFICO HOY.

Un estudio descriptivo implicara:

Macro-descripcin bibliogrfica: es la ubicacin del documento en un marco clasificatorio ms general.

Micro-descripcin bibliogrfica: esta investigacin debe conducir a un conocimiento bajo ngulos como: el estudio del texto; el estudio de sus codificaciones tipogrficas; el estudio semiolgico; el estudio del soporte y sus caractersticas particulares, lo cual permitira estudiar el sistema de reproduccin empleado.ha

El estudio explicativo bibliogrfico: hasta hace poco se basaba en una cronologa de las operaciones de creacin, reproduccin, distribucin, de conservacin y de lectura. Se trata de una concepcin que descansa sobre los conceptos de cronologa de las operaciones de la comunicacin escrita: cada fase produce la siguiente.

Una consideracin sistemtica en la cual el documento se interpreta como una respuesta a una necesidad, pero tambin el resultado de subsistemas de produccin editoriales, de difusin, de conservacin y comunicacin.

7. EL FUTURO DE LA BIBLIOGRAFIA.

En sus dimensiones de disciplina acadmica y elaboracin de listas de documentos parece estar asegurada.

En lo acadmico: siempre ser preciso el conocimiento de una serie de tcnicas de compilacin de referencias documentales y de los diferentes tipos de series elaboradas de estos documentos, clasificados en las diferentes bibliografas.

En la prctica bibliogrfica est asegurada: el depsito Legal y las bibliografas nacionales seguirn con sus funciones.

Las bibliografas comerciales continan con sus catlogos, en tendencia ascendente y adaptando nuevos documentos. La impresionante presencia de libreras en red, o la existencia de libreras solamente accesibles a travs de ella, aseguran ese futuro.

Reproducciones clsicas en facsmil o en CD: difusin de la Biblioteca Hispana de Nicols Antonio, o la tarea de la Fundacin Tavera de poner en CD-ROM casi todas las bibliografas clsicas hispanas.

Los repertorios bibliogrficos cientficos tienen un desarrollo amplsimo actualmente. Desde mdicos (MEDLINE, Embase, ) hasta humansticos (MLA, ISOC,).

Los posibles problemas que pueden plantearse a la Bibliografa estn en relacin a su funcin de comunicacin de documentos cientficos.

La Bibliografa como disciplina tiene un amplio y rico futuro, siempre y cuando sea capaz de adaptarse con rigor y flexibilidad a las nuevas realidades documentales.

8. LOS RECURSOS ELECTRONICOS COMO OBJETO DE LAS BIBLIOGRAFAS: SU CITA, DESCRIPCION Y EVALUACION.

Hoy la Bibliografa debe tener en cuenta los documentos electrnicos para describirlos, citarlos y evaluarlos, pero su volatilidad y anarqua en la presentacin de elementos que sirvan para la descripcin estn haciendo difcil adoptar pautas de normalizacin: qu elementos hay que incluir en las referencias a documentos electrnicos en red y cmo se presentarn?.

Citar documentos digitales.

Se han desarrollado propuestas por parte de instituciones y personas para llegar a una normalizacin:

NORMA ISO 690-2: divide en varios apartados la regulacin de elementos que deben componer una referencia: a) un grupo de monografas electrnicas, bases de datos y programas de ordenador; b) publicaciones seriadas electrnicas y c) boletines electrnicos de noticias, listas de discusin y mensajes de correo electrnico.

Propuesta de varios autores que se basan en las normas de estilo de la American Psichological Association y la Modern Language Association. Algunos elementos sern obligatorios y otros optativos:

- El autor del documento y emisor del mensaje

- Ttulo de la parte del documento

- Ttulo del documento completo, lista de discusin, grupo de noticias.

- Lugar de la sede de la entidad responsable de la publicacin electrnica.

- Fecha de publicacin del documento o emisin del mensaje, de la ltima revisin y fecha de consulta.

- Datos de localizacin de artculos en publicaciones seriadas.

- Notas

- URL de acceso al documento

La fuente de informacin principal para citar recursos electrnicos en red deben ser las pantallas donde se encuentra el documento. Todos los datos que no se extraigan directamente del recurso que se describe se encerrarn entre corchetes.

La lengua del registro ser la original del documento excepto en los datos referentes a la descripcin de localizacin de un artculo en una publicacin seriada, las notas y algn texto aclarativo.

Describir documentos digitales.

Puede seguir, en parte, las mismas pautas que para un documento convencional, libros o revistas en papel. Las normas ISBD, gracias a su alto nivel de abstraccin, pueden describir cualquier tipo de documento.

Slo se necesitaran las reas 1, 4 y 8 de la ISBD para descripcin de recursos digitales y aadiendo la URL:

Ttulo.

Tipo de recurso.

Responsabilidad.

Lugar.

Editor.

N Normalizado.

URL.

La descripcin de cada recurso puede incluir elementos adicionales de informacin: lengua del recurso, ltima fecha de revisin,

Para descripcin y representacin de recursos web tambin se tiene en cuenta la meta-descripcin o autodescripcin, para poder incluirse en los motores de bsqueda y proporcionar descripciones inteligibles en los resmenes de contenido que ofrecen estos motores.

La va habitual es utilizar etiquetas tipo en la seccin de un documento HTML, y como mnimo tres etiquetas: , y .

La norma Dubln Core propone un conjunto de 15 metadatos sobre los que existe suficiente acuerdo internacional, alguno de los cuales son:

Ttulo.

Autor.

Materia.

Descripcin: resumen.

Editor.

Fecha: creacin, vigencia, disponibilidad, aparicin.

URL

Fuente

Lengua

Evaluacin de documentos digitales.

Es cada vez ms necesaria, porque segn se populariza la publicacin a travs de web, ms se necesitan profesionales que realicen una labor de seleccin, con criterios claros y funcionales, que separe el ruido de la informacin. Hay que tener en cuenta las caractersticas de la informacin digital: su virtualidad, como capacidad ilimitada para contener informacin; su navegabilidad y recuperacin de informacin.

Lluis Codina hace su propuesta sobre la metodologa de evaluacin de recursos digitales en la que identifica los parmetros esenciales que puedan ser objeto de evaluacin, como son:

Calidad y volumen de la informacin

Autora

Legibilidad y ergonoma

Navegacin y representacin de la informacin

Recuperabilidad

Velocidad de descarga

Servicios adicionales

Cantidad de enlaces

Calidad de los enlaces

Actualizacin de los enlaces

Descripcin, seleccin y evaluacin

Visibilidad: n de otras webs que mantienen enlaces hacia la web objeto del anlisis

Autodescripcin: y en y metadatos (Dubln Core)

Isidro F. Aguill insiste, por su parte, en la evaluacin de la calidad. Hace referencia a que las dos principales caractersticas de las sedes web (su cobertura global y su naturaleza hipertextual) permiten desarrollar indicadores que midan la visibilidad e impacto de la presencia de un grupo de organizacin en Internet teniendo en cuenta la semejanza entre los enlaces hipertextuales y las citas.

Se acerca Aguill a los trminos bibliomtricos y sugiere el empleo de tcnicas cibermtricas mediante la utilizacin conjunta o consecutiva de los motores de bsqueda en la web. Esto implica el clculo de indicadores, que midan la naturaleza hipertextual de la web y propone una normalizacin donde las caractersticas cuantitativas de las sedes tienen gran peso. Proporciona as una seleccin rigurosa, y adems una evaluacin de calidad como valor aadido, siguiendo criterios cuantitativos.

Medir el valor potencial de una pgina web necesita el desarrollo de criterios especializados para este nuevo medio. El ISI (Indicador de la sociedad de la informacin) establece el desarrollo de criterios de evaluacin para pginas web que incluyen la revisin de 8 factores:

Autora

Precisin

Actualidad: con qu frecuencia se actualiza la pgina con informacin nueva

Navegacin y diseo

Aplicabilidad y contenido

Alcance

Nivel de audiencia

Calidad de escritura

Crticas: los premios en la web se conceden por varias razones, desde el n de visitantes hasta la calidad del contenido.

2.5. BIBLIOGRAFA DE BIBLIOGRAFAS.

1. INTRODUCCIN

Concepto y misin

Cuerpo terico

Evolucin histrica

2. DEFINICIN Y TIPOLOGA

3. VALOR INFORMATIVO Y VALORACIN

4. PRINCIPALES REPERTORIOS

5. CONCLUSIN

1. INTRODUCCIN

Concepto: Segn Agustn Millares Carlo, las bibliografas de bibliografas son el tronco comn y el punto de partida de la informacin bibliogrfica, ya que son la forma ms amplia de trabajo bibliogrfico. Su misin es recoger y registrar repertorios bibliogrficos. Estas compilaciones de repertorios bibliogrficos suelen incluir en sus listas tanto repertorios, como obras de referencias como manuales, tratados y hasta monografas especializadas que sirvan como inicio de cualquier investigacin.

Base terica: Paul Otlet considera a las bibliografas de bibliografas fuentes de informacin terciarias porque si los libros son instrumentos de informacin de primer grado, y las bibliografas de segundo grado, las bibliografas de bibliografas seran de tercer grado. Actualmente muchos autores comparten esta idea de considerar a las bibliografas de bibliografas como fuentes de informacin terciarias. Por ejemplo, Gloria Carrizo, que clasifica las fuentes de informacin en primarias, secundarias y terciarias, como recopilacin de fuentes primarias y secundarias y donde estaran las bibliografas de bibliografas, y en cuarto lugar, las obras de referencia o consulta. Frente autores como Prez lvarez-Osorio que no consideran la existencia de fuentes de informacin terciaria.

Evolucin histrica: las bibliografas de bibliografas surgen por la necesidad de controlar la dispersin y el elevado nmero de obras bibliogrficas existentes, provocada, segn Theodore Besterman, por la multiplicidad de libros. La dificultad de hacer listas de libros comienza a percibirse desde el siglo XVII. De ah que la realizacin de bibliografas de bibliografas no sea un fenmeno actual y tiene una larga tradicin. Es en 1664 cuando aparece la primera bibliografa de bibliografas, la Bibliotheca Bibliotecarum del jesuita Philippe Labb. Su obra comprende un centenar de ttulos de todas las materias y pueblos del mundo recopilando todas las bibliografas conocidas hasta entonces. Posteriormente aparece el Catalogus de Antonio Teissier, en 1686, que enriquece considerablemente la obra de Labb. Ambos trabajos no pueden ser descritos todava como bibliografas sino ms bien como listas de libros de diversas clases con intencin de enumerarlos. A quien se le debe el desarrollo de la bibliografa de bibliografas tal y como se concibe hoy es a Julius Petzholdt, con su obra Bibliotheca bibliographica, publicada en Leipzig en 1866. Es uno de los pioneros en la introduccin de tcnicas modernas de recopilacin y elaboracin porque no es una mera relacin de ttulos. Para la poca cuenta con una amplia descripcin del contenido. Adems, tiene un gran valor retrospectivo porque incluye repertorios del S. XVI en adelante, como sistemas de clasificacin desde el S.XIV hasta mediados del XIX.

A partir de la segunda mitad del S.XX creci el inters por las sntesis de bibliografas. Actualmente, la profusin de informacin hace que se vea insuficiente el esfuerzo individual y se opte por compartir y cooperar en las tareas documentales, incluidas las bibliogrficas. Tambin se ve la bsqueda de las fuentes como un trabajo continuo.

2. DEFINICIN Y TIPOLOGA

Una vez apuntada la evolucin histrica es el momento dar una definicin y una posible tipologa de las bibliografas de bibliografas. Para la gran terica de la bibliografa, Loise N. Malcls, las bibliografas de bibliografas pueden definirse de dos formas:

como suma de todos los repertorios impresos desde el S.XV

como gua que proporciona informacin sobre diferentes materias y orienta a travs del mundo bibliogrfico.

En cualquier caso, segn la definicin que se adopte, su contenido, forma y fin sern distintos. A partir de estas consideraciones podemos establecer una tipologa bsica:

a) Repertorios de bibliografas: son muy exhaustivos y tienen por objeto reunir todas las bibliografas aparecidas en todos los pases y poca desde el origen de la imprenta, sin tener en cuenta su valor y objeto. Exige una tremenda labor de bsqueda retrospectiva y la mayor parte de las veces adoptan la forma de diccionario por autores o materias. Su inters es puramente histrico.

b) Guas bibliogrficas: tienen por misin orientar e instruir sobre el uso prctico de las bibliografas. No es ya una compilacin exhaustiva, sino la compilacin de bibliografas con vista a que sean seleccionadas, clasificadas, descritas y analizadas para saber lo que cada una contiene. En este grupo se encontraran:

bibliografas de bibliografas selectivas de carcter peridico y retrospectivo

publicaciones similares a bibliografas como catlogos de grandes bibliotecas y obras de referencia especializadas

Aunque queda ms o menos apuntado en la tipologa anteriormente citada, Martn Vega distingue las bibliografas de bibliografas segn el mbito territorial:

las de cobertura nacional, generalmente elaboradas por organizaciones oficiales, o bien por empresas privadas

las de mbito universal, que entraan especiales dificultades en su elaboracin por la enorme cantidad de campos y subcampos de conocimiento y por la lejana o falta de control de determinadas fuentes.

Por esta dificultad de abarcarlo todo, el intento de una bibliografa de bibliografa universal ha cedido paso a las bibliografas de bibliografas de carcter internacional, pero centradas en un nmero limitado de pases.

Actualmente las bibliografas de bibliografas, sobre todo las especializadas, no se presentan con una obra de autor nico, sino como el resultado del trabajo ms amplio en el que intervienen diversos especialistas. Adems, las que estn en curso, le sirven de partida al investigador para conocer el estado de la cuestin sobre una disciplina especfica o general, y para facilitar bsquedas. Mientras que las generales tienen una funcin ms retrospectiva y quedan prcticamente reducidas al mbito del especialista bibliotecario-documentalista.

3. VALOR INFORMATIVO Y VALORACIN

Es innegable la importancia de las bibliografas de bibliografas como obras de referencia. Hay que recordar que compilan no slo bibliografas y obras de referencia, en ocasiones tambin artculos de publicaciones peridicas. Las de carcter exhaustivo son cada vez ms raras. Lo que interesa ahora son las bibliografas que aparecen anexas a obras de referencia, tesis, informes. Se busca conocer las bibliografas ms importantes y recientes sobre un tema o materia en el menor tiempo posible y de ms fcil consulta. Junto a la utilidad informativa se aade la rapidez en la bsqueda. A pesar de la dificultad que conlleva su elaboracin, se pone nfasis en que este tipo de publicaciones estn actualizadas, automatizadas y sean lo ms completas posibles.

Gloria Carrizo destaca la importancia que tiene la valoracin de estas obras en general debido al coste econmico que alcanzan este tipo de materiales y tambin para garantizar su utilidad. Para ello hace una valoracin desde dos puntos de vista: subjetivo y objetivo. A la hora de valorar las bibliografas hay que considerar el tipo de repertorio, la cobertura temtica, geogrfica y la cronolgica, la presentacin fsica de la obra y el contenido intelectual.

4. PRINCIPALES REPERTORIOS

Pasamos a recoger algunos de los ejemplos ms destacados de bibliografas de bibliografas de diferentes tipos.

a) Retrospectivas. Adems de la anteriormente citada de Peztholdt, Bibliotheca bibliographica, destacan:

Schneider, G., Handbuch der Bibliographie (1 ed. 1923). Su ordenacin es sistemtica, con notas explicativas de carcter crtico y con ndices de ttulos y autores.

Bohatta, H. y Hodes, F., International Bibliographie der Bibliographien (1950). Se proponan completar la obra de Schneider. Recoge cerca de 18000 bibliografas universales, nacionales y especializadas. Ordena sistemticamente las referencias y los ndices auxiliares son de materias y autores.

Besterman, Theodore, A world bibliography of bibliographies (1965-1966). Es de las ms amplias y completas. Est dividida por materias y dentro de cada una de ellas se subdividen segn la fecha de publicacin y nmero de referencia. Incluye ms de 117.000 volmenes de bibliografas, publicados en ms de 50 pases. El autor era consciente de que las bibliografas son completas slo provisionalmente por la imposibilidad de abarcarlo todo.

b) En curso:

Bibliographic index: A cumulative bibliography of bibliographies: Esta publicacin norteamericana comienza en 1938 y se encuentra ordenada por encabezamientos de materias. Incluye no slo bibliografas publicadas como libros, sino tambin como parte de libros y publicaciones peridicas. Adems del soporte en papel, sus ms de 300.000 referencias se pueden consultar en lnea. Su periodicidad es cuatrimestral desde 1970.

Bibliographische Berichte (1959): Antes de constituirse como una bibliografa se publicaba como parte de una revista con informaciones de principios de siglo. A partir del volumen 30 anunci su desaparicin, pero en 1991 apareci una versin en CD-ROM.

c) Especializadas:

Langlois, Manuel de Bibliographie Historique (1904). En la primera parte de su obra sigue el esquema de Petzholdt y adems presenta un esquema de las bibliografas de bibliografas.

Simn Daz, Jos, Bibliografa de la literatura hispnica (1962). Sus quince volmenes no han terminado todava de recoger la produccin del S. XVII.

Gonzlez Oll, Fernando, Manual bibliogrfico de estudios espaoles (1976): Se trata de una bibliografa hispnica retrospectiva, selectiva (recoge los documentos ms significativos de cada tema), ordenada por materias, que abarca libros, revista y artculos. Consta de unas 30000 entradas.

d) Guas de referencia y manuales:

Las guas de referencia surgieron en EE.UU. para apoyar a los servicios de informacin de las grandes bibliotecas pblicas. Destacan:

Shehy, Eugene: Guide to reference books (1976)

Waldford, A. J. Guide to reference materials (1980)

Se componen de obras de consulta para obtener respuestas rpidas, precisas y definitivas: enciclopedias, diccionarios lingsticos y biogrficos, etc.

En Alemania, Francia y otros pases las bibliografas de bibliografas estn destinadas a los centros de estudio e investigacin.

Tambin existen los manuales de bibliografas (tambin llamados Guas en algunos casos), que contienen informacin acerca de las bibliografas existentes, su utilizacin, tipos de documentos que recogen, etc. Generalmente incluyen algo de la historia de las bibliografas y suelen aadir comentarios. Estas caractersticas hacen de estos manuales autnticas bibliografas de bibliografas, y en muchos casos son el punto de partida de una investigacin. Los manuales tienen la ventaja de dar informacin sobre determinados datos de inters como la organizacin de las obras, disposicin de la informacin, grado de obsolescencia, accesibilidad, etc. Proporcionan una base terica de los instrumentos bibliogrficos. Entre los ms destacados estn Manuel de bibliographie, de Malcls, y el de J. Sabor, Manual de fuentes de informacin.

e) Bibliografas de bibliografas en Espaa.

En el sentido estricto de este concepto, puede decirse que no existen. Sin embargo se pueden considerar como tales los manuales de los hispanistas. Las ms conocidas son, adems de la obra de Sabor, de carcter crtico y cuyas fuentes de informacin son los repertorios hispanoamericanos, los Repertorios de publicaciones de Hispanoamrica, de Jones y el Manuel de l'hispanisant, de Barrau-Dihigo y Foulch-Delbosch, muy importante, y que orienta a los hispanistas es los aspectos de nuestra cultura. Esta obra se presenta en dos volmenes, bibliografas espaolas y listas de colecciones, ms ndice de autores, aunque sin juicios crticos ni localizacin.

Adems, cabe destacar las obras de Beltrn, con registro alfabtico y referido a libros espaoles e hispanoamericanos. la de Sinz Rodrguez, 4 volmenes con repertorio por lugares de nacimiento, profesin de sus autores, tipobibliografa e ndice de publicaciones peridicas, el segundo volumen de La Ciencia Espaola de Menndez y Pelayo y la obra de Simn Daz Bibliografa de bibliografas.

f) Bibliografas particulares de un tipo de bibliografas.

Algunas bibliografas se ocupan slo de una cierta clase de bibliografas -nacionales, especializadas, etc-, o de una forma determinada -en curso, retrospectivas, etc. Las ms conocidas son:

Bibliografas de bibliografas nacionales: La bibliografie nazionali, de Pinto y la Bibliographie des rpertoires nationaux de priodiques.

Bibliografas de bibliografas especializadas: Manuel de bibliographie historique, de Langlois, Catalogue des bibliographies gologiques, de Margerie, Guide to the literatue of the zoological sciences, de Smith, etc.

Bibliografas de bibliografas en curso: Index bibliographicus y Abstracting services, ambas de la FID.

Bibliografas nacionales de bibliografas: Bibliotheca bibliographica italiana, Bibliographie des bibliographies canadiennes, Bibliography of British literary bibliographies, etc.

5. CONCLUSIONES

Las bibliografas constituyen instrumentos imprescindibles para el estudio y la investigacin. En el caso concreto de las bibliografas de bibliografas, las nuevas tecnologas favorecen las posibilidades de accesibilidad y actualizacin constante, elementos bsicos para cumplir su funcin de fuente de informacin.

Pero por otra parte, el desarrollo de Internet dispara el flujo de informacin, de ah que en la actualidad las bibliografas de bibliografas se entiendan como un trabajo cooperativo con especialistas en cada campo.

2.6. BIBLIOGRAFA NACIONALES.

ndice

Introduccin

Evolucin de las bibliografas nacionales

Nacimiento

Siglos XVI y XVII

Siglos XVIII y XIX

Bibliografas nacionales actuales

Caractersticas de las bibliografas nacionales en curso

Caractersticas de las bibliografas nacionales retrospectivas

La bibliografa nacional espaola

Bibliografas retrospectivas

Bibliografas en curso

Bibliografas comerciales

Complemento de bibliografas nacionales

1. INTRODUCCION

Es difcil dar una definicin precisa a las bibliografas nacionales, incluso considerndolas desde el punto de vista actual, ya que, a perseguir los mismos objetivos, son diferentes los criterios seguidos por cada pas en el momento de su concepcin. Fundamentalmente se siguen los criterios pas de origen, lengua y naturaleza de los documentos recogidos.

Las bibliografas nacionales de carcter general recogen los documentos impresos en el territorio de una nacin, cualquiera que sea su lengua; los hay que aaden los documentos publicados en el extranjero y que interesan al pas por cualquier aspecto -ttulo, autor, traductor, materia, etc. Tambin se diferencian por la naturaleza de los documentos recogidos. En principio, todas resean los libros aparecidos en su territorio nacional: pero mientras unas se limitan a este tipo de publicaciones, otras recogen las publicaciones peridicas, atlas y material cartogrfico, etc., y algunas publican estos documentos en anexos a las bibliografas. Todo ello, no slo crea problemas a la hora de definir las bibliografas nacionales: tambin se presta a confusin cuando se trata de hacer estudios estadsticos sobre la produccin editorial de un pas ya que las cifras no se ajustan a los mismos conceptos.

2. EVOLUCION DE LAS BIBLIOGRAFIAS NACIONALES

Nacimiento.

Las bibliografas nacionales aparecen en el siglo XVI como obra de los libreros que eran los mejores conocedores de la produccin impresa en su pas y en el extranjero y los ms interesados en su comercializacin. De cualquier forma hay que precisar que no slo los libreros se ocuparon de esta tarea, sino tambin algunos notables eruditos, preocupados las ms de la veces por dar a conocer todos los libros publicados en una lengua o escritos por un autor, y que hoy estn considerados como historiadores del libro ms que como bibligrafos. Sus diccionarios biobibliogrficos de hombres ilustres son autnticas bibliografas nacionales, ya que hacen la recensin de las obras de todos los hombres notables de un pas. Las obras ms antiguas de este tipo son las de John Bale, Illustrium majoris, para Gran Bretaa, y las dos Bibliothques franoise, de Maine y Verdier respectivamente. En 1733 los benedictinos franceses iniciaron una Histoire littraire de la France que hoy est continuada por la Academie des Inscriptions et Belles-Lettres, y que recoge todos los escritos en lengua francesa hasta el siglo XIV. Es un avance de la concepcin actual de la bibliografa nacional: hay que tener en cuenta que el trmino "literario" no tena la misma acepcin que hoy, sino que se refera a todo aquello que estaba escrito.

Pero si se quiere conocer la evolucin de la bibliografa nacional tal y como se la conoce hoy, no queda ms remedio que regresar a los libreros: este tipo de bibliografa, de vida precaria durante tres siglos, dej indiferentes a los sabios y a los eruditos de la poca. Las primeras bibliografas nacionales, salvo raras excepciones, son bibliografas en curso, y nacen en los pases donde el comercio del libro es ms activo: Alemania, Gran Bretaa, Pases Bajos y Francia.

Siglos XVI y XVII.

En Alemania, los Messkatalog, o catlogos de las ferias de libros de Francfort y Leipzig, representan, hasta el siglo XVIII, el papel de bibliografas nacionales en curso, anunciando, al mismo tiempo que los libros alemanes, una gran cantidad de extranjeros. En Londres la primera bibliografa nacional retrospectiva es la publicada por Andrew Maunsell, en 1595; a principios del siguiente siglo, John Bill realiza ediciones de los Messkatalog aumentadas con publicaciones inglesas. En Amsterdam Jansz publica el Catalogus universalis, primera bibliografa de libros holandeses; en Francia, el primer bibligrafo no es un librero, sino un religioso del Carmen, Saint Charles, quien publica la Bibliographia parisina y la Bibliographia Gallica. Pero sin duda el hecho ms relevante para la bibliografa en curso fue la aparicin de Le Journas des Savants, cuya primera parte estaba dedicada a dar noticia de los principales impresos en Europa, aadiendo a sus reseas descriptivas comentarios analticos, aunque, de hecho, se trataba de una bibliografa internacional y selectiva. De todos modos, la bibliografa nacional cae en la indiferencia nacional y ser necesario esperar hasta el final del prximo siglo para verla reforzarse y terminar por hacerse imprescindible.

Siglos XVIII y XIX.

Desde principios del siglo XVIII aparecen en Francia y otros pases europeos ciertas tmidas iniciativas para emprender la bibliografa nacional en curso, tentativas que no llegan a tener continuidad. Sin embargo, merece la pena destacar en Francia a final sel siglo (1785) y que comenz a parecer en el Journal de Pars, ya que sta era la primera que naca por un decreto oficial, y no como iniciativa de una voluntad individual y privada. Sin embargo, no tuvo ms que una duracin de siete meses. Por su parte, desde el momento en que se inician las bibliografas corrientes, aparece el inters por establecer bibliografas nacionales retrospectivas: para elaborarlas no haca falta ms que compilar las bibliografas en curso por periodos de tiempo determinados. El primero en hacerlo fue Heinsius, librero alemn que public, entre 1793 y 1798 una bibliografa de los libros alemanes aparecidos desde 1700.

Las bibliografas nacionales retrospectivas elaboradas en el siglo XIX y que en muchos casos no contaban con el apoyo de bibliografas en curso sobe las que sustentarse, carecen de medios tcnicos y econmicos: se elaboran sobre el examen de catlogos de bibliotecas y libreros, repertorios generales, etc. Son, en general, incompletas, ya que se les escapan las publicaciones clandestinas, annimas, oficiales y, en fin, todo aquello que circulaba fuera de los canales comerciales. Por otra parte, su predileccin por las ciencias humanas y la literatura les hace olvidarse a veces de textos cientficos.

3. BIBLIOGRAFIAS NACIONALES ACTUALES

Actualmente, todos los impresos, salvo algunas excepciones, se hallan recogidos por las bibliografas nacionales, en principio en curso y luego retrospectivos. Al bibligrafo artesano de tiempos anteriores le han sucedido las asociaciones profesionales de editores y libreros, que organizan la cooperacin entre los productores de libros. En los pases donde el Estado exige el depsito de los documentos impresos, existen servicios encargados de la elaboracin de las bibliografas nacionales, las cuales ganan as en calidad y precisin. El registro regular de los nuevos documentos se hace en todo el mundo siguiendo un mecanismo rigurosamente reglamentado, que permite a las bibliografas en curso su elaboracin sistemtica y progresiva.

Se distinguen actualmente dos clases de bibliografas nacionales: las que tienen su origen en los organismos oficiales -tienen por base el depsito legal o similar- y las que son fruto de la iniciativa privada, elaboradas por firmas editoras bien organizadas y dotadas de grandes recursos financieros, que trabajan con las asociaciones de editores y libreros y con las bibliotecas nacionales de cada pas. En unos pases funcionas las primeras Espaa, Italia), en otros, donde el depsito legal no es obligatorio, las segundas (USA, Dinamarca, Holanda) y, en algunos, se doblan (U.K. con Whitaker, Francia con Hachette, etc.) En los pases donde el depsito legal es obligatorio, si se observan las leyes de forma estricta, los catlogos de las bibliotecas receptoras pueden hacer funcin de bibliografas nacionales en curso. Aunque el nmero total de documentos producido es siempre mayor que el registrado por las bibliotecas receptoras, la aproximacin es cada vez ms estrecha y cercana a alcanzar la totalidad de la produccin.

4. CARACTERSTICAS DE LAS BIBLIOGRAFAS NACIONALES EN CURSO

Las bibliografas nacionales en curso son siempre descriptivas, de periodicidad determinada (generalmente mensuales o semanales). Las referencias se redactan de primera mano, es decir, con el documento original delante, y segn unas estrictas reglas de normalizacin. Por refundicin, dan lugar a las bibliografas nacionales retrospectivas, y por seleccin a las bibliografas especiales. Deben basarse sobre los principios de exhaustividad, puntualidad y exactitud. Las bibliografas nacionales en curso son rganos de informacin de la produccin intelectual de un pas y sirven a la investigacin, a la industria editorial y a cualquier profesin para cuyo desempeo sea necesario el apoyo de los libros.

5. CARACATERISITICAS DE LA BIBLIOGRAFIAS NACIONALES RETROSPECTIVAS

Formadas a partir de la refundicin de las bibliografas nacionales en curso, muestran la historia de las letras, de las artes y de las ciencias, que libros se produjeron en las diversas pocas y estudiar, en consecuencia, la evolucin de la sociedad de cada pas. Son un inventario de la produccin escrita: como tales tienen una clasificacin alfabtica de ttulos y autores annimos, a veces con el complemento de diversos ndices: rara vez tiene forma sistemtica.

6. LA BIBLIOGRAFIA NACIONAL ESPAOLA

La bibliografa nacional espaola est establecida desde 1958 en la Biblioteca Nacional, sobre la base del depsito legal. Las obras anteriores de la bibliografa nacional son obra de iniciativas privadas o del Instituto Nacional del Libro.

Bibliografas retrospectivas.

Desde la aparicin de la imprenta.

Nicols de Antonio: Bibliotheca Hispania Vetus y Bibliotheca Hispania Nova

Antonio Palu i Dulcet: Manual del librero hispano-americano (de 1923 a 1927; luego fue continuado por su hijo). Clasificado alfabticamente por autores y ttulos annimos, tiene casi 300.000 referencias y recoge el contenido de numerosas bibliografas anteriores (Nicols de Antonio, Hidalgo, Gallardo, etc.).

De 1900 a 1950. El Instituto Nacional del Libro, que sucede en esta tarea a las Cmaras oficiales del Libro, recoge la produccin impresa en lengua espaola desde 1900 a 1930 y de 1931 a 1950 en Catlogo General de la librera es